Por qué “La Tiranía del Rey Washington” debería ser cronológicamente posterior al juego

 

El nuevo DLC de Assassin’s Creed III, “La Tiranía del Rey Washington“, nos pondrá de nuevo a las riendas de Connor Kenway, pero este DLC tiene una base en cuanto a la historia un tanto peculiar.

Cuando fué anunciado como “La Tiranía del Rey Washington”, me llevé una emoción muy grande, aumentada tras ver el asombroso tráiler que sacaron. Tras acabar el juego principal (AC3), sólamente quedan soldados patriotas para combatir contra ellos (en el típico Modo Libre que queda), y eso, unido a que George Washington convertido en tirano sería como el “líder” de los patriotas, sería muy épico, motivante y sobre todo realista. Me daría una gran excusa para seguir jugando al Modo Libre del juego y hacer combates contra los patriotas (teóricamente aliados en ciertas partes del juego), lo cual me sería más realista.

¡Pero no! Resulta que tanto me ilusioné que me olvidé una frase que salía en el tráiler. “Bienvenido a una nueva realidad”. Eso, y la descripción del DLC, me dieron a conocer que éste capítulo de historia NO estaría situado TRAS el propio AC3. Después lo caté un poco y, efectivamente, no lo está. Y con la cuarta actualización del juego, que añade al menú principal del juego la sección para jugar a la campaña de este DLC, más sabido imposible.

 

Ahora bien, ¿qué fumada es esta? Pues es algo tan sencillo como decir que Connor Kenway, protagonista de Assassin’s Creed III, en este DLC, no es lo que es. Sí, es un habitante de la tribu de los Mohawk como todos le conocemos, y vive allí. Pero ni llega a hacerse Asesino, ni conoce a Achilles, ni nada. Sencillamente, es una historia alternativa a la propia de AC3. ¿Cómo se traga esto? Desde el punto de vista realista, no lo tragues. Es o un sueño o una fumada, o ambas cosas.

 

¿Por qué no debería ser así? Bueno, en primer lugar, no me parece realista. Un sueño, ¿pero qué es esto? Y luego está el que sería MUY INTERESANTE el que fuese inmediatamente posterior. Daría una vista muy interesante a George Washington. Los patriotas ganan la Guerra, y Washington, a la cabeza del Ejército Colonial, llega a ser líder de los Estados Unidos. Una vez siendo líder, se convierte en tirano. ¡Más épico imposible! Además, el propio Washington, según un glifo de Assassin’s Creed 2, tuvo en su poder un Fruto del Edén, por lo que daría un mayor sentido a esto de lo que estoy hablando. Por último, daría mayor sentido a lo que cité al principio, de seguir luchando contra los patriotas en el juego principal.

Y otra cosa: en esta “nueva realidad”, no existe Guerra de Independencia, o eso se supone. Está situado ANTES de las memorias de batallas y demás, por lo que, o la Guerra de Independencia no existió, o duró muy poco. También podría ser que Washington, que colaboró durante la guerra contra Francia con los británicos, pudo ser ascendido hasta llegar a ser tirano.

 

¿Daría algún tipo de problema hacerlo cronológicamente posterior a la historia de AC3? ¡Por supuesto que no! En primer lugar, no haría ningún spoiler, porque no creo que decirle a alguien el resultado de la Guerra de Independencia Estadounidense sea ningún spoiler del juego. Y en segundo lugar, tendría sentido realista, desde el punto de vista histórico y la imaginativa de Assassin’s Creed, que George Washington se convirtiese en tirano. Si bien en Assassin’s Creed, los personajes que salen como tiranos SIEMPRE fueron tiranos en la realidad, una excepción podría venir de perlas.

 

Así que, ¿cómo podemos tomar ésto como algo realista? Bueno, pon que el DLC está situado después de AC3, que Connor no es Connor sino su hijo que es clavado a él, y Washington no es Washington sino su hijo que también es clavado a él, y que llegó a ser tirano. ¡Toma realismo!


Contenido relacionado