Entrevista a Javier Ortizá – Google Glass

Google Glass para el usuario de a pie

Entrevista a Javier Ortizá – Google Glass
 
 

Como sabreis, en Areajugones tuvimos la oportunidad de asistir a las diversas charlas que hubo de la mano de la Fun & Serious: Algunas sobre como evoluciona el mercado, tendencias, consejos para nuevos estudios (o incluso para los veteranos). En este caso vamos a hablar de Javier Ortizá, CEO de Innoarea y Google Glass explorer, al que tuvimos oportunidad de entrevistar con motivo de la charla que dio sobre esto mismo: las Google Glass. Decir que en todo momento fue realmente amable, explicando con detalle cada uno de los puntos por los que le fuimos preguntando como vais a ver en este artículo.

google-glass-shade-01

¿Cómo es desarrollar para Google Glass?

Desarrollar para Google Glass no dista mucho de hacerlo para cualquier dispositivo Android, o cualquier plataforma. Te tienes que ajustar a los requisitos del hardware, a la resolución de las Google Glass y adaptarlo a tus desarrollos. Cualquiera que se meta o este ahora con su desarrollo no descubrirá grandes diferencias.

Nos preguntaron en la web: las Google Glass funcionan con comandos de voz. ¿No dan problemas como pasa con los móviles? Como no reconocer los comandos, o que en ambientes ruidosos den problemas.

Las he probado en ferias y eventos multitudinarios, y en recintos cerrados como este y sí que es cierto que puede costar más, pero no he visto un gran problema con los comandos de voz. Siempre es algo que se puede mejorar, y que también depende de cosas externas como el entorno, si vocalizas bien, que estés afónico… entonces la experiencia del usuario puede ser diferente. En caso de recintos cerrados sin embargo es difícil que te puedas encontrar con problemas, pero hay que tener en cuenta que es un prototipo y habrá que ver en un futuro las mejoras que pueda tener.

El proyecto comenzó en 2012, y la presentación oficial en 2013 siendo un “boom” para todo el mundo. Desde entonces en cambio ha habido pocas noticias y parece que ha ido decayendo. ¿Se ha perdido interés en el proyecto Google Glass?

Realmente no lo sé, habría que preguntárselo a Google. Yo creo que depende de muchas cosas, ya que el proyecto es inmaduro a día de hoy, pero Google ha conseguido una cosa a día de hoy que pocos, o tal vez nadie haya conseguido. Yo además de producto digital, desarrollo producto físico en concepto de prototipos y demás, y a día de hoy ningún cliente me ha comprado algo cuando aún es un prototipo jamás. Tenía que costearme el prototipo, presentarlo al cliente y si lo veía interesante con algún proyecto, entonces lo compraba. Google es a día de hoy que yo conozca la única empresa a nivel mundial que vende prototipos aun sabiendo que no va a ser el producto final. Para mí ha habido dos factores: el éxito tremendo que han tenido vendiendo prototipos a 1200€, que hay que valorarlo…

Sí, porque mucha gente se quejaba de que este es un precio excesivo.

Eso es, pero hay que tener en cuenta que esto es ahora mismo para gente especializada. Tienes un profundo éxito, que abres cuatro tiendas a nivel mundial para venderlas, y yo que he estado en Londres tienes que ir por “appointments”, te las venden como si estuvieras comprando maná. Es alucinante lo que la gente compra tanto en Londres como en Estados Unidos las Google Glass. Luego creo que han recibido, al tener tanto éxito comprando prototipos y al recibir tanto feedback gratuito de los desarrolladores, porque es todo gratis, no solo pago 1200€ por el prototipo y si mañana Google dice “este proyecto se retira” mi inversión se podría ir al garete, sino que además estoy desarrollando gratis y ayudando a mejorar un producto por el que no voy a cobrar nada.




Cada App que desarrollo se sube al servidor de Google, estos la validan y la devuelven a mis Glass; multiplica esto por los miles de desarrolladores que trabajan con Google Glass, y te puedes imaginar todo lo que está recibiendo Google. Yo creo que se han juntado esos dos factores, sobre todo porque conozco a la competencia de Google y no deberían preocuparse, ya que aunque Sony, Samsung…lo que vienen siendo las compañías rivales se están decantando por Smart Glasses, el producto que tienen es muy diferente al de Google, y creo que es un proyecto que no morirá, pero como todo tendrá sus altibajos. Habrá que ver cómo va la cosa, porque al lanzar un hardware tan innovador al mercado, yo me lo plantearía muy bien. Hay mucho que pulir, como el calentamiento en un alto uso (cosa que comprobamos, no se calientan hasta el punto de quemarte pero se nota) o la duración de la batería.

Algo leímos si, que debería durar unas 8 horas…

*Se ríe* Bueno, vamos a dejarlo en una hora y media. A ver, es cierto que dura 8 horas, no voy a mentir, pero estando en StandBy. Yo he pasado incluso un día entero con ellas sin cargar, pero si ahora tú y yo nos ponemos con ellas a jugar a videojuegos, pues entonces tendría que ponerlas a cargar.

Otra cosa que también nos preguntaron, ¿no muestran las Google Glass demasiada información y muy cerca del ojo?

Para nada. Es importante que quede claro para la objetividad de la entrevista, que yo no vivo solo de las Google Glass, que también es algo importante. Mi empresa no depende solo de esto; si fuera así te diría solo lo bueno, pero también te diré lo malo, y en este caso esto es algo bueno: las Google Glass no tienen demasiada información, y a medida que las uso y voy desarrollando para ellas les voy viendo más utilidad. Es como un Smartphone vacío a día de hoy: puedes llamar, que es el principal valor por el que tenemos los teléfonos, pero luego puedes ir metiéndole diferentes aplicaciones. En el caso de las Google Glass va por tarjetitas, ahora puedes ver la hora (y sí, podía ver la hora en el prisma), luego lo muevo y veo mi agenda de hoy, mi vuelo que tengo programado…y en todo momento te estoy mirando a ti y hablando contigo. Si necesito más información miro un momento las Glass y veo la hora del vuelo, pero puedo hablar contigo perfectamente, o si llega un mail te paro un momento, lo leo y seguimos hablando. Si tú las llevases ahora, seguramente pasarías la primera media hora mirando hacia arriba, pero si pasaras una hora caminando o haciendo otras cosas, al final casi te olvidarías de que las llevas.

Vamos que en todo momento enseña lo que necesitas, no es como un ordenador que muestra todo a la vez.

Eso es, son tarjetas de información únicas: Si quieres ver tu mail, ves eso y nada más.

Y otro tema más, es el asunto de los problemas que pueden dar con la privacidad. No sé qué opinas tú sobre eso




Bueno, es el mismo problema que tenemos con los móviles. Seguramente en las preguntas de la charla me pregunten cuánto dura la batería, si me quedo bizco mirando las Glass y esto mismo, la privacidad. Cuando salieron los primeros Smartphone con cámara, la gente estaba un poquito escandalizada con la posibilidad de que la gente hiciese fotos en la playa y las subiese a internet. Incluso se hicieron páginas web precisamente de eso, de fotos tomadas en la playa de mujeres en topless. Entonces el concepto que tenemos que tener es el mismo que con un móvil: tenemos tanto problemas de privacidad como podemos tener con un móvil. ¿Qué punto en contra tenemos con las Glass? Que es algo en lo que sí creo que tendríamos que hacer algo, pues podría estar grabándote o haciendo mil cosas, ya que las tengo a la altura de mis ojos y no tengo ni que tocarlas. Por ejemplo si ahora te guiño un ojo, te tomo una foto, y porque te digo que te la he tomado, sino ni te habrías enterado, cosa que con un móvil hay que cogerlo, enfocarte…que es algo más violento. Las cámaras de video por su parte cuando graban tienen un led rojo encendido, cosa que no pasa con las Google Glass. Puedo dar en un momento la orden y grabar un video, que son cosas que hay que cuidar; pero si hay que atajar la seguridad con las Google Glass, habría que hacer lo mismo con el móvil.

También leímos que hubo un proyecto con el que querían montar las Google Glass en monturas graduadas.

Sí, yo mismo las tengo (Sacó el estuche para enseñarlas y sí, es cierto que se puede montar en unas gafas graduadas). Cuando Google inventó el primer prototipo no venían así, pero con los feedback que han ido recibiendo, ese fue uno de los grandes, así que Google con la montura también incluye un destornillador con el que solo quitando un tornillo se suelta la montura metálica de las Glass y se puede intercambiar por una montura graduada, y problema solucionado. Es lo bueno que tienen las Google Glass: Serian tus gafas, pero con una pantallita extra.

Google_Glass_with_frame

Sobre tu charla de hoy, vienes a hablar del uso de las Glass en empresa. ¿Crees entonces que en un futuro las podrá usar el usuario de a pie?

En realidad las Google Glass son para el usuario de a pie, lo que pasa es que todavía no pueden comprarlas por el precio que tienen hoy día. Cuando cuesten 300 o 400€, que es según palabras de Google el precio que tendrán, ya podrán llevarlas los usuarios de a pie.

El concepto Google Glass es usuario de a pie, es mainstream; el concepto de la “competencia”, ya que aunque el hardware es muy similar, para mí son totalmente distintas, y ahí sí se puede hablar de empresa, porque solo Google ha hecho un diseño más estético y menos intrusivo para que las lleve todo el mundo y las use como GPS o cualquier utilidad que tenemos en un móvil hoy en día. El resto de la competencia tiene unas gafas, tal cual, que te tapan todo, con un cable, un mando…ahí si tiene un desarrollo más a nivel de empresa.

Supongamos una empresa que fabrica, así por inventar, molinos de viento, que hay como 200 tipos de molinos con sus mecánicas distintas y demás, que tienen sus ingenieros de mantenimiento que no pueden aprenderse todos los mecanismos. Lo que nosotros desarrollamos es que al ponerse esas gafas detecten el molino y te digan por realidad aumentada qué piezas cambiar, o ver el manual de la arquitectura que forma el molino. Eso es algo que las Google Glass no permiten, porque el prisma al ser tan pequeño no permitiría tantísima complejidad. Por eso digo que las Google Glass son para el día a día, y las otras son más para una empresa, ya que si no has usado nunca las Google Glass, realmente no puedes saber cómo son y por eso la gente no las sitúa en lo que son capaces de hacer. Cuando voy a una ponencia, sé que la gente me escucha pero o están mirando las gafas, o no me están entendiendo, por eso suelo preguntar quienes no las han usado y paso un rato dejando que se las pongan para que vean como es la experiencia.




Y ya para terminar, ¿crees que el concepto de wearables va a extenderse más? Al igual que llevemos Google Glass, llevar relojes que nos midan el pulso o aparatos similares.

No sabría decirte la verdad. El concepto wearable está muy de moda, y hay otro concepto muy de moda, que se puso de moda en el CES, que es el internet de las cosas. Igual al final todo gira en el concepto de wearable, pero creo que sobre todo será el hecho de conectarnos lo máximo posible, que es una necesidad del ser humano: el estar conectado con otros seres humanos. Hoy día es la ropa, entendiendo las Glass como ropa, que no sé hasta qué punto podría serlo, pero no sabría decirte si va a tirar por ahí. Seguramente sí que veamos cada vez más lo de estar conectados, pero podrían ser wereables como podrían ser pantallas en la calle como hemos visto en muchísimas películas, como detectores de retina…cosa que ya sucede: Puedes pasar la frontera de Londres con tu pasaporte electrónico, que escanean para ver que no tienes antecedentes y luego escanean tu cara. Si coinciden tu cara y la del pasaporte, pues ya pasas, así que creo que irá más por el hecho de la conectividad y el big data: Información y conexión, tenerlo todo al momento, lo que yo quiero y cuando yo quiero.

Después de esto tuve la oportunidad de probar las Google Glass y ciertamente tenía razón Javier con el hecho de que uno se pasa mucho tiempo mirando la pantalla al principio: Tuvo que decirme en más de una ocasión que le mirase a él para darme las instrucciones. Pero cuando esto estuvo arreglado, todo fue como la seda, tanto comandos de voz, como lo que se ve en pantalla, la velocidad a la que reproduce las aplicaciones…de hecho probé un juego en que en el prisma muestran un punto de mira, y mediante las órdenes “Plato” (o cualquier sonido a nuestra elección) y “Bang” el juego lanzaba un plato al que teníamos que apuntar girando la cabeza para mover la mira, y luego tratar de destruirlo.

Todo sea dicho, no fui capaz de pasar del 2 de 10, pero en este caso era una mezcla entre mi torpeza con los juegos que requieren puntería, y que para mí era algo completamente nuevo el jugar de ese modo, aunque fue una experiencia realmente agradable. Desde aquí mi agradecimiento una vez más a Javier Ortizá por haber atendido a Areajugones, y esperemos que el lanzamiento de las Google Glass no se haga mucho más de rogar.

JavierOrtizá


Contenido relacionado