Análisis The Bunker

iOS PC PlayStation 4 Xbox One
 

En los videojuegos, como en cualquier otro arte o medio, hay recursos y géneros supeditados a una moda, triunfan en un momento determinado en el cual vemos muchos juegos siguiendo el mismo modelo y su presencia se va extinguiendo poco a poco, aunque nunca del todo. Uno de esos recursos es el FMV (full motion video) que consiste en la utilización de vídeos de acción real en el propio juego que podrían venir a sustituir a las ahora habituales cinemáticas. The Bunker es un juego que toma las bases de aquel recurso ya en desuso que es el FMV, y lo utiliza en un género muy de moda como es el de las aventuras gráficas que siguen los cánones pre-establecidos en el “modelo Telltale”.

Un thriller angosto

La premisa del título por si sola es interesante: “estás solo en un bunker, averigua qué ha pasado con los demás”, esta oración es en parte correcta, pero matizable. Jugamos como John, y es curioso pues nuestra primera interacción con el juego es respirar justo después de nacer. A pesar de que el inicio toma parte en el comienzo de una vida, pronto un salto temporal de 30 años nos lleva al final de otra; la de la madre de nuestro protagonista, interpretada por la actriz Sarah Greene. Durante esos 30 años que nos hemos perdido como jugadores han ocurrido multitud de sucesos, ahora solo la madre de John (Margaret) y el propio John se mantienen con vida por motivos desconocidos, pronto John será el último superviviente del búnker y el último consejo que recibe de su madre es mantenerse fiel a la rutina diaria para no perder la compostura ni la cordura.

the-bunker1

Margaret muere. Ese es el verdadero punto de partida de The Bunker. A nosotros no nos queda otro que mantenernos fiel a la rutina como sugirió la madre de John antes de su muerte, sin embargo no todo podía ser tan sencillo, no tardando demasiado problemas de mantenimiento harán que tengamos que romper con la rutina y explorar nuevos horizontes del búnker y a través de ellos también de nuestro pasado; hasta ahí podemos contar, esta aventura se basa por completo en el ámbito narrativo y hablar más de la cuenta sólo haría mal a un juego que creemos os puede sorprender con una historia nada despreciable, no por nada tiene tras su guion algunos de los artífices de la historia de The Witcher, SOMA o Broken Sword.

Lo que sí podemos deciros es que cuenta con giros de guion bastante interesantes, una trama muy bien construida y una narración pausada que nos da tiempo para tratar de averiguar qué es lo que ha pasado en ese lugar, antes de darnos nuevas pistas para continuar alimentando esa intriga que hará que queráis terminar el juego. No dura demasiado, es una obra sumamente cinematográfica hasta en lo que a duración se refiere pudiéndose completar en poco más de dos horas. El juego es angustioso, pero creemos que lo disfrutaréis más si resistís la tentación de iros momentáneamente y lo termináis en una sola sesión de juego.

Minimizando la interacción

the-bunker2

Lo habéis podido ver en los tráilers, si no habéis estado muy atentos puede que incluso penséis que lo que se ha mostrado en vídeo solo han sido cinemáticas de acción real, sin embargo, sí que se han podido ver retazos del escueto sistema jugable del que hace gala The Bunker. No nos quejamos, creemos que a una aventura de este tipo le viene bien un sistema así, con más libertad tal vez se minimizaría esa presión y tensión que el juego trata de buscar mediante las recurrentes escenas cinemáticas; pero si eres uno de esos jugadores a los que le gustan tener un control total y en todo momento con una jugabilidad amplía no encontrarás en The Bunker lo que buscas. El título recuerda hasta cierto punto a las aventuras de Telltale Games, aunque minimizando aún más la jugabilidad si cabe, por lo que si te gustan los juegos de ese tipo creemos que encontrarás algo que te satisfaga jugando The Bunker.

