Square Enix anuncia una nueva figura de Kingdom Hearts basada en Cloud Strife

Estará basada en la original visión de Tetsuya Nomura

Square Enix anuncia una nueva figura de Kingdom Hearts basada en Cloud Strife
 

Con la llegada de Kingdom Hearts III a la vuelta de la esquina, Square Enix se encuentra aprovechando la inercia del lanzamiento de su esperadísima nueva entrega del crossover entre Final Fantasy y Disney anunciando algún que otro producto de merchandising. Y es que la compañía japonesa ha presentado una nueva figura de acción de la colección Bring Arts inspirada en el mítico personaje Cloud Strife, el protagonista del aclamado Final Fantasy VII. Solo que en esta ocasión, la figura se basa en la apariencia que el personaje tiene en la saga Kingdom Hearts, utilizando como principal referencia las ilustraciones que Tetsuya Nomura diseñó sobre el héroe. Así la compañía afirma que han querido respetar lo máximo posible la visión del creativo intentando reflejar cada detalle de su trabajo en la propia figura.

Entre alguno de esos detalles encontramos, por ejemplo, con que han intentado calcar la expresión facial de la cara del personaje así como imitar la saturación de colores de la ropa que Nomura utilizó en su dibujo. Además resaltan que la armadura de la figura está dispuesta de tal manera que no bloquea en ningún momento el rango de movimiento de la misma, lo que permite que la figura pueda adoptar diferentes posturas de manera más sencilla. Para rematar, Square Enix ha querido destacar que se ha prestado especial atención a las texturas de la ropa y que la figura vendrá con algunos accesorios, entre los que encontramos una capa, la famosa espada del personaje y hasta cuatro manos intercambiables.

Esta nueva figura de acción se lanzará en Julio del presente año a un precio de 89,99$, aunque los más impacientes podrán reservarla desde hoy mismo con un 10% de descuento. Y, mientras tanto, aún nos queda estar pendientes a la llegada de Kingdom Hearts III, el colofón de una saga de culto que ha hecho esperar más de 10 años a sus fans. Una espera que, casi literalmente, tiene los días contados.