Análisis Trials Fusion Awesome Level Max

PC PlayStation 4 Xbox One
 

trial portada

En un catálogo saturado de juegos convencionales siempre se agradece un poco de aire innovador y diferente, algo que rompa los esquemas y proponga un estilo de juego diferente y atrevido. Trials Fusion aterrizó en la actual generación de consolas el año pasado, siendo un juego muy reclamado por el potencial gráfico que podía alcanzar dadas las características de los diferentes mapeados que componen el juego, pero de eso hablaremos más adelante. El juego sabe combinar su vertiente principal, el trial, con otros elementos inéditos que, principalmente, se aprecian en este pack que incluye todo el contenido descargable hasta el momento.

Muchos desconocedores del juego pueden pensar que, dada la mecánica repetitiva de varios títulos de este estilo, Trials Fusion incurre en los mismos errores, pero quien conozca la saga Trials sabrá por qué estos escépticos se equivocan. Es cierto que este género peca de redundante en cuanto a escenarios o misiones y que termina aburriendo, pero Redlynx ha sabido enfocar el juego desde un prima renovado otorgándole dinamismo y emoción sacrificando, eso sí, parte del realismo.

trial fusion 1

Lejos del tipificado modo historia con un denotado crescendo en cuanto a dificultad, Trials Fusion estratifica la historia en bloques concernientes a diferentes temáticas ambientadas en un futuro, a veces, algo anacrónico. Los diferentes bloques suponen el aprendizaje de nuevas técnicas y un incremento de dificultad. Los primeros niveles son pura adaptación al control del juego que resulta muy simple: un botón para acelerar, otro para frenar y el joystick para ladear la posición de la moto y no errar en las maniobras, pero tranquilos ya que si caéis reapareceréis en los abundantes checkpoints con tan solo apretar un botón. Los niveles posteriores enseñan nuevas técnicas como saltos complejos o virtuosas posiciones para anonadar al público en pruebas FMX

Los diferentes bloques incluyen seis niveles con la misma temática: ciudades desoladas, parajes áridos con dunas para maniobrar, o frondosos bosques, entre otros ejemplos. Dentro de estos niveles, el objetivo principal consiste en alcanzar la meta combatiendo el cronómetro para ganar medallas de bronce, plata u oro, dependiendo del tiempo registrado. Otros objetivos disponibles en niveles más avanzados se basan en el FMX, es decir, demostrar las habilidades acrobáticas en al aire para atesorar una puntuación y conseguir la medalla correspondiente. Además, para los más osados, los niveles incluyen misiones adicionales como fases de desafío que precisan una gran habilidad para superarse.

Ser un virtuoso de la motocicleta ya no es tarea complicada

Ser un virtuoso de la motocicleta ya no es tarea complicada

La superación de niveles y la obtención de medallas desbloquean nuevas motos y complementos para adornar los vehículos y acondicionarlos a nuestro gusto. Además, podemos conseguir personajes de lo más descabellados para conducir las motos. La categorización de los vehículos está bien diversificada, incluyendo desde motos más focalizadas a un terreno montañoso hasta los versátiles quads, aunque se observa una pronunciada desigualdad entre algunos vehículos.

Pero el modo “historia” es solo un ápice de la totalidad del juego. Ya he mencionado que Trials Fusion destaca por sus posibilidades. Además de este modo principal, el título tiene un gran modo multijugador, tanto local de hasta cuatro jugadores como en línea, donde demostrar nuestras habilidades frente los amigos o los diferentes jugadores del mundo. Cabe mencionar que demasiados jugadores en pantalla resulta farragoso y un impedimento a la hora de efectuar buenas maniobras, pero la sensación de competitividad con amigos es única. Por otro lado, si optamos por derroteros más serios aislando la diversión para centrarse en la seriedad y en la consagración tenemos la opción de los torneos que se actualizan periódicamente y suponen auténticos retos con premios para los más válidos. Y por último, si os quedáis vacíos con la profusión de mapas confeccionados por la propia compañía, podéis probar mapas de usuarios y puntuar en ellos. Hay mapas realmente trabajados que superan las creaciones originales. Vosotros mismos podéis comprobar vuestra creatividad en el modo creación para que otros jugadores puedan valorar vuestras recreaciones.

