Avance de Sniper Ghost Warrior 3

Sniper Ghost Warrior 3

PC PlayStation 4 Xbox One

Avance de Sniper Ghost Warrior 3

Un fps con sabor a mundo abierto

Avance de Sniper Ghost Warrior 3
 
 

Hace apenas unos días tuvimos la oportunidad de sumergirnos en el último título de CI Games y pudimos disfrutar una vez más de una aventura emocionante a la vez que peligrosa de infiltración bélica. Muchos recordaréis el primer juego de esta saga Sniper Ghost Warrior 3 que salió a la venta allá por 2010, y que marcó un punto de inflexión dentro del género fps. Pues bien, siguiendo la línea que marcaron Marek Tyminski y sus chicos con aquel juego, en esta última entrega vemos como todos aquellos elementos de infiltración y exploración de sus dos anteriores entregas están mejorados y presentes en este nuevo Sniper Ghost Warrior 3.

Si estáis esperando un shooter convencional en el que prima conseguir muchas bajas y hacer que todo sean explosiones y carreras, este no es vuestro juego. Por el contrario y sois más de esos que prefieren jugar pausadamente y pensar antes de tomar cualquier decisión, quedaros a leer porque lo que vais a ver os va a interesar.

1-1

Esta tercera entrega no supone una continuación argumental de lo narrado en las dos anteriores, por lo que no esperes encontraros de nuevo sumergidos en la Isla del Trueno, sino que estas vez nuestra misión será algo más arriesgada y compleja. En esta ocasión encarnamos a Jonathan North, un francotirador estadounidense, cuya misión es la de infiltrarse en un país en guerra para, por un lado, ayudar a solventar el conflicto establecido en la zona del norte de Georgia, y por otro rescatar a nuestro hermano.  Las dos vertientes harán a nuestro protagonista tener que tomar decisiones nada fáciles y que pondrán en riesgo su vida.

Hasta aquí todo parece recordarnos a las primeras entregas. Sí es cierto que no estamos en el mismo país, ni manejamos a los mismos personajes, pero la fórmula de infiltración y espionaje en zona de guerra sigue siendo la misma. Es normal que entonces os preguntéis qué es realmente lo que aporta de nuevo este juego a la franquicia, y es aquí donde realmente se encuentra lo interesante.

3 Caminos con un solo objetivo

Por primera vez en la saga se establece una clara diferenciación entre las tres vertientes o formas de jugar que nos ofrece. Los objetivos de las misiones siempre son los mismos, sin embargo, lo que caracteriza a esta nueva entrega es la profunda libertad que nos da para afrontarlos.

El único camino que sigue presente y que fue el que caracterizó a las primeras entregas, el modo francotirador sigue presente. Podremos por  tanto seguir observando al enemigo desde las distancias, calcular el terreno y, hacer uso principalmente de nuestro camuflaje y francotiradores de larga distancia. Si optamos por esta opción deberemos tener en cuenta más que nunca los elementos meteorológicos como son el viento o la lluvia, además de llevar un control preciso de nuestra respiración al disparar.

Al anterior modo se le une ahora el factor fantasma. Si logramos dominar lo anterior podremos pasar a esta fase en la que sí nos acercaremos a nuestros enemigos ser detectados y podremos pillarles por sorpresa por la espalda. Este nuevo modo incluye un elemento que introduce una nueva dinámica de exploración vertical: el dron.

Y si somos de esos que no tenemos paciencia y preferimos lograr nuestros objetivos por la vía rápida, siempre podremos optar por un combate más directo, haciendo uso de la gran variedad de rifles y escopetas que nos ofrece el juego. En este sentido hemos de decir que la sensación de apuntado y disparo es excepcional  y que constituye uno de los puntos fuertes de esta entrega.

Lo más importante de estos tres pilares es que no debemos decidirnos únicamente por uno, sino que están pensados para complementarse y adoptarse en función de las necesidades de la misión. Si nos vemos rodeados quizás  prefiramos optar por un combate directo para después huir, o por el contrario, si vemos una base enemiga llena de obstáculos quizás optemos por eliminarlos uno a uno desde la distancia.




3-1

Para ello el juego hace uso de un sistema de mejora de habilidades con una rama para cada modo en el que podremos ir mejorando nuestra condición física o nuestros propios gadgets y armamento. Habrá un total de 36 habilidades a repartir entre las 3 ramas (12 por cada una), que iremos adquiriendo en función de los puntos de habilidad obtenido mediante experiencia.

