Battlefield 3 VS Bad Company 2

 

Los juegos de antes eran los mejores“. Una frase que se repite a menudo. Pero ¿hasta qué punto puede ser verídica, y en qué casos?

En un artículo anterior, expresé 8 ideas que harían de Battlefield 3 un juego mejor. En este artículo, voy a hablar de una comparación tan clásica como corriente, entre dos juegos de un mismo linaje artístico que se suceden y que comparten elementos generales entre ellos. Estos dos juegos son Battlefield 3 y su ancestro Bad Company 2.

Antes de decir nada, aclararé que este artículo va destinado a las versiones de consola de estos dos juegos, y hablaré como jugador de Battlefield de consola (porque en PC la cosa cambia, como citaré a continuación). Ahora, empecemos.

El primer término cuestiona: ¿qué es mejor? ¿Battlefield 3 o Bad Company 2? Pues, en un primer término, para mí cada juego tiene sus cosas, pero lo que le veo a estos dos juegos es que Battlefield 3 está más pensado para PC, y Bad Company 2 para consola. ¿Por qué? Principalmente por los mapas. La extensión longitudinal es aproximadamente similar entre ambos juegos, pero los de BF3 son más abiertos que los de BC2.

Los mapas grandes gustan y causan sensación, pero en BF3, son demasiado grandes para consola. Incluso los mapas de consola son más reducidos que los de PC (aunque realmente son iguales, en consola añaden zonas límite). El problema de que sean tan abiertos es que los jugadores se dispersan más, y el factor “juego en equipo” no está tan presente, pues esos 24 jugadores van cada uno por los múltiples jugares que tiene ese mapa tan grande. Digamos que el “problema” de los mapas de BF3 en consola es eso, que tiene demasiadas vías de acceso y vuelve al equipo muy anárquico, lleno de lobos solitarios. Y eso contando con que probablemente más de la mitad del equipo esté haciendo de francotirador -en su base o en uno de los muchísimos sitios desconocidos que tienen estos mapas-, o esté en los cazas. Por lo que la cabeza de asalto queda demasiado reducida. También hay otro elemento, que es la complejidad de los mapas de Battlefield 3. Tienen muchos lugares, muchos sitios donde estar. Muchas casas y edificios. Como otras cosas, esto está bien para partidas con mucha gente, pero para 24 jugadores sigue siendo demasiado. Jugadores muy dispersos, nula colaboración, nulo nivel épico y mucho lobo solitario. ¡Y mucho campero! Porque estos mapas con tantas cosas también tienen, casualmente, muchos más sitios donde “campear”.

Pero anexo a las vías de acceso y a las esquinas camperas viene otro problemón, del que hablé en el artículo de las mejoras de Battlefield 3. Los “respawn-killer“, los pesados que se quedan en tu base a matarte. En Battlefield 3 el problema es mayor que en Bad Company 2. Y esto se debe a varios factores. Para empezar, el de los mapas que decía. Al haber más huecos por los que acceder, y tan pocos jugadores (en comparación alterna con la amplitud del mapa), no se podrán cubrir todas las vías de acceso, lo cual siempre deja vías para que estos deshonestos y malos jugadores entren en nuestra base a hacer de las suyas.

En Bad Company 2 puede pasar, y de hecho pasó, pasa y pasará… pero en menor medida. Realmente esto no viene directamente motivado porque el mapa sea más pequeño y menos abierto. Son los mapas en sí. Digamos que los mapas de BFBC2 tienen, en comparación, muchas menos vías de acceso y lugares donde esconderse que los de BF3. Los mapas de BC2 son fáciles de cubrir, pero los de BF3 requieren que cada jugador cubra un área más extensa. Y si uno de los jugadores falla o cae, la línea defensiva se quiebra y se rompe la defensa de ese lugar, por el que entrarán enemigos.

Estoy hablando de “defender”, claramente refiriéndome al Modo Asalto. Y a Defensores. Pero es lo mismo para los Atacantes, que son quienes suelen sufrir más esta mala práctica de dudosa gracia, competitividad e inteligencia. Pues es lo mismo: a medida que avanzan por las vías de acceso más abiertas y menos “laberínticas” que las de BF3, pueden ver fácilmente si algún maleante les quiere amargar el juego.

Para mí los mapas de BFBC2 son más claros y visibles que los de BF3, y por tanto, me gustan más, personalmente hablando. Pero sigue existiendo el problema de que no se cierran las malditas bases. ESTE es el problema más grave que habría que solucionar.

Otro problema con los mapas de BF3: subirse a los edificios altos. Antes se hacía con el MAV, pero se parcheó. Pero este apartado lo dirijo a el mapa del Monolito del DLC “Aftermath”. ¿Qué gracia tiene que medio equipo esté con francotiradores en edificios de 20 alturas? Lo más gracioso es que subirse a ellos es tan fácil como colocar un radiofaro en el suelo. Ni siquiera hay que ir en helicóptero. En la mayoría de lugares de ese mapa, un radiofaro en el suelo nos deja aerotransportarnos a un edificio.

 

Pero ahora dejemos de hablar de mapas, y voy a comentar las armas y los sistemas de daño. Tanto BFBC2 como BF3 tienen un modo denominado “Fanático”, que es una variante de todos los modos de juego donde las armas tienen mayor daño y los jugadores menor vida. Es para gustos el jugar o no a este modo, pero voy a hablaros del sistema de daño en Battlefield 3. Imaginemos la siguiente situación: un encuentro cuerpo a cuerpo entre tú y un enemigo. Tú le empiezas a disparar antes, pero por alguna razón el enemigo te mata a tí y se queda al 2% de vida. Y eso que le disparaste antes. Seguramente, el enemigo lleve un arma que, estadísticamente, es mejor que la tuya, o por ser una carabina o subfusil, o porque tiene mayor valor de daño que la tuya. O puede que sea una de esas, comúnmente llamas en la jerga de shooters, “arma chetada“. Es un arma que mata mejor que otras. Así de claro. Y en Battlefield 3 proliferaron dada la inclusión de nuevas armas con los DLCs. Esto da ventaja a los jugadores que tienen esas armas descargables, y da envidia a los jugadores que no las tienen, para que así se las compren. Pura práctica de márketing.

