Mesa Redonda: ¿Hacen las empresas “la del partner” con los remakes HD?

Mesa Redonda: ¿Hacen las empresas “la del partner” con los remakes HD?
 

Puede que vengan aclamados por los fans u ocultos sobre una falta de originalidad de las compañías, pero lo que si que es evidente es que el término HD al final del título del videojuego en cuestión es algo que desde hace un tiempo lo tenemos presente en un gran número de entregas. Muchos de vosotros conoceréis el uso de la frase “la del partner” cuando un “youtuber” saca contenido por sacarlo, con tal de sacarse unos monedos. Así que, como estábamos dudando entre si estábamos en contra o a favor, nos sentamos una semana más en nuestra mesa redonda para debatir el tema que cada domingo proponemos, aunque salga el lunes.

María V. Gil: dependiendo del juego o saga

La pregunta del millón de la mesa redonda es la siguiente: ¿Qué juegos merecen esa remasterización?. Seguro que saldrían muchos juegos, demasiados quizás y eso hace imposible (al menos para mi) posicionarme en un lado u otro. ¿Realmente es necesario hacerlo? Para mi no del todo, así las nuevas generaciones se van a perder esos gráficos que teníamos no hace mucho tiempo.

Hace unos 18 años escasos nos quedábamos boquiabiertos con unos gráficos, que aunque no fuesen los mejores, a nosotros nos parecían una verdadera pasada. Estoy hablando de los primeros Pokémon, PlayStation 1, Sega…menudos tiempos aquellos en los que poco importaba si los gráficos eran hd o no, solo queríamos pasarlo bien.

Pero también sería una pena que los jóvenes de hoy en día se pierdan grandes juegos, ¿no?. Por ejemplo les seria un poco imposible seguir la historia de  Metal Gear Solid. Dirían: ¿quién es el viejo ese y por qué dice esto o lo otro? Por ejemplo Metal Gear Solid si merece esa remasterización, así los nuevos gamers no se perderían en la historia.

Otra opción a la remasterización sería volver a sacar el juego, sin mejoras gráficas ni nada. Tal y como fue creado en su día. Seguro que los gamers más veteranos soltarían alguna lagrimilla con eso, con volver a jugar a ese juego tal y como lo recordaba.

En conclusión, para ciertos juegos y sagas de videojuegos no viene mal remasterizar entregas anteriores, así los nuevos gamers podrían seguir la historia del juego, en caso de seguir la línea argumental con cada entrega. Grandes sagas de juegos si merecen una remasterización, pero bien hecha que conste. No un juego que dé pena jugarlo y nos haga mirar con malos ojos a ese juego que antes nos hacia sonreir al recordarlo.

Alberto Infante: sí, pero no

Recientemente he comprado una remasterización HD, en concreto la de Final Fantasy X/X-2 Remaster y he de reconocer que estoy disfrutando de este juego más que nunca. Teniendo en cuenta que entre mis partidas de PlayStation 2 y PlayStation 3 (ya que tuve aquella que leía juegos de la 2) acumulé unas 700 horas sólo en FFX esto es mucho decir. Con esto en mente sería cínico por mi parte quejarme acerca de las remasterizaciones en HD, pero realmente no estoy de acuerdo con ellas.

Antes de todo, quiero aclarar que hay dos tipos de adaptaciones, la primera de ellas la de los juegos clásicos y la segunda la de juegos que, aún habiendo salido poco tiempo atrás se adaptan a la nueva generación.

No hay demasiada diferencia entre unos y otros, ya que si alguien podría decir que si quieres jugar un juego antiguo puedes hacerlo en su plataforma original, pero este no es el objetivo del primer tipo de remasterizaciones. El primer grupo busca “adaptar” un clásico a tiempos modernos y generalmente agruparlo con otros para que permanezca como un objeto de colección en las vitrinas de los fans.

Por contra, el segundo grupo es que no me gusta tanto. Con fines únicamente comerciales (vale, ese es el objetivo de las empresas), se sacan juegos idénticos al que hemos visto unos meses simplemente para reducir costes. Sería preferible invertir esos miles de euros en algo diferente y nuevo. Se evidencia aquí nuevamente la falta de ideas en el sector, un sector que prefiere sacar en HD algo que ha funcionado que tratar de innovar de alguna manera (y eso que cuando quieren lo hacen y muy bien, pero es más cómodo repetir).

Con todo esto, sólo queda decir que los juegos de antes eran mejores que los de ahora.

David Lorenzo: todo depende de la calidad del remake

Los Remakes en HD son algo bueno, pero como en todo, es importante la calidad. Para empezar, la remasterización debe tener un grado mínimo de calidad que lo considere HD. Hay simples títulos que ni siquiera son “remakes”, y mucho menos HD. Son títulos enmarcados en el concepto “Arcade”, y son sencillas conversiones (sin el prefijo “re” delante) que permiten jugar a títulos antiguos y clásicos en consolas actuales, como si fuese un emulador.

¿Dónde llega el límite? Cuando las conversiones son falsamente llamadas reconversiones, y peor aún, cuando se decora su título con las letras H y D. Se puede coger un juego clásico, cambiarle todas las texturas aumentando su calidad claramente a la altura de algo digno de los tiempos que corren, y dejar (o modificar) el sistema de juego y toda la masa de datos internos (misiones, textos, etc). Ésto sería un remake en HD.

Así pues, vale la pena comparar las texturas y la calidad gráfica de un remake HD con el juego original. ¿Vale la pena pagar lo que cuesta? Como siempre, son los usuarios quienes tienen la tarea de juzgar si las compañías han trabajado en renovar, hacer una REconversión de ese título clásico, y por tanto, si vale la pena pagarlo. Si no es así, deberíamos ignorarlo.

Las remasterizaciones no son malas. Los agentes infecciosos son los remakes cuyos creadores nombran con las letras “HD”, en un vago intento por ganar dinero fácil adaptando de una forma limitadamente técnica a una plataforma superior, sin requerir apenas esfuerzo.

Julio J. Pérez: si no hay comunicación no hay mejoría

El tema de los partners en los videojuegos es mucho más frecuente de lo que se esperaría hoy en día con todas las innovaciones tecnológicas y la facilidad de programación en algunas consolas pero a la hora de sacar un producto, sobre todo si es multiplataforma, la diversificación de su programación en diferentes estudios es primordial. (principalmente en el caso de que el videojuego abarque las portátiles, móviles o consolas desfasadas técnicamente como en el caso de Wii U respecto a PlayStation 4 y Xbox One). No obstante la comunicación entre el estudio base y el partner es obligatoria o el producto final puede estar bastante alejado de lo que se pretendía y enfocado solamente a las cualidades jugables que ofrecen las plataformas del partner, ya sean el control táctil, la pantalla de Wii U, las opciones sociales, etc.

Pero este ámbito de partners no existe solamente a la hora de desarrollar versiones de ciertos juegos y en muchos casos a la hora de adaptar un videojuego ya existente a una consola superior muchas desarrolladoras contratan a pequeños estudios para que hagan los cambios adecuados. En muchas ocasiones estos son solo mejoras gráficas los que nos lleva a pensar si el tema de la retrocompatibilidad tendría que ser obligatorio al menos con la generación anterior. Por último muchos partner también suelen desarrollar entregas o juegos para compañías más importantes pero aunque en muchos casos el trabajo final es el esperado en otros no tantos, como son los recientes casos de Aliens: Colonial Marines, Thief, Dragon Ball Z: Battle of Z o Lost Planet 3 y es que, como he dicho anteriormente, si no hay comunicación no hay resultados.


Contenido relacionado