Te damos las claves para arrasar en Overwatch con Orisa

Overwatch

PC PlayStation 4 Xbox One
8.8

Muy bueno

Te damos las claves para arrasar en Overwatch con Orisa

Llegará al competitivo la próxima semana

Te damos las claves para arrasar en Overwatch con Orisa
 
 

Ayer mismo os traíamos la noticia de que acompañada de un vídeo de presentación, Orisa, vigésimo cuarto héroe de Overwatch, hacía su aparición en la obra de Blizzard. Sin embargo, este personaje solo está disponible por el momento para ser usado en partidas rápidas, tardando aún unos días en aparecer en la escena competitiva. Nosotros ya hemos podido estar probándolo unas cuantas horas, tanto en partidas rápidas como en el servidor de pruebas, y por ello os traemos unos consejos con los que arrasar con Orisa cuando salga en competitivo.

¿Para qué sirve Orisa?

Jugar con Orisa no ha hecho sino confirmar lo que desde Blizzard habían advertido, y es que este personaje es un tanque pensado para brindar apoyo a sus aliados y mantener al equipo trabajando como un todo. Por lo que hemos podido probar, Orisa es un personaje que funciona realmente bien y no será extraño verlo aparecer de forma frecuente en la escena competitiva. Por un lado tenemos que posee habilidades poderosas y, en su mayoría, no demasiado difíciles, haciendo que incluso si no somos expertos en el manejo del personaje podamos apoyar de forma eficaz a nuestro equipo; sin embargo, Orisa tiene habilidades como ¡Alto!, con mucho potencial en manos de un jugador experimentado.

Orisa recuerda, en cierta manera, a Reinhardt. Su función en la partida es bastante amplia y, si bien es cierto que tiene un buen daño para ser un tanque, la mayor parte del tiempo estaremos desempeñando funciones muy variadas, algunas de ellas casi de support. Las diferentes habilidades y características del personaje nos permiten, no solo aguantar los embistes enemigos, sino hacer daño y, sobre todo, ayudar a que nuestros aliados hagan mucho mejor su trabajo, haciendo de Orisa uno de los personajes más polivalentes de Overwatch.

Manejando sus habilidades

Tal y como os explicábamos hace ya un tiempo, el ataque principal de Orisa es una ametralladora de fusión que funciona de forma similar al cañón de D.Va. Sin embargo, Orisa tiene bastante más precisión y cadencia que D.Va, pudiendo provocar de esta manera más daño. Como contrapartida tenemos la reