Análisis Gravity Rush Remastered

PlayStation 4
 

El 13 de junio de 2012, se lanzaba al mercado en Europa Gravity Rush (Gravity Daze en Japón), un título concebido originalmente para PlayStation 3, pero que finalmente vería la luz en la consola portátil Sony, un decisión que tomó su director, Keiichiro Toyama, dada las características tan peculiares y la potencia de esta nueva máquina. El trabajo que realizó junto al de Naoko Sato, quien se encargaba de la historia, es mucho más que satisfactorio,  consiguiendo crear un juego que se sitúa, ya no solo por parte de la prensa especializada, sino también por parte los jugadores, entre los mejores juegos de la consola portátil y uno de los ejemplos de como en PlayStatation Vita se pueden crear grandes títulos.

Son varios los puntos fuertes que encontramos en esta aventura de mundo abierto llena de desafíos, con un sistema de desarrollo del personaje y un mapa bastante grande pero al que obviamente se le notan las limitaciones en cuanto a su extensión.

El primero de estos puntos fuertes, y del que podríamos decir que es el más destacado de todos, es el diseño artístico que el mismo creador reconoció haberse basado en Moebius, artista francés del que podremos encontrar multitud de referencias en el título, como son las “flores” que nos marcan el camino en la “otra dimensión”, o incluso las barcas voladoras que circulan por el cielo de la ciudad y la paleta de colores tirando hacia el “pastel”. También el idioma inventado del juego, el cual le encontraréis una similitud más que evidente con el francés.

Gravity Rush psvita

Versión PlayStation Vita

El segundo punto es su jugabilidad. Ciertamente, el hecho de poder manejar la gravedad a nuestro antojo es uno de los puntos más divertidos del juego, aunque se vea altamente empañado por un control algo difícil, debido sobre todo a los movimientos que debemos hacer con el giroscopio de la consola y la combinación de los controles táctiles con los tradicionales. Sin embargo, hemos de decir que una vez le coges el “truco”, es decir, te acostumbras al manejo del personaje, las sensaciones cambian radicalmente y se convierte en un placer jugable que jamás habrás podido sentir en un consola portátil. Obviamente, con sus fallos.

No podemos obviar en este pequeño análisis de la versión de PlayStation Vita -a modo de introducción al remastered en HD- la música del título. Un delicia musical de lo más interesante que a un servidor -disculpen por verter una opinión en primer persona-, lo tiene más que enamorado. Una de las mejoras bandas sonoras de los últimos tiempos.

Gravity Rush es un título de lo más interesante que ahora llega a PlayStation 4 en forma de remastered en alta definición y al que le dedicaremos el resto de apartados de este análisis.

Gravity Rush Remaster HD 

Era un secreto a voces que la segunda entrega del título estaba más que planeada para su lanzamiento en la nueva sobremesa de Sony. Todos los rumores apuntaron a ello y así se confirmó el pasado Tokyo Game Show, donde además, se mostraba este remastered en alta definición del juego de PlayStation Vita. Todo un “notición” para los poseedores de PlayStation 4.

Gravity Rush™ Remastered_20160126214200

Lo primero que debemos tener claro es que hay una diferencia bastante grande entre lo que es un remake y lo que es un remaster. El primero se trata de una nueva versión del juego, hecho desde cero al que se le puede -eso va al gusto del desarrollador- añadir nuevas mecánicas jugables, incluir personajes nuevos, o lo que guste, pero en esencia debe ser el mismo título.

En el segundo caso -el del remaster– estamos ante una versión mejorada de un título antiguo al que se le incluyen diversos cambios pero siempre orientado a la adaptación del mismo a la nueva plataforma.

El caso de Gravity Rush es el segundo, por lo tanto, nos vamos a encontrar con un título que sigue siendo el mismo lanzado en 2012, con algún pequeño cambio: una mejora en el rendimiento, la adaptación de los controles y poco más. Es por ello, que en este análisis vamos a valorar todos estos aspecto saltándonos la valoración del argumento de juego.

