Un exempleado de Naughty Dog denuncia abusos sexuales en el estudio

The Last of Us Part II
 

David Ballard, antiguo empleado de Naughty Dog, abrió ayer un hilo en Twitter para describir una situación que había escondido durante mucho tiempo en relación a su puesto de trabajo. El artista de escenarios aseguró haber sido víctima de abusos sexuales por parte de uno de los jefes del estudio. En su currículum figura haber trabajado en importantes proyectos como Uncharted o The Last of Us.

“A finales de 2015 fui acosado sexualmente en Naughty Dog por uno de mis jefe. Mi entorno de trabajo se volvió extremadamente tóxico después de esto”, dijo en Twitter. “En febrero de 2016 colapsé. Cuando les conté lo sucedido me despidieron al día siguiente. Alegaron que la compañía iba hacia una dirección diferente y que mi trabajo ya no era necesario”.

Ballard asegura que después de recibir los abusos sexuales y ponerlo en conocimiento de PlayStation, fue despedido al día siguiente intentando además silenciar todo lo ocurrido. El exempleado admite que Sony le ofreció un acuerdo por el cual recibiría 20.000$ a cambio de su silencio, algo que se negó a firmar.

“Ellos intentaron silenciarme ofreciéndome 20.000 dólares a cambio de firmar un contrato de confidencialidad. Yo me negué. Estuve 17 meses sin trabajo y cuando en otros estudios me preguntaban acerca de las causas en mi cese de Naughty Dog, yo decía estar quemado.

Aunque los hechos sucedieron en 2015, el artista lo ha puesto ahora en conocimiento ya que no se atrevió a hacerlo antes. Además asegura que ver como cada día se denuncian más este tipo de hechos le ha dado fuerza para hacer públicas sus vivencias.

“Estoy hablando ahora debido a la fuerza que he visto de otros presentando sus experiencias en la industria del cine y la televisión. Ésta es la cosa más difícil que he hecho. No dejaré que nadie mate mi impulso y amor por la industria de los videojuegos, mis pasiones o mi vida”.


Contenido relacionado