La película de Bioshock se canceló por razones vergonzosas

BioShock: The Collection

PC PlayStation 4 Xbox One

La película de Bioshock se canceló por razones vergonzosas

Hasta ahora se desconocían los motivos

La película de Bioshock se canceló por razones vergonzosas
 
 

Podría haberse convertido en una de las adaptaciones más exitosas de todos los tiempos si hubiera llegado a realizarse. Corría el año 2008 cuando Universal Pictures decidió de forma sorprendente llevar a la gran pantalla la historia de Rapture. Ken Levine gestó junto a Irrational Games una de los mejores videojuegos de la pasada generación, y esto no pasó desapercibido para el sector del cine que casi de inmediato puso la mirada sobre Bioshock. Para llevar a cabo este proyecto, se decidió contactar con el director Gore Verbinski, quien debía trasladar la esencia de la aventura y el universo distópico a un largometraje. Sin embargo, el proyecto se canceló misteriosamente después de anunciarse y de que ya se hubiera puesto en marcha, y hasta el día de hoy desconocíamos el motivo.

El director de ascendencia polaca, que ya había dirigido otras cintas famosas como “Piratas del Caribe”, “La Señal”, o más recientemente “El Llanero Solitario”, lo tenía todo para triunfar, pero el destino no quiso ponerle en lo más alto de la industria y la adaptación acabó por cancelarse. Después de que se iniciara el proyecto, llegando incluso a realizarse algunos concept-arts, Verbinski no consiguió el apoyo de ningún estudio para sacarlo adelante y después de cambiar de manos pasando al director español Juán Carlos Fresnadillo (“28 semanas después”), acabó por abandonarse junto con el cierre de Irrational Games.

Los motivos de este cancelación se habían mantenido en secreto durante todos estos años, pero ahora el director ha querido revelar por qué finalmente no salió adelante. Lo ha hecho a través de un hilo de Reddit donde estaba conversando con sus seguidores acerca de su próxima cinta ” La Cura del Bienestar” que se estrena hoy mismo.

“Estábamos a apenas ocho semanas de rodar la película y nos cancelaron el proyecto. Era una película de clasificación “R”, porque sentí que era lo más apropiado para el guión. Además, el film era bastante costoso. Se trata de un mundo enorme que teníamos que crear y no sencillamente ir a algún país a grabar usando sus ciudades como escenario.

En “La Cura del Bienestar” fuimos capaces de utilizar muchas ciudades y escenarios para crear el mundo de la película. En “Bioshock” eso no hubiese sido posible, teníamos que construirlo todo.

Creo que la cancelación se debió, por un lado a su clasificación “R” y, por el otro al alto costo para desarrollar la película. Al final, Universal no estaba contenta con la idea. Además, durante esa época habían películas “R” costosas que habían fracasado en taquilla.”

No es la primera vez que vemos cómo Hollywood echa por tierra proyectos de características similares. Desde hace años, la industria norteamericana ha pensado que este tipo de películas solo les gustan a los niños y que si se introduce demasiada violencia o ideas arriesgadas podría echar para atrás al público. Por suerte, otras cintas más recientes como “Deadpool” han demostrado que la gente está cansada del costumbrismo que impera actualmente y que están ansiosos por ver cosas diferentes. No sabemos si Bioshock hubiera triunfado o no, pero su director, que se siente decepcionado por lo ocurrido, no cierra la puerta a un posible reinicio de la idea.

“Por último, también creo que las cosas han cambiado en los últimos años y el proyecto podría tener otra posibilidad. De cualquier forma, para mi sería algo difícil porque una vez que estás tan cerca de grabar tu película puedes verla en tu mente hecha realidad, es una especie de transición de arquitecto a constructor, a nivel creativo. Regresar a ese estado después de tantos años sería muy difícil.”




Bioshock narra la historia del mundo subacuático de Rapture, una sociedad anarquista creada por Andrew Ryans en su intento de desterrar los males del ser humano. El idealismo y otras corrientes de pensamiento se iban cruzando en una aventura en la que teníamos que enfrentar nuestros convencionalismos a los males de la sociedad actual mientras íbamos acabando con los ciudadanos fanatizados por ese pensamiento.


Contenido relacionado