Análisis de Tiny Brains

Análisis de Tiny Brains
 

Spearhead Games nos trae un entretenido juego de puzzles que intenta llegar más allá y ofrecernos mayor originalidad que otras, pero se queda en un intento aunque no del todo malo.

En esta aventura encarnamos a un roedor, mejor dicho a cuatro roedores pero no corrientes sino mutantes con diferentes poderes que serán imprescindibles para avanzar por los distintos niveles del laboratorio donde unos científicos nos han metido para ser examinados. Todo esto en un mundo con una estética muy Cartoon y que resulta muy atractiva y curiosa.

Tendremos que estrujarnos los sesos, algunas veces menos que otras, para encontrar la forma de accionar el mecanismo que haga que la puerta del nivel se abra y poder seguir adelante por el laberinto, y para ello hay que utilizar los distintos poderes que tienen cada uno de los roedores que manejamos y combinarlos.

tiny_brains-2396343

En nuestra aventura tendremos que combinar los poderes de los cuatro roedores a los que manejaremos para avanzar.

En el apartado en el que se unen precisamente estos poderes con el género del puzzle es donde se encuentran más fallos y ahora explico por qué.

Tenemos cuatro poderes dependiendo del protagonista que utilicemos en cada momento pues uno puede teletransportarse intercambiando su lugar con el de otro objeto, otro puede atraer objetos hacia sí, otro puede lanzar objetos con su poder mental y el último puede crear bloques de hielo.

Los poderes son muy curiosos y están muy bien, pero a veces los objetos de alrededor reaccionan de manera rara pues no hacen lo que deberían, se mueven de manera extraña, chocan con otros elementos de manera inexplicable y demás. Sinceramente este es el fallo que más fastidia, pues en un juego de puzzles es importante que este tipo de cosas estén bien hechas y programadas pues son básicas para el avance de uno en el juego.

tiny_brains-2428663

Cada roedor tiene un poder distintos, por ejemplo el de crear bloques de hielo.

 

La jugabilidad es un aspecto que se muestre algo pobre y demasiado simplificados. Como ya he dicho con anterioridad hay que pensar bien qué hacer y cómo combinar los poderes para accionar los mecanismos de cada zona para abrir la puerta y avanzar. El problema es que esto siempre suele hacerse de la misma manera, haciendo que un elemento encaje en otro y poco más. Por ello a veces todo resulta muy fácil y repetitivo.




Además los poderes de cada ratón son también muy simples, pues solo hacen lo que anteriormente he contado, nada más. Lo único que puede resultar complicado es que muchas veces tienes que proyectar los poderes hacia una dirección concreta y para ello tienes que apuntar con una flecha que aparece en pantalla, pero por lo general tiene muy poca precisión y de ahí la dificultad.

Tiny-Brains-Screen

La jugabilidad es simple, pero la imprecisión a la hora de direccionar los poderes lo hace todo más complicado.

Por supuesto este juego también tiene cosas interesantes y la mayor de ellas es el multijugador que nos ofrece una partida mucho más divertida. Y es que a la hora de comenzar esta aventura puedes elegir que tu partida sea pública, permitiendo así que cualquier jugador en línea pueda unirse a la misma, o directamente buscar una partida ya creada por otro jugador y unirte a ella, además de poder jugar directamente con otra persona que no esté en línea pero coja uno de los mandos de los que dispongas.

Esta opción es muy recomendable y mejora considerablemente la partida, pues es mucho más divertido compartir cada nivel con otros usuarios y colaborar entre todos para resolver el nivel y avanzar juntos. Obviamente es mucho más rápido completar el juego de esta forma, pero también es mucho más ameno.

Lo malo es que una vez que compartas la partida con otro jugador se le hará horrible jugar solo, pues será mucho más aburrido y parece perder por totalidad la gracia.

Puede parecer una locura que en un nivel pequeño y normalmente fácil haya hasta cuatro jugadores, pero es muy divertido, aunque por supuesto lo sería más si los niveles fueran más complicados.

tiny-brains-playstation-3_pc_playstation-4_197213

En el multijugador puedes jugar con hasta tres jugadores y tendréis que colaborar para acceder a siguiente nivel.

Resumiendo nos encontramos ante un título divertido, pero que acaba siendo muy repetitivo, y que es mucho más ameno y disfrutable si jugamos al multijugador, sin duda lo mejor de este título.




Desde luego este juego llega para PlayStation 3, una plataforma con mucha competencia en este tipo de juegos Indies de puzzles en los que tienes que utilizar tu ingenio para avanzar, y la en la comparativa no sale muy bien parado pues hemos tenido juegos de gran calidad en este género.

Sinceramente esperábamos más de este título, aunque no deja de ser muy disfrutable sobre todo para un rato en compañía de amigos o en familia.

Tiny-Brains-02

Un juego ideal para pasar un rato con los amigos o en familia.

 


Contenido relacionado