Rendimiento general 

Como decíamos, el juego tiene una base muy buena si nos fijamos en el apartado artístico del juego. También, cuando jugamos la versión de PlayStation Vita, nos sorprendió lo bien que rendía el título teniendo en cuenta que teníamos entre las manos una consola portátil, y un juego de mundo abierto.

Según avanzamos, no todo es de color de rosa, te dabas cuenta de que el título rendía más o menos bien, salvo en alguna que otra ocasión donde nos encontrábamos con bastantes enemigos, usando los poderes gravitacionales o en ciertas zonas del título. La razón de esto es bien sencilla, teníamos un mapa extenso, pero bastante vacío.

Pocas “aglomeraciones” de gente -no más de 5 o 6 transeúntes, quizás más- solían juntarse normalmente en la misma zona, por no hablar del mobiliario urbano que se limitaba a cajas, bancos, farolas y poco más. Cuando se juntaban muchos elementos en pantalla, el juego sufría una bajada de frames bastante importante, aunque no molesta por la naturaleza de la consola.

Gravity Rush™ Remastered_20160126163548

Cuando más sufría el juego era en los momentos más frenéticos con fuerte presencia de enemigos de mayor o menor tamaño, es decir, en combates con muchos elementos en pantalla . En ese caso, los problemas no eran tan solo bajadas de frames, sino también algún que otro tirón, y en ocasiones muy excepcionales, cuelgues.

Este problema se ha solucionado gracias a potencia de la consola y un trabajo bastante bueno en este aspecto. Es cierto que el juego goza de unas texturas mucho más definidas, un modelado mucho mejor sin dientes de sierra por todos lados, mejor “coloración” y una visión mucho más lejana y definida del mapa de lo que vimos en la versión “vitera”, pero también se han mantenido el número de transeúntes y de elementos decorativos. En definitiva, que sí, el juego rinde mucho mejor, pero gracias a que está “corriendo” en una plataforma mucho más potente y se ha mantenido por encima de todo la “ambientación”, por lo que no es de extrañar su mejora.

Sin embargo, y como decíamos arriba, estamos ante un remaster, así que esperar un retoque en este sentido sería rizar el rizo, y buscar puntos flojos por hacerlo.

Gráficos 

A pesar de que en el anterior apartado de rendimiento hemos tocado de manera superficial este punto, sí que nos gustaría “tocar” un poco más cómo se ve generalmente esta nueva versión, y sobre todo, ofreceros imágenes comparativas del mismo.

Gravity Rush remastered comparacion grafica

Obviamente, el título ofrece un “look” mucho más depurado, bonito y vistoso que su anterior versión en la que se veía demasiado difuminados los entornos, las texturas, y los modelados de los personajes eran bastante simple.

En este “remaster” vais a encontrar una mejora sustancial que le sienta que ni pintado al estilo gráfico del juego –Cel-Shading– y que hará que los que jugaron a la versión revivan las sensaciones de la “primera vez”, y los que todavía no han disfrutado de esta maravillosa aventura, se vean atraídos por ella.

Controles

Y llega el punto que sabemos que estáis esperando, y que seguramente más atención pongamos sobre él: los controles. Sin duda uno de los aspectos, junto con la sensación de vacío, más criticados de la versión “vitera” de Gravity Rush y que, para gozo y disfrute de muchos, han sido corregidos y debidamente depurados.

En este sentido, encontraremos interesantes cambios en muchos de los movimientos de Kat que a partir de ahora se podrán usar de manera mucho más sencilla. Pero antes, nos gustaría dejar claro que tenemos que tener en cuenta siempre que la anterior versión del juego estaba diseñada para ser jugado en una consola, y que para suplir esta ausencia de botones, se usaban las novedades que traía en forma de panel táctil trasero, pantalla táctil y giroscopio.

