Lucasfilm guarda copias digitales de todos los personajes de Star Wars

Lo de Leia en Rogue One fue solo una pequeña muestra de lo que son capaces de hacer

Lucasfilm guarda copias digitales de todos los personajes de Star Wars
 
 

Industrial Light and Magic siempre ha sido parte fundamental de la franquicia Star Wars, desde sus soluciones artesanales durante las primeras entregas, hasta los efectos más espectaculares de la nueva trilogía. Sin embargo, el pasado 2016 dieron un paso que nadie esperaba, y que sobrepasaba con creces todo lo visto anteriormente. “Rogue One” cerraba con un final complaciente con las entregas clásicas, y una Princesa Leia totalmente rejuvenecida. El estudio decidió recrearla digitalmente con la ayuda de una copia y de la actriz Ingvild Deila. ¿Cómo pudieron preparar algo así con tan poca antelación?

En una entrevista para Inverse, el supervisor de efectos especiales de “Star Wars: Los Últimos Jed”, Ben Morris, confesó que Lucasfilm posee un banco digital con las copias de todos sus actores. “Siempre escaneamos [digitalmente] a todos los actores principales de la película“. Esto sin embargo no lo hacen como algo sistemático. “No sabemos si vamos a necesitarlos. No los escaneamos intencionalmente como un proceso de archivo. Es para referencia más tarde.”

Aunque suena a ciencia ficción, el principal uso de estas copias no está destinado a traer a nadie de la tumba, ni quitar las arrugas de la cara a las estrellas. Para muestra, el uso que se le dio en la cinta de Rian Johnson para recrear la polémica escena de la Leia Superman, algo que hubiera sido desmesuradamente caro si se hubiera rodado con una cámara especial. “Mantuvimos su interpretación bastante intacta y lo que hacíamos era combinarla, cuando era necesario, con cualquier material de la animación” explica el animador digital Stephen Alpin. “Lo que se vio en esa escena era en su mayor medida Carrie Fisher“.

Optar por esta técnica de combinación entre actuaciones reales y efectos digitales es más barata que otras, pero requiere mucho más esfuerzo. De hecho, la mencionada escena de Leia requirió una preparación bastante compleja, y ser “disparada en tres capas“. De hecho existe una transición entre digital y real casi imperceptible. “Lo grabamos en múltiples pasadas, y añadimos un montón de material digital por encima“, explica Alpin. “Como es succionada, es una Leia digital. A medida que nos acercamos, es todo Carrie. Y volver volando a través de los detritus, eso fue una mezcla. No pusimos a Carrie en los cables. Usamos a los acróbatas como referencia para los reemplazos [digitales] más tarde“.

¿Volveremos a ver escenas así en “Star Wars: Episodio IX”? J.J Abrams prepara la que deberá ser la entrega más espectacular de toda la saga, y para ello seguramente necesite toda la ayuda que ILM le puedan proporcionar. Para Carrie Fisher sin embargo, se ha terminado su participación, ya que la propia Lucasfilm rechazó la propuesta de la familia para recrearla de nuevo.


Contenido relacionado