Tencent, NetEase y otras empresas chinas son acusadas de explotación laboral

La situación se ha agravado en este 2019

Tencent, NetEase y otras empresas chinas son acusadas de explotación laboral
 

hace tan solo unas horas que el portal Polygon sacaba a la luz entrevistas con una decena de empleados de Epic Games que han trabajado en Fortnite a través de las cuales se acusaba a la compañía de ofrecer condiciones casi infrahumanas, con semanas de 100 horas de trabajo, amenazas y un ambiente totalmente hostil. Sin embargo, Epic Games no es la única y tras el escándalo de acusaciones similares contra BioWare hace unas semanas, ahora le ha tocado el turno a algunas empresas chinas incluyendo a Tencent y NetEase.

Tencent y NetEase son dos de las más grandes empresas de videojuegos de China y de todo el mundo, y ahora se enfrentan a graves acusaciones por parte de un movimiento conocido como 996.ICU, formado por trabajadores de estas mismas empresas, y en donde se exponen algunas prácticas abusivas. Tal y como recogen desde el portal GamesIndustry, este movimiento “busca exponer las empresas que adoptan un horario de trabajo de 9 de la mañana a 9 de la noche de forma no oficial, cuya carga extra pone en riesgo la salud de los empleados y puede mandarlos a una unidad de cuidados intensivos“.

La página 996.ICU busca precisamente exponer todas las prácticas y lo hace echando mano de la legislación vigente en China para mostrar cómo este horario abusivo de 12 horas durante 6 días a la semana quebranta varias leyes. Otro de los asuntos más graves del asunto es que todo este tiempo extra, que de acuerdo a la ley debería acarrear alrededor de un 200 % del sueldo, raramente tiene compensación económica.

Aunque este tipo de prácticas llevan siendo denunciadas desde 2016, ha sido ahora, en pleno 2019, cuando el asunto se ha agravado y las prácticas abusivas se han expandido entre centenares de empresas, incluyendo a Tencent (la compañía de videojuegos con más ingresos a nivel mundial y que colabora actualmente en mercado chino con Nintendo y Epic Games) y múltiples oficinas de NetEase.

Frente a todo este tipo de prácticas abusivas contra los trabajadores, están surgiendo recientemente en la industria del videojuego asociaciones de corte sindical como Game Workers Unite, que insta a los trabajadores a unirse y movilizarse en favor de sus derechos por unas condiciones de trabajo dignas.