Las generaciones ya no existen, son los padres

Artículo de opinión

Las generaciones ya no existen, son los padres
 
 

Guardemos un minuto de silencio, el concepto indeterminado conocido como “generación” acaba de morir. Desde hace muchos años hablamos de generaciones, “next-gen” o “generation” en el idioma de Shakespeare. Este término se había utilizado hasta el momento con bastante éxito por la comunidad para definir con una palabra, el lanzamiento de nuevas consolas por parte de las principales compañías. Este concepto, poco más se podrá usar en unas consolas que cada día están más cerca del PC y viven en una obsolescencia acelerada a pasos agigantados.

El lanzamiento de PlayStation 4 Pro ha sido el detonante para romper el criterio generacional por la mitad. Como es lógico, ante el anuncio de la máquina, la mayoría de medios nos lanzamos a realizar comparaciones con Project Scorpio, y si, da morbo, pero parece complicado comparar máquinas que se ponen a la venta en momentos temporales diferentes, con los avances tecnológicos tan rápidos que se producen en la industria.

Sony presentó su consola, haciendo especial hincapié en que PlayStation 4 Pro no es una nueva generación de consolas, solo se trata de una “mejora” del concepto actual de PlayStation 4. Podríamos afirmar que la consola de Sony ha evolucionado, digi-evolucionado, pero no ha roto la barrera que afirma un cambio generacional. Siguiendo en esta línea tampoco tardó Remedy, una de las mejores empresas de desarrollo con las que cuenta Microsoft, en darse cuenta que algo empieza a no encajar en la industria, en que las cosas ya no son como han sido siempre respecto a las consolas.

La empresa que ha dado vida a juegos como Alan Wake y al reciente Quantum Break, expresaba a través de su responsable de comunicaciones que PlayStation 4 Pro y Project Scorpio no son productos comparables, pues mientras que la consola de Sony no representa un salto generacional, la máquina de Microsoft se define -ella misma- como el siguiente salto de generación. Es decir, Project Scorpio solo sería comparable en una teórica argumentación generacional a PlayStation 5, de la cual los primeros analistas, que por cierto, han acertado con éxito los últimos movimientos de Sony, la sitúan en la segunda mitad de 2018.

¿Esto que quiere decir? Que Project Scorpio superará la potencia del modelo Pro de PlayStation pero a su vez la próxima consola de Sony mal llamada ahora mismo PlayStation 5, pues no tiene nombre confirmado, será a su vez superior a la consola de Microsoft. Las consolas así empezarán a dar saltos, en el que no habrá forma de definir ni encuadrar a ninguna de ellas en una “generación” en cuanto a término se refiere. Y si ya nos ponemos a sacar punta al lápiz, nos volveremos locos también al intentar encuadrar en alguna generación a Nintendo NX, una consola que tendrá posiblemente una potencia que estará por encima de PlayStation 4, por debajo del modelo Pro y muy por debajo de Project Scorpio.

Project Scorpio

Pero dejando las consolas actuales a un lado, lo cierto es que el futuro parece indicar que las mismas seguirán el camino de los PC. El propio Andrew House, presidente de Sony, ha admitido en una entrevista al periódico The Guardian, rompe con el concepto generacional existente hasta la fecha para poder competir con el PC y evitar así una migración masiva de usuarios hacía esta plataforma.

Finalmente, cabe recordar que mucho se ha hablado acerca de consolas capaces de ser mejoradas en componentes por sus propios usuarios a lo largo del tiempo. En ese momento, si ocurre, recordaremos los términos “generación” como algo anecdótico y como una palabra que nos acompañó durante una bonita etapa de nuestra vida gamer.


Contenido relacionado