En PC, que es la versión que hemos podido jugar y sobre la que versa este análisis, la mano que habitualmente usas para manejar el teclado mientras juegas te sobra en The Bunker. Este es un juego que se maneja enteramente con el ratón a través de simples comandos en pantalla que aparecerán de manera relativamente recurrente. El movimiento lo ejecutaremos clickando la zona a la que queremos ir desde una pantalla fija, tras eso una cinemática nos llevará hasta allí, si podemos interactuar con cualquier objeto funcionará de la misma manera; clickamos y vemos el movimiento en una cinemática; otros objetos interactuables requerirán labores más “complicadas” como clickar y arrastrar hacia otra dirección, o efectuar un QTE de pulsaciones. Como veis el sistema es muy simple y no esconde dificultad alguna, más allá de algún puzle ocasional que no os debería de costar demasiado resolver.

Los juegos de este tipo suelen ser rejugables ¿lo es este? Diremos que no tanto como otros por una falta de decisiones mucho más plausible que en otros títulos similares, en ocasiones se nos pedirá agilidad pulsando en determinado lugar teniendo un tiempo límite y dependiendo de si logramos clicar podría ocurrir una cosa u otra, sin embargo, si tuviésemos que rejugar The Bunker sería por volver a disfrutar su historia, por ver como se construye la incógnita cuando ya conocemos cual es. Además, los coleccionables que se dividen en juguetes de madera, textos y grabaciones son relativamente sencillos de encontrar, en la primera pasada os haréis con al menos el 80% si estáis alerta a lo que se muestra en pantalla.

the-bunker3




Sobre actuación, sonido y fotografía

Hablar de un apartado gráfico en un juego como The Bunker sería poco menos que idiota, como habéis visto es un juego con actores reales y su realización se asemeja más al de una película. Un dato curioso es que todo el metraje fue grabado en un búnker real, lo que dota al juego de un plus de realismo siendo el búnker casi un personaje más de la aventura si a él le sumamos los temores de John que guiaran el devenir de la historia; John, por cierto, que es interpretado por Adam Brown al que conoceréis por su papel en la trilogía del “Hobbit”. Respecto a su actuación hay que decir que lo hace bien, consigue trasmitir de una manera correcta los temores del personaje, su vida en la rutina, su angustia y su dolor; de entre los actores quizá sea el que mejor hace su trabajo, justo por delante de Sarah Greene quien interpreta a su madre, y muy por encima de Grahame Fox que ciertamente, realiza un trabajo discutible.

Habría que hacer alusión también a su fotografía en al que predominan planos fijos en favor del gameplay, y escenas con planos cerrados para favorecer esa sensación angustiosa y angosta; la utilización del color como podéis ver en algunas de las imágenes es también muy llamativa y correcta. En general en este sentido el juego hace su trabajo, aunque sin duda alguna lo que más ayuda a trasmitir esa sensación de angustia es la música que es sorprendentemente buena; los juegos como este no van a ningún lado si carecen de una música ambiental que roce al menos el sobresaliente y la de The Bunker logra mantenerte alerta en todo momento, causa momentos de tensión y en general es uno de los apartados más destacables del juego; en lo sonoro se combina con un silencio conveniente solo interrumpido por los pensamientos de John.

Conclusiones finales – Un peculiar y exitoso experimento

The Bunker es una aventura sorprendentemente buena; parte de una muy interesante premisa y la desarrolla de una forma todavía más interesante narrando una historia muy a tener en cuenta. Es un juego un tanto atípico por su forma, pero eso no debería de ser sino un incentivo más para que os sintáis atraídos por él. Lo mejor que podemos decir de él es que logra conseguir todo lo que busca, y termina por ser un thriller de gran interés que no deberíais dejar pasar si os llama la atención su contenido.


Positivo

  • Una historia narrada de buena forma que se pone más interesante por momentos
  • Buenos giros de guion que os sorprenderán
  • Su ambientación y la forma de trasmitir sensaciones
  • Una BSO muy destacable

Negativo

  • Algo más de rejugabilidad hubiese estado genial
  • Los efectos especiales son bastante mejorables
  • Alguna actuación no está a la altura del resto
7.5

Bueno

Política de puntuación

Fran Ayuso
Jugador de videojuegos, espectador de cine, lector de libros, historiador del arte y redactor de Areajugones. QWERTY como método de expresión.