En esta versión, y dado que el “pad” de PlayStation 4 no tiene pantalla, pero si panel táctil trasero, el control ha tenido que ser modificado ligeramente, por lo que la presencia tanto de las posibilidades táctiles, como las del uso de giroscopio quedan en un segundo plano, algo meramente anecdótico o testimonial.

Una de los movimientos que más nos ha llamado la atención, es el movimiento de “deslizador“, que en la versión original se realizaba enteramente con el uso de los “dispositivos” incorporados en la consola, como son el papel táctil y el giroscopio. Para activarlo, teníamos que tocar con los dos pulgares la pantalla, y controlar a Kat con el movimiento de la consola. Para hacer el salto mientras nos deslizábamos, bastaba con hacer un movimiento de dentro a fuera con la consola. En esta versión, este movimiento se activa con los botones que no contábamos en PlayStation Vita, es decir con L2 y R2, pero el control del personaje se lleva a cabo a través del stick analogico.

Metiéndonos ya en el control general del personaje, poco ha variado. Sigue teniendo la misma esencia jugable, por lo que nos encontramos antes un título remasterizado, con algunos retoques, pero que en esencia es el mismo. Si tenías problemas de orientación mientras jugabas debido al cambio de gravedad, no tienes más que depurar tu técnica y poner un poco de vuestra parte para acostumbraros, teniendo siempre presente los factores que indican la posición en que se encuentra Kat como son el pelo y la ropa.

Otros cambios 

Pequeñas variaciones vamos a encontrar en esta nueva versión, siempre fruto de cambio de plataforma, y por ende, de las características que una y otra ofrece a pesar de que comparten otras.

Uno de ellos es la ligera modificación de los menús iniciales, pero también lo menús interiores del juego. Ahora, al perder la opción -bastante cómoda todo sea dicho- de la pantalla táctil el menú ha sido enteramente modificado para el uso con el DualShock 4.

Ahora disponemos de un menú menos “a mano” pero mucho más dinámico y más moderno. Nada malo ni bueno que decir en este sentido, tan solo una reseña curiosa de algunas de las modificaciones.

Además, y algo que se agradece mucho, es que se han incluido todos los DLC que fueron lanzados posteriormente. Estos, proporcionan un poco más de información sobre los acontecimientos que transcurren en la historia aunque, a decir verdad, no lo suficiente como para invertir un dinero extra en ellos. En este caso, y al ir incluidos, es todo un detalle.

Valoración final 

Una expuesto lo que os vais a encontrar en este título, no podemos más que expresar nuestra sincera gratitud y placer de poder jugar a una joya de tal calibre en una PlayStation 4.

Las mejoras de gráficos y sonido, pero sobre todo, la mejora del control y su adaptación al DualShock 4, es sin duda una de las mejores novedades que podemos dar a los jugadores que esperan con ganas el próximo 2 de febrero.

Gravity Rush es uno de los mejores juegos de PlayStation Vita y, aunque no podemos decir que ocurra lo mismo debido a que estamos ante tan sólo una versión mejorada de un título lanzado hace casi 4 años, sí que podemos decir que nos sigue maravillando en todos los sentidos. Ahora, con la oportunidad que tienen los jugadores que no pudiero jugar en su día a la versión portátil del título, estarán preparados para continuar las aventuras de Kat, Dusty y todos sus amigos.


Positivo

  • El juego rinde a un nivel altisimo
  • Cambios y reajustes jugables
  • Adaptación total al DualSock 4
  • Todo el DLC lanzado para el juego
  • Nuevo menú
  • Volver a vivir la experiencia Gravity Rush

Negativo

  • "Tan solo" es una versión mejorada del título
  • Si ya lo has jugado, quizás no te interese
8.5

Muy bueno

Política de puntuación

Álvaro Giménez
Especialista en Nintendo y portátiles. Apasionado de los videojuegos, cine y la fotografía.