Toei Animation se baña en oro durante 2018 gracias a Dragon Ball

La compañía nipona registra números de récord durante la primera mitad del año fiscal

Toei Animation se baña en oro durante 2018 gracias a Dragon Ball
 

Es de sobra conocido el potencial económico que tiene Dragon Ball como franquicia, pero resulta incluso más sorprendente cuando todas estas afirmaciones que se escuchan a diario las convertimos en cifras. La semana pasada Toei Animation hizo público su informe con los resultados fiscales de la primera mitad del 2018, desvelando unos números de récord que respaldan todas las decisiones tomadas hasta ahora tanto con sus series y películas, como con su merchandising y videojuegos.

Entrando en detalle, la compañía obtuvo por ventas netas 228 millones de dólares, lo que supone un 9,1% de incremento respecto al mismo periodo del año pasado. En cuanto a ingresos de explotación Toei declaró también una subida del 32,8% hasta los 70 millones, y respecto a ingresos ordinarios registró al mismo tiempo una mejora del 30,8% haciendo un total de 73 millones. Hablando de ingresos netos la cifra se coloca en los 52 millones, registrando un incremento del 35,4%. Todos estos números suponen distintos récords respectivamente para la historia de Toei.

Las buenas noticias no se acaban en los resultados generales. Si atendemos a las cifras por actividad, vemos cómo la compañía también ha sufrido un incremento en ventas por copyright y licencias del 13,1% hasta los 131 millones de dólares. Si miramos a las ventas de negocio y producción de vídeo -anime de televisión y cine, y ventas de vídeo en el extranjero- observamos otra subida del 9,1% hasta los 74 millones. Los ingresos operativos en este apartado además han sufrido una espectacular mejora del 150,3% valorada en 22 millones. Toei registró pérdidas en cuanto al anime, pero las solventó con las ganancias por exportación de vídeo.

Con lo único que la compañía nipona no ha tenido buenos resultados ha sido con el merchandising.  La venta por muñecos, camisetas, y todo tipo de material promocional sufrió un descenso del 8,2% bajando hasta los 19 millones de dólares. Asimismo los ingresos operativos sufrieron un importante descenso del 67,7% hasta los 169,8 millones, mientras que las ventas por “miscelánea”, grupo en el que se aglutinan el resto de operaciones, se quedó en 416 millones, cifra nada desdeñable de no ser por la bajada del 21% respecto al año anterior.

¿Cuáles han sido las claves de estos grandes números? Según resume Toei la clave ha estado en las operaciones en el extranjero y en los videojuegos, entre otros factores. El despunte en el merado chino ha tenido gran culpa de esto, sumado al fervor renacido en Estados Unidos. En cuanto a videojuegos concretos, la compañía citaba el juego de móviles Dragon Ball Legends, y el exitoso Dragon Ball FighterZ como ejemplos de buenas ventas. Dragon Ball Dokkan Battle también ha sufrido una mejoría notable respecto al 2017.

En lo que respecta a las ventas de licencias domésticas, la compañía vuelve a colocar a Dragon Ball como la franquicia más potente, seguida por One Piece, Pretty Cure, y Sailor Moon. Fuera de las islas One Piece, Saint Seiya, y Digimon han sido las protagonistas. Todo ello signo de que a día de hoy se están haciendo las cosas bien en Toei, y de que la situación podría seguir mejorando el próximo 2019 con la explosión definitiva de la franquicia de Akira Toriyama -película y posible regreso del anime- y la vuelta de las criaturas digitales tanto en videojuegos como en anime.


Contenido relacionado