Análisis Alone in the Dark: Illumination

PC
 

Sin avisar siquiera, Alone in the Dark: Illumination aparece en la plataforma de Steam sin hacer mucho ruido entre las masas. La franquicia de terror vuelve de la mano de Atari, que rescata la marca tras casi 7 de años de su última entrega.

Alone in the Dark fue en su tiempo un referente en el género del survival horror. Hay que tener en cuenta que esta saga salió para PC en 1992, luego no es precisamente una franquicia nueva ni mucho menos. Y tras todos estos años de larga inactividad hemos pensado que quizás sería el momento de que nos llegasen a sorprender con algo ¿no? Lo cierto es que poco tiene que ofrecernos de novedad, no obstante baja las persianas de tu habitación y pon alguna lucecita tenue porque comienza nuestro análisis de Alone in the Dark: Illumination.

Modos de juego

Entrando ya en el juego, vemos un menú bastante sencillo donde nos encontramos con dos modos de juego, solo y online. Antes de nada decir que el menú parece escrito mediante el traductor de google, muchas de las partes leídas al castellano son incoherentes y esto te da una primera sensación de que el juego no lo han trabajado lo suficiente (o han tenido mucha prisa). Los dos modos de juego son exactamente iguales simplemente que uno es en single player y en el otro jugaremos online mediante un servidor que puedas crear o en el que te puedas unir.

Dark-Win64-Shipping 2015-06-13 12-40-54-53

En estos modos tenemos distintos mapas en los que en cada uno disponemos de varias localizaciones por así decirlo. Al principio de cada nivel nos brindan con una pequeña introducción a base de texto y acto seguido comenzamos a jugar. Hemos de decir que en ningún momento vemos cinemáticas, todo lo que se ve es in-game.

Los objetivos son bastante claros en cada misión. Tendremos que realizarlos mientras nos persiguen oleadas de criaturas a las que tendremos que acribillar mientras la luz los hace vulnerables, ya que será un gasto innecesario de munición si disparamos hacia ellos sin ninguna luz cerca que les dé de lleno (la linterna no vale, solo sirve para inmovilizarlos durante un rato). El juego la verdad te acaba recordando a Left 4 Dead por el tema de las oleadas de criaturas y la campaña en ambos modos de juego.

Personalización del personaje y habilidades

Hay que decir que la personalización del personaje es bastante sencilla y pobre. Bien es cierto que no importa mucho en este tipo de juegos, pero ya que se incluye al menos debería de haber más variedad o al menos ser compatible con el Workshop y sacar peinados nuevos o ropa.

En total tenemos 4 clases, estas son: cazador, bruja, ingeniero y sacerdote. Como viene siendo habitual, cada uno tendrá sus propias ventajas incluyendo objetos esparcidos por el mapa que solo los podrán coger una clase en concreto. Cada clase tiene tanto habilidades comunes como sus propias habilidades específicas además de unos paneles de carga.

Estas habilidades son muy simples. Las comunes son solo 6 habilidades. Estas son: aumento del aguante, aumento de la salud, aumento del daño en la pistola, aumento en la velocidad de recarga, aumento de la capacidad de cada personaje (en cuestión de munición y recursos), y disminución del coste de estas capacidades. Estas habilidades comunes van escalando en porcentajes según vayas subiendo de nivel y gastando puntos de habilidad en ellas. En cuanto a las habilidades de la clase las describimos en el pie de las siguientes imágenes:

En cuanto a los paneles de carga, cada clase tiene sus propios poderes por así decirlo, ventajas exclusivas que nos serán de gran utilidad y que iremos desbloqueando conforme subimos a nuestro personaje de nivel. Os dejamos con ellas en las siguientes imágenes:

Jugabilidad

El juego en sí no es complicado de manejar, parece que todo lo que incluye este juego es bastante sencillo (tanto para bien como para mal). Tenemos unas mecánicas que no deberían de resultarnos nada difícil aunque hay puntos importantes que debo de señalar.

El primero de ellos es el tema del aguante del personaje. Hay que decir que me ha gustado la parte en la que corremos más si llevamos pistolas que cualquier rifle de asalto por el propio peso del arma. Incluso dependiendo del aguante que nos quede correremos a más intensidad o menos, y si este llega a 0, estaremos andando hasta que nos quede otro poco para seguir corriendo.

Alone in the Dark Illumination 8

Algo también bastante importante a destacar es el tema de la inteligencia artificial, que es bastante pésima y da igual en el nivel que juegues. Es terrible, te aparecen de la nada, del cielo. Te atacan cuando ellos quieren y hay veces que tienes que ir a por ellos porque se quedan totalmente quietos y no tienes que utilizar ni siquiera la linterna para inmovilizarlos. Señores de Atari o más bien dicho Pure FPS, aprendan de la IA de la saga F.E.A.R, eso si que es inteligencia artificial muy bien pulida.

Apartado técnico y gráfico

Aquí no hay mucho que destacar, comentar que el juego está basado en la tecnología de Unreal Engine 4 que a pesar de estar disponible para todo el que lo desee desde hace unos meses, no es un juego que destaque en la riqueza de sus gráficos.

Las físicas si que es verdad que están un poco anticuadas ya. Hay tecnología de sobra en el año en el que estamos para pulir estos apartados, pero parece que Illumination no termina de aprovechar estas tecnologías.

En el tema de configuración de las opciones gráficas, tampoco vemos nada que nos llame la atención (bueno exceptuando que el nivel máximo de detalle se llama “épico”). Tenemos opciones para texturas, resoluciones, sombras, filtros u efectos.

En cuanto a sonido, nos ha gustado bastante la experiencia con los cascos puestos. Ya sabéis que es uno de los puntos importantes en los juegos de terror (o acción como es en este caso). Una de las opciones de sonido que nos ha llamado la atención es el “modo madrugada”. Este sistema baja el nivel de los bajos considerablemente para todo el mundo que quiera disfrutar del juego a altas horas de la noche y que en el piso de arriba tenga al típico vecino cascarrabias.

Conclusión

Alone in the Dark Illumination nos acaba pareciendo un juego que cumple los requisitos básicos del jugador, que es el de entretener por encima de todo, sin embargo no nos deja de parecer un juego mediocre además de que le falta por pulir bastante. Sin duda nos quedamos con la diversión que es la de realizar este tipo de objetivos con tus amigos mientras os rodea una oleada de criaturas al menos para pasar el rato. Es un juego que merece estar en tu biblioteca si te gusta este género aunque desde Areajugones no dejamos de hacernos la pregunta de cuándo dejará esta saga de vivir las glorias pasadas. Sin duda esta franquicia se merece un título competente y este en concreto no lo es.


Positivo

  • 4 distintas clases de personajes
  • Opciones de configuración de sonido

Negativo

  • Mala traducción de los menús
  • Escasa personalización del personaje
  • IA mejorable
  • Trama sin apenas fundamento
5

Aceptable

Política de puntuación

Antonio Vallejo.T
Profundamente apasionado por el arte de los videojuegos. Estoy jugando así que no me desconcentres.