Una de estas habilidades es por ejemplo Pickpocket, que permite obtener automáticamente los objetos de los enemigos que custodian las torres y puestos de seguridad, sin tener que registrarlos.

Por lo tanto de lo que se tratará es de lograr una combinación que se adapte a nuestra forma de juego y a la misión en la que estemos en ese momento. No habrá dos partidas iguales ni dos formas iguales de cumplir los objetivos, y ese es el siguiente punto que trataremos.

La Naturaleza es grande, y es nuestra aliada

Como ya hemos dicho, uno de los elementos que más importancia cobran en esta entrega son las condiciones naturales y meteorológicas. Tanto el viento, como la lluvia o la iluminación, son factores que podrán facilitarnos las cosas si sabemos aprovecharnos de ellos.

A la hora de apuntar con nuestro francotirador, veremos varios indicadores que tendremos que controlar si queremos que la bala llegue al objetivo. En la parte superior de la pantalla tenemos una barra que nos indica la dirección del viento y su intensidad, según la cual, deberemos recular la dirección de nuestro disparo y recalcular distancias. Si estamos muy distantes tendremos que tener esto especialmente en cuenta, ya que nosotros, durante nuestra partida, erramos más de un disparo por apuntar simplemente sobre el cuerpo del enemigo.

Por otro lado la lluvia puede servirnos de gran ayuda si lo que queremos es infiltrarnos en una base ya que hará que a los enemigos les cueste más oírnos. En dichas bases, o puntos de interés, presentes en el mapa con el signo de interrogación,  podemos encontrar tanto munición, como información sobre nuevas localizaciones donde encontrar más recompensas, o nos permitirá marcar, por ejemplo, a todos los enemigos de una base.

Además, y como es lógico, también habrá que tener en cuenta las fuentes de luz ya que pueden hacer que los enemigos nos vean más fácilmente. Estos siempre trataran de encontrarnos haciendo uso de los focos que están presentes en todos los campamentos.




La exploración será un elemento determinante en ese sentido, y es que todo lo que hagamos antes de llegar a la base donde está el enemigo se premia especialmente en esta entrega. Podemos perder media hora intentando escalar una montaña, pero merecerá la pena si desde ahí tenemos una visión completa de la zona desde la cual desplegar nuestro dron. En ese sentido contamos con tres grandes mapas llenos de puntos secundarios y de exploración donde encontrar recursos valiosos así como puntos de experiencia. Reconocer un puesto enemigo, marcar a los objetivos, y saquearles serán cosas que tengamos que hacer con bastante frecuencia.

5-1

Pero, espera un momento ¿Sólo 3 mapas en todo el juego? Sí, hemos de decir que nosotros también nos sorprendimos al conocer esto, sin embargo cuando empezamos a jugar la misión, nos dimos cuenta de las dimensiones que tenían. Cuentan con montañas, ríos, desniveles, frondosa vegetación, puentes, pueblos, etc. Es decir todo lo que necesita un escenario para ser envolvente e inmersivo. Una vez que montas en tu coche (el cual será muy necesario para recorrer esas grandes distancias) la sensación de estar en medio de una zona de guerra enemiga es plena, y ese es uno de los aspectos que más nos han gustado del juego.

Hogar, dulce Hogar

Pero no todo será disparar y explorar, sino que también habrá tiempo para la planificación. En cada una de las misiones dispondremos de una base o punto seguro, marcado en el mapa, donde podremos aprovisionarnos y equiparnos en función de lo que necesitemos. En esta zona no podemos ser atacados además de ser el lugar al que volveremos siempre que el enemigo nos derrote. También nos servirá como herramienta de viaje rápido a través de todo el mapa pudiéndonos desplazar a puntos que ya hayamos descubierto. No podemos concretar cuáles serán los tiempos de carga de estos viajes puesto que estaban desactivados durante nuestra partida.

El crafteo es otro de los elementos que cobra una gran importancia en esta entrega, y es que unido a la gran libertad de movimiento y opciones, se une una importante personalización del equipo. Podremos fabricar tanto, diferentes tipos de balas, como gadgets y paquetes médicos, haciendo uso de todos esos recursos que vamos recogiendo del escenario al explorar bases y el entorno. Es por eso que la exploración es tan importante y se consolida como el elemento en torno al que pivotan el resto de aspectos del juego.

Hay 5 tipos de recursos, que necesitaremos en distintas proporciones para poder fabricar nuestro equipamiento. Las posibilidades que esto ofrece ya las pudimos experimentar nosotros al elegir por ejemplo entre llevar balas penetrantes, u optar por el dron en vez de las granadas de humo.