Está muy bien el meter en el juego nuevas armas, aunque sea con DLCs. Pero no está tan bien que esas armas tengan una ventaja tan tremendamente exagerada en comparación con otras armas. Por ejemplo, la FAMAS. Esta arma causó una gran revolución en Battlefield 3. Acompaña a un DLC, y sólamente los jugadores con ese DLC, o los avispados que encuentran una en el suelo, pueden utilizarla. Cuando salió, esa arma era increíble: mataba genial, tenía buena precisión… típicos factores de “arma chetada“. Tras una actualización posterior, además de otro DLC que añadía más “armas chetadas“, a la FAMAS se le bajaron muchos valores que hicieron que esa arma ya no la llevase nadie (técnicamente lo que le bajaron y mucho fue la precisión, añadiéndole un gran retroceso, pero sigue teniendo un valor de daño bastante bueno). Acompañando a la FAMAS tenemos muchas otras armas incluídas en DLCs que causan este efecto.

De hecho, Bad Company 2 tiene algo así. Ciertas armas edición especial que se pueden tener adquiriendo un pequeño DLC. Pero no están en un listón tan alto como las armas de DLC de BF3.

Hablando de armas… ¿qué juego las tiene mejores? Bueno, depende de cuáles. Yo lo veo así: los fusiles de asalto tienen mejor eficacia en Bad Company 2; los subfusiles de Ingeniero de BC2 son algo malos y están mejor en Battlefield 3; las ametralladoras son más precisas (equivalencia sin accesorios de BF3) en BFBC2 pero en BF3 tienen bípode y empuñadura; los francotiradores causan mayor daño en Battlefield 3. Por lo general, aunque los fusiles de asalto sí que quedan algo disminuídos, hay que decir que Battlefield 3 introdujo una mejoría general en las armas.

Ahora bien, una cosa está clara: en Battlefield 3, las pistolas son de adorno. O llevas una pistola de agua (M9, MP114, G17, G18…), o llevas la Magnum del 44. En Battlefield 3, las pistolas sólamente sirven para rematar enemigos al 20 de vida, o para hacer fuego de contención para conseguir asistencias (o alguna baja a suerte). En Bad Company 2, las pistolas son muchísimo más potentes y útiles.

De todas formas, tanto en uno como en otro ocurre que, por llevar un enemigo un arma mejor que la tuya, tú empiezas a dispararle 2 segundos antes y él te mata estando al 1% de vida. Esto causa que sean ineficientes los encuentros cuerpo a cuerpo con más de un enemigo. Vale, los dejas a los 2 al 5% de vida, pero te matan. Lo tienen tan fácil como lanzarse un botiquín a los pies (malo será que no sea alguno Asalto/Médico). Y el juego no te da ni las gracias. En este aspecto, Bad Company 2 está algo mejor. Aunque ocurre lo mismo, ocurre en menor medida. Probablemente sea algo relacionado con la cadencia y eficiencia de las armas en este aspecto. Siempre hablando desde condiciones normales y modos normales.

Y para acabar, ¿qué pasa con las escopetas en Battlefield 3? ¿Qué es eso de tener escopetas-lanzagranadas y francopetas (escopetas-francotirador)? ¡No tiene maldita gracia! Si se ponen escopetas, que sea como en Bad Company 2: matan de cerca, hacen “pupa” de lejos. Y tienen un accesorio (ejem, Especialización) que da mayor precisión de lejos pero quita daño. ¡Así es como debe de ser!

 

Como última adición, muchos pequeños detalles hacen de Bad Company 2 un juego más épico. Las escenas al inicio y final de las partidas, los ruidos de radio en los tanques y vehículos, las conversaciones, el tener las voces traducidas, el basto ruído de las armas (muchas armas hacen más ruido en BFBC2)… Obviamente, el estilo de juego de Battlefield 3 también hace el juego muy épico, pero es un estilo compartido desde Bad Company 2, por lo que, esto sería equivalente, superponiendo los efectos anteriormente mencionados.

 

En resumen, ¿qué juego es mejor? Desde mi punto de vista, Battlefield 3 está destinado a partidas con muchos jugadores (PC) y Bad Company 2 a partidas más reducidas (consola). Lo óptimo sería hacer un Battlefield que, además de reparar ciertos problemas comunes y separados, realizase mapas específicos para cada plataforma. No deberían ser distintos, sencillamente bastaría con reducir los lugares “secretos” (o casi anularlos) y hacer los mapas de tal forma que se puedan “cerrar” más para las versiones de consola de menos jugadores, para no tener que hacer mapas nuevos o modificar los grandes existentes. El problema no es el tamaño, sino los lugares donde apostarse. Battlefield 3 tiene dos temas en ese aspecto: muchos lugares generales (algo que está bien para partidas con mucha gente), y muchos lugares escondidos donde esconderse (lo cual es negativo para cualquier tipo de partida). Lo ideal sería hacer mapas tipo Bad Company, de alguna forma optimizados para poder jugar bien tanto en PC (que no se sobresaturen los mapas) como en consola (que los jugadores vayan juntos y no haya que recurrir al “lobo solitario”). Además, deberían corregirse en conjunto los típicos errores que tanto mencioné de reapariciones y bases sin cerrar.


Contenido relacionado