THQ Nordic ha experimentado un potente aumento en sus beneficios gracias a sagas como Metro

Otros títulos como Satisfactory también le han proporcionado grandes ingresos

THQ Nordic Metro
 

La industria del videojuego arqueaba una ceja en el pasado como señal de escepticismo ante el devenir de THQ Nordic. Ya no solo por su curiosa estrategia de adquirir propiedades intelectuales a diestro y siniestro, sino porque muchas de ellas pertenecían a la ya extinta THQ original. Sin embargo, la compañía no podía contar en la actualidad con un mejor estado de salud. Y es que, THQ Nordic ha experimentado durante el pasado año un aumento exponencial en sus ingresos gracias a las ventas de algunas de sus recién adquiridas propiedades intelectuales, tal y como puede verse en el informe que han publicado sobre sus últimos resultados financieros.

De esta manera, la compañía habría generado durante el primer trimestre del presente 2019 unos 151 millones de euros, lo que supone una cantidad un 158% mayor que la del primer trimestre de 2018. ¿Las posibles razones? Principalmente el buen rendimiento en cuanto a ventas que ha experimentado una de sus mayores propuestas: Metro Exodus; a la cual se le sumarían los beneficios obtenidos por el título Satisfactory dado que se presenta como el segundo origen de ingresos más potente de la empresa.

Por lo que parece, estos datos se antojan como suficientes para comprobar que la estrategia de THQ Nordic está resultando más que exitosa. Una conclusión a la que también ha llegado la propia empresa y que, teniéndola en cuenta, ha decidido encargar un nuevo proyecto Triple AAA a los creadores de la saga Metro además de continuar con la compra de otros estudios.

Y es que, tal y como os informábamos hace unas horas, la compañía estaría intentando reforzar su presencia en el género de los RPG al haber adquirido al estudio Piranha Bytes, creadores de sagas como Risen o Gothic. Una nueva compra que comenzará a dar sus primeros furtos en los años venideros.