Activision cierra con un fuerte año fiscal gracias a Hearthstone y Destiny

Los ingresos de Call of Duty ascienden a los 11 mil millones de dólares

Activision cierra con un fuerte año fiscal gracias a Hearthstone y Destiny
 
 

Activision ha terminado fuertemente su año fiscal de 2014, sobrepasando sus expectativas y anunciando el éxito de sus franquicias y títulos. (Podéis ver el informe al completo aquí)

Los ingresos netos para este año fueron de 2210 millones de dólares en comparación con una previsión de 2200 millones de dólares. La compañía terminó el año con 4810 millones de dólares en ingresos netos, frente a los 4340 millones de dólares con los que finalizó en 2013.

Destiny y Hearthstone, dos nuevos lanzamientos en el año fiscal, se combinaron para registrar 40 millones de usuarios (16 millones pertenecientes a Destiny) y 850 millones de dólares en ingresos. La tendencia de crecimiento de los ingresos digitales continúa, con Activision reportando un 46% de los ingresos por ventas procedentes de las descargas de juego completo y complementos (add-ons).

Como parte de su éxito financiero, Activision recomprará hasta 750 millones de dólares en acciones (un movimiento que devuelve el valor a los inversores). Además, la compañía pagará 250 millones de dólares de su deuda pendiente. Por si fuera poco, la compañía tiene pensado ampliar su cartera de blockbusters a 10, frente a los 5 de a principios de 2014.

Activision también ha declarado que los ingresos totales de su más reconocida franquicia, Call of Duty, ascienden a los 11 mil millones de dólares desde su salida en 2003.

activision

 


Contenido relacionado