6-1

En estos puntos seguros también contamos con un arsenal donde poder rellenar nuestra munición, además de poder cambiar entre armas primarias, secundarias, armas de contacto (cuchillos o kunáis), gadgets, camuflajes, y, armadura o chaleco.




Aquí también podemos modificar nuestras armas añadiendo o quitando los distintos accesorios que vayamos desbloqueando según completamos misiones o encontrando en los distintos puestos repartidos a lo largo del mapa.

La guerra no está hecha para el sigilo

A todo lo anterior hay que añadirle lo que creemos que diferencia al juego respecto a los de la competencia. Si bien es cierto que el enorme mapeado y las posibilidades que ofrecen las misiones ya lo hacen único, todo esto no podría llevarse a cabo sin hablar de su dificultad.

Estamos acostumbrados a juegos y títulos más o menos guiados, con diferentes scripts y escenas que nos van llevando a lo largo de la trama, pero en esta ocasión no es así. Los enemigos nos derrotarán rápidamente si no pensamos antes las decisiones a tomar. Por eso y pese a que el título ofrece la posibilidad de atacar a los objetivos de frente, lo más recomendable es hacerlo poco a poco y de uno en uno. En más de una ocasión nosotros fuimos derrotados tras unas simples ráfagas del enemigo.

Hay que tener en cuenta que nuestra barra de vida no se regenera automáticamente como sí ocurre en otros juegos del género. La única forma que tendremos para recuperarnos será hacer uso de esos kits médicos repartidos por el mapa, y que por cierto no son muy abundantes. En ese sentido llevar o no chaleco antibalas sí que marca una enorme diferencia, haciendo que muramos casi de forma instantánea si hemos optado por llevar otro tipo de equipación más ofensiva.

2-1

Estamos en condiciones de decir por tanto que es un juego difícil que sacará de sus casillas a más de uno si no se lo toma con paciencia. Esto también beneficia por un lado a la duración del juego, ya que nos hará cumplir las misiones de forma más lenta y pausada, y por otro lado nos obliga a exprimir toda la rama de sigilo que ofrece.

Durante nuestra partida tuvimos que morir varias veces hasta acostumbrarnos a la dinámica que impone el juego. Tras media hora regresando a nuestra base fuimos por fin capaces de adaptarnos al sistema y mecánicas del título.

Conclusión

Para todos aquellos a los que les gustó la primera entrega este nuevo episodio les enamorará, puesto que coge todos los elementos del primer juego y los mejora y expande. Para esos jugadores que optan por una experiencia más directa y agresiva quizás no sea lo más indicado. Aunque como ya hemos dicho, nosotros acabamos acostumbrándonos a jugar de forma más pausada y tranquila.

La enorme libertad que ofrecen los mapas, así como la personalización y creación del equipo ofrecen una experiencia única a cada jugador que se ve potenciada por la alta dificultad del título. Pero no todo son puntos positivos.




Hemos de decir que encontramos el mapa ciertamente vacío de elementos que nos hicieran sentir que estábamos en medio de un bosque o frente al mar. Si es cierto que no faltan puntos que explorar y bases enemigas, pero entre ellas echamos en falta encontrarnos a algún animal salvaje u otros habitantes de la zona que no fueran enemigos. Además estos tenían ciertos comportamientos erráticos y poco lógicos cuando nos acercábamos a ellos, poniéndonos las cosas sospechosamente fáciles en algunas ocasiones.

Por otro lado podemos hablar de aspectos muy positivos como la sensación de disparo con todas las armas, el movimiento del personaje y respuesta a los controles, así como el apartado gráfico y sonoro. Además, la gran y variada personalización del personaje nos permite configurar nuestras partidas a nuestro gusto para poder afrontarlas de la forma más sencilla a nuestra forma de jugar.

La versión que pudimos probar era una  versión en beta y por tanto muchos de los elementos que estarán presentes en el juego final no estaban disponibles. Por eso creemos que de aquí, al 4 de abril del próximo año, los chicos de City Interactive Games tienen tiempo más que de sobra para terminar de redondear un juego que no engaña a nadie y que ofrece posibilidades que pocos shooters del mercado ofrecen. El elemento “mundo abierto” ha conseguido aportar lo que quizás le faltó a las anteriores entregas y que puede hacer que este título sea el mejor de la saga.

Aún habrá que esperar unos cuantos meses hasta que este Sniper Ghost Warrior 3 salga a la venta para PC, PlayStation 4 y Xbox One, pero por el momento podemos tener unas buenas expectativas de lo que vendrá la próxima primavera.


Contenido relacionado