Probamos Moonlighter y hablamos con Digital Sun, sus responsables

Descubre la espectacular creación de este joven estudio valenciano

Probamos Moonlighter y hablamos con Digital Sun, sus responsables
 
 

Hace ya un tiempo que se anunciaba Moonlighter, un peculiar proyecto que, con suerte, supondría el primer lanzamiento totalmente propio del estudio valenciano Digital Sun Games. Tras lanzarse a probar suerte con una campaña de crowdfunding que resultó todo un éxito, Moonlighter ha ido progresando a lo largo de los meses para, con su presencia en diferentes ferias de videojuegos a nivel internacional, hacerse un hueco entre esos proyectos que algunos de nosotros esperamos con ganas. De hecho, hace unos meses que destacamos la presencia del videojuego de Digital Sun Games en gamescom 2017 como uno de los indies más prometedores de toda la feria.

Ahora, a escasos meses de su lanzamiento, el cual se planea para comienzos de 2018, hemos podido probar una de las versiones preliminares del título para comprobar de primera mano cómo se comporta esta obra y si conseguirá estar a la altura de las expectativas. Además, hemos tenido la ocasión de charlar con Javier Giménez, cabeza de Digital Sun Games, quien nos ha explicado más a fondo algunas facetas del título que tenemos hoy entre manos. ¿Queréis saber qué esperar de Moonlighter? Pues acompañadnos en nuestras primeras impresiones del juego.

 

Toda aventura tiene que pagarse

Moonlighter nace con unas premisas que resultan peculiares desde el primer momento. En medio de un universo de fantasía con magia, encantamientos y mazmorras llenas de monstruos nos encontramos con un duro golpe de realidad; el dinero es un problema hasta para los héroes más valientes. Con esto en mente, tendremos que jugar como Will, un comerciante que durante el día dedica sus esfuerzos a ganar dinero vendiendo todo tipo de cosas y haciéndose cargo del negocio familiar, pero que llegada la noche se convierte en un héroe que busca tesoros en las zonas más peligrosas de este universo.

Así nacen las dos facetas bien diferenciadas de Moonlighter. Por un lado tendremos que trabajar en nuestra tienda, tratando de conocer a nuestros clientes para ofrecerles lo que buscan, poniendo precios justos a nuestros productos e incluso deteniendo a quienes intenten robar. Pero por otro lado nos encontramos con un juego de corte roguelike en el que avanzamos por diferentes salas creadas de forma procedural a lo largo de mazmorras con interesantes secretos ocultos. Y a todo ello se suma que el título no es “infinito”, sino que cuenta con una historia por la que ir avanzando hasta llegar a su final.

Javier Giménez, CEO de Digital Sun nos lo explica de la siguiente manera: “a nivel de tema, es un juego sobre un tendero que sueña con ser un héroe. Algo que nos pasa un poco a todos… A nivel de género es un roguelite/ARPG. No es un roguelike puro porque, aunque hay generación procedural y la muerte está penalizada, no se borra el progreso del jugador, sino que hay una historia, con un final. En ese sentido se parece más a la estructura de un Rogue Legacy que a un The Binding of Isaac, aunque obviamente tiene fuertes influencias de ambos. También de otros títulos como Harvest Moon o los Zelda clásicos”.

Un todo

Con lo explicado hasta el momento, nos encontramos con que Moonlighter podría perfectamente parecer dos juegos diferentes, uno de gestión de nuestra tienda y otro ARPG con todos los elementos de combate. Pero al jugarlo la sensación es realmente diferente, el juego se comporta como un todo. Para poder avanzar en las mazmorras necesitamos equipamiento y dinero con el que comprarlo, por lo que tenemos que tratar de vender lo máximo posible. Pero para vender lo que la gente del pueblo desea debemos aventurarnos en las mazmorras y así conseguir los tesoros en los que el pueblo desea dejar su oro. Tenemos, de esta forma, una pescadilla que se muerde la cola y que nos incita a continuar jugando, haciéndonos pensar en la tienda cuando estamos en la mazmorra y viceversa.

Y no creáis que esto es casualidad, desde Digital Sun nos explican el esfuerzo invertido en este tema comentando lo siguiente: ”hemos tratado de que, en lugar de parecer dos partes pegadas de cualquier forma, estén muy reforzadas mutuamente”, afirma Javier Giménez, “la idea es que cuando estás en el pueblo comerciando estás pensando en cómo hacerte más fuerte para las mazmorras, y que cuando estás en la mazmorra estás pensando en cómo conseguir aquello que te sirva en el pueblo para conseguir oro y craftear los items que necesitas. La idea es que los dos núcleos se necesitan mutuamente, y el jugador es muy consciente de ello. El nexo entre ambos mundos son los objetos que encuentras, vendes, crafteas, todo gira alrededor de ellos”.




