El swatting llega hasta un ejecutivo de Bungie

Destiny

Más esperado 2014
PlayStation 3 PlayStation 4 Xbox 360 Xbox One
8

Muy bueno

El swatting llega hasta un ejecutivo de Bungie

Llegaron a rodear su casa a las 4 de la mañana

El swatting llega hasta un ejecutivo de Bungie
 

No es la primera vez, y por desgracia seguramente no será la última, que alguien crea una falsa alarma para que un grupo de SWAT (Special Weapons and Tactics) asalte algún domicilio. En algunas ocasiones parece que se hace como una broma, pero los problemas que podría generar un asalto de este grupo de agentes tácticos pueden llegar a ser bastante graves. Ya se han registrado once avisos falsos como este, y se conoce como swatting.

En esta ocasión ha sido un ejecutivo de Bungie, cuya identidad se desconoce, la persona que ha sufrido este problema. Recibió una visita de los SWAT a las cuatro de la mañana, cuando toda la familia dormía plácidamente. Afortunadamente, no ha ocurrido nada más que el susto, por lo que podemos decir que el caso acabó bastante bien.

Al parecer, según la policía estadounidense, todo comenzó con una llamada de alguien haciéndose pasar por un delincuente armado, que se encontraba dentro del domicilio. “Quien llamó dijo que tenía un rifle de asalto y había puesto explosivos en el jardín. Además, tenía a la familia como rehenes“, comentó el jefe de policía del departamento de Sammamish, Nathan Elladge. “Pedía un rescate de 20.000 dólares para liberar a la familia“.

La policía, al recibir un aviso tan grave, comenzó el protocolo de intervención de emergencia, desplegando todos los equipos necesarios. Aún así, los detectives encargados de la investigación lograron determinar que la llamada se había producido desde fuera del domicilio, vía IP, por lo que finalizaron la intervención de forma tranquila, sin tener que lamentar incidentes.

Aún falta por saber la identidad de quien realizó la llamada, pues la policía no tiene datos. Aún así, sospechan de alguien con vínculos a la industria del videojuego, quizás alguien que no tuvo una buena experiencia profesional con este ejecutivo. Por otro lado, y como buena noticia, desde Bungie aseguran que toda la familia se encuentra en perfecto estado, pero que no darán datos del ejecutivo en cuestión, por motivos privacidad.

Las autoridades del país han querido recordar a todos los ciudadanos que esta “broma” está considerada delito, y se paga con un año de cárcel y 5.000 dólares de multa. “No es un juego. Es una respuesta muy seria que podría haber tenido consecuencias muy serias, aunque por suerte no ha ocurrido nada esta vez“, comentaba Elladge. “Responder a algo tan serio pone en peligro la vida de los agentes y también la de los ciudadanos“.

bungie-logo


Contenido relacionado