El cross-play entre PlayStation y Xbox, para Epic Games, es cuestión de tiempo

El online, bajo su criterio, solo tiene significado si se permite a cualquier jugador disfrutar con sus amigos independientemente de la máquina que tengan

El cross-play entre PlayStation y Xbox, para Epic Games, es cuestión de tiempo
 

Puede que en las últimas semanas el asunto lleve algo de más sosiego que antaño, pero sin lugar a dudas se trata de un tema recurrente dentro del videojuego. Uno que cada poco tiempo vuelve a salir a flote: el cross-play -juego cruzado entre plataformas-. La última vez que os hablamos de él era a colación de las palabras de Phil Spencer, quien deseaba que esta situación se cumpliese entre PlayStation y Xbox. Una petición a la que se sumó Epic Games, firma que ahora vuelve a salir a la palestra para hablar sobre este asunto en GamesIndustry.

Phil Spencer quiere que Xbox One y PS4 tengan cross-play en Fortnite

El director ejecutivo de la casa, Tim Sweeney, ha sido quien ha acordado la cita con este medio, a la par que ha sido el responsable de, en nombre de su compañía, pronunciar las siguientes palabras relacionadas con este tema:

“Todos somos audiencia. ¿Quién no tiene acceso a un dispositivo iOS, Android, PlayStation, Xbox, PC, Mac…? Pocas personas en el Primer Mundo. Se trata pues de una gran oportunidad para todas estas plataformas [el cross-play]”.

Con este criterio, lo que ha querido poner de relieve es que si la inmensa mayoría de personas tiene un aparato, uno distinto, sería una oportunidad desaprovechada el no permitir que amigos con máquinas diversas pudieran intercambiar partidas, ratos de diversión… Por ello, en Epic Games, piensan que se trata de un fenómeno inevitable, en el que PlayStation acabará sucumbiendo. Sweeney ha estimado que esta división no es justa para los consumidores, ya que se interpone una barrera entre aquellos que comparten un mismo juego pero en sistemas diferentes. Supondría una fracturación de la amistad que diferenciaría las relaciones sociales del mundo real y las virtuales.

A causa precisamente de esto es por lo que la compañía, en boca de este alto cargo, considera que el futuro pasa por permitir que toda la comunidad pueda disfrutar de partidas sin fronteras. Que el futuro pasa porque PlayStation 4 y Xbox One, así como sus sucesoras, gocen de esta opción.

Cabe recordar que Sony ya comentó en su día que denegaban esta posibilidad ya que querían salvaguardar los intereses y privacidad de sus usuarios, especialmente de aquellos menores. Una postura de la que parece no refractarse aún. Por su parte, Epic Games está interesada en un programa de juego cruzado cuanto más sólido mejor, ya que de ello se beneficiaría en gran medida a través de su último éxito: Fortnite.

Mientras que esta “separación entre amigos en el patio del recreo” sigue sin llevarse a buen puerto, hay otros juegos que se ven afectados por estas políticas. Es el caso de DayZ, que confirmó el pasado día su carencia de cross-play frente a unas tasas de resolución de alta calidad, usadas como principal reclamo y atenuante por la ausencia previa.




DayZ no contará con cross-play pero sí con resolución 4K


Contenido relacionado