Combate y comercio

Pero, lo más importante de todo, ¿resultan divertidas estas propuestas llevadas a la práctica? La respuesta que hemos encontrado jugando las primeras horas de esta versión alfa es que sí. De hecho, el juego es incluso más divertido y profundo de lo que nos esperábamos. En este sentido nos hemos llevado una sorpresa terriblemente grata.

El sistema de combate de Moonlighter es similar a lo que encontraríamos en un Zelda clásico, basándose en el posicionamiento y el golpeo, pero incluyendo elementos más modernos como un roll para esquivar. Además, se incluyen elementos del rol como la posibilidad de ir mejorando nuestro equipamiento con el botín obtenido y, en general, consiguiendo nuevos productos que le dan una buena profundidad al sistema de combate. Por lo probado hasta el momento, todo este apartado funciona bien y, gracias a algunos enemigos con ataques diseñados de forma muy inspirada, Moonlighter consigue enamorar con su combate.

Pero no por ofrecerle profundidad al combate se ha obviado la parte de la gestión, y es que según nos comentaban desde Digital Sun Games, Moonlighter también bebe de juegos como Harvest Moon. La gestión tiene una buena dosis de profundidad y se basa tanto en el aspecto puramente económico, que nos obliga a conocer los precios idóneos para cada producto y sus fluctuaciones de acuerdo a la oferta y la demanda; como en el social, aspecto que nos tendrá dando vueltas por el pueblo para conocer a nuestros clientes, sus gustos y lo que tienen que ofrecernos.

En tiempo de juego probablemente es un 70% mazmorra, un 30% tienda/pueblo. La profundidad es considerable en ambos núcleos, hay mucho contenido de armas, enemigos, dungeons, mejoras del pueblo, negocios y mejoras de la tienda de Will, etcétera. Nosotros creemos que la experiencia de Moonlighter es ambas cosas por igual, es un todo”, explica Javier Giménez.

Respecto a cómo se trata la muerte es interesante hablar debido a que precisamente de aquí nace una de las temáticas que Moonlighter toca y que hace suya al completo: la avaricia. “Es un enfoque Roguelite. No se pierde nunca el progreso del juego, pero si mueres en una dungeon pierdes prácticamente todos los objetos que llevas encima. Digamos que se juega mucho con la avaricia, queremos que el jugador se pregunte «¿Vuelvo ya al pueblo y hago caja o me arriesgo un poco más profundo en la mazmorra?»”, afirman sus responsables.

Un estilo muy cuidado

 




Uno de los aspectos con los que Moonlighter más ha logrado llamar la atención del público allá por donde se ha mostrado es su apartado visual. Como podéis ver en las imágenes, el juego goza de un cuidadísimo aspecto retro creado con píxel art pero, a la vez, lleno de diferentes detalles. Desde el pueblo hasta los distintos niveles de las mazmorras que visitamos, todo tiene un toque mágico y especial que viene dado por el buen uso de la paleta de colores, un diseño con mucho carisma y animaciones mucho más cuidadas de lo que podríamos esperar. Aún habrá que esperar al lanzamiento final, pero si lo que nos han comentado desde Digital Sun es cierto, además habrá una gran variedad de entornos con los que deleitarnos.

Junto a esto nos encontramos con una buena banda sonora y efectos de sonido que cumplen con creces, remarcando el aspecto mágico pero a la vez mundano de nuestra aventura, la cual tenemos que financiar nosotros mismos.

Un juego muy a tener en cuenta

Es cierto que, a pesar de ser una de las producciones más prometedoras del panorama independiente español e incluso internacional, Moonlighter no ha hecho el ruido que se merece. Pero, tras probar su versión alfa en PC, podemos decir sin temor ninguno que la obra de Digital Sun es uno de esos juegos a los que no debemos perder la pista durante 2018. Con un lanzamiento programado para PC, PlayStation 4 y Xbox One en el primer trimestre de 2018, y algo más tarde en Nintendo Switch, Moonlighter es uno de esos títulos independientes que puede llegar por sorpresa para conquistar el corazón de muchos.

Aún quedan unos meses para poder disfrutar de su versión definitiva, pero tras esta demo nosotros ya estamos convencidos de que no queremos perdernos su lanzamiento. Es el propio Javier Giménez el que nos ha confirmado que la producción se encuentra en un estado avanzado, por lo que es probable que podamos disfrutarlo sin retrasos, aunque la fecha concreta se anunciará más tarde. Desde luego, si sois amantes del roguelite o la gestión, Moonlighter puede calaros con mucha fuerza.


Contenido relacionado