Crítica del episodio 3×03 de Ataque a los titanes: ni una lágrima más

La serie entra en valle tras la epopeya de la semana pasada, con un episodio que se cocina a fuego lento sin soltar la tensión