trials fusion 3




Pero el juego no sería tan espectacular sin uno de los aspectos más descollantes: el apartado gráfico. No hablamos de texturas hiperrenderizadas ni motas de polvo danzando entre desprendimientos de arena con un realismo apabullante, no, hablamos del continuo dinamismo presente en el juego. Los mapas siguen una trayectoria horizontal, pero están en continua actividad creando efectos visualmente espectaculares como caídas de árboles que generan el terreno para avanzar, vendavales que nos alzan hasta puntos elevados donde continuar, edificios desmoronándose a nuestro alrededor, frenéticas trifulcas donde priman las explosiones, etc. Algunos mapas ofrecen vistas suntuosas que suponen un aliciente para repetir los mapas. Técnicamente el juego es un dechado de calidad, un viaje continuo a la espectacularidad donde muchas veces olvidamos que estamos encarnando a un motorista y adoptamos una posición pasiva para contemplar el, irónicamente, admirable desparpajo. El tema sonoro entona perfectamente con la calidad gráfica, aunque se echa en falta audio en español para no cometer fallos estúpidos mientras leemos el poco texto que aparece en el juego.

Las expansiones amplían la experiencia inyectando dosis de más locura. Además de incrementar los complementos para enderezar las motos y la obtención de nuevos motoristas, el plato principal son los mapas, algunos realmente originales. Los nuevos mapas no están consagrados a acrecentar la dificultad del juego, por lo que no son aptos para la gente que quiere retos de mayor envergadura. Estos sirven como complemento original al juego donde nuevos mapas hacen gala de la espectacularidad reiterada anteriormente. Destaca, por encima de todo, el mapa más reciente que se mostró en el pasado E3, Awesome Level Max. Este nuevo bloque nos cuenta una historia delirante donde, por unos momentos, abandonamos la moto para cabalgar un unicornio y, para más inri, el “jinete” es un gato ninja, todo muy surrealista. Esta curiosa pareja nos propone un viaje que alterna la edad media, agujeros dimensionales o el vacío espacial. Una locura, nunca mejor dicho. Un derroche de originalidad que puede resultar fútil para los fanáticos de las motos que, simplemente, buscan la enjundia del juego: el trial.

trials-fusion-awesome-level-max

En definitiva, Trials Fusion Awesome Level Max es una oportunidad de oro para quien no haya gozado del título clásico con la inclusión de más contenido que potencia una experiencia ya de por sí intensa y emocionante. Aunque no seas un fanático de las motos, la espectacularidad presente el el título es un incentivo para adquirir el juego y dejarse llevar por los frenéticos mapeados pletóricos de efectos. Un título que cumple notablemente con todo lo que se puede esperar en un juego de este estilo y que, además, aporta su impronta personal para dejar huella en un género que peca de trillado y tedioso. Espectacular, divertido y original, una propuesta única que no puede faltar en vuestro catálogo.

 


Positivo

  • Gráficamente increíble
  • Grandes efectos en los mapas que incitan a repetirlos
  • Variado y con multitud de posibilidades
  • El modo multijugador con o sin amigos
  • El modo creación

Negativo

  • Que no te gusten para nada las motos
  • Puede resultar algo grotesco para algunos jugadores
  • Cuesta adaptarse al control en los niveles más complejos
9

Increíble

Política de puntuación

Jorge Albalate
Jugón de nivel experto especializado en los RPG. Acérrimo a sagas como Pokémon, Fallout, Deus Ex, Final Fantasy o Dragon Age, también tolero juegos de acción y aventura. Además soy preparador físico y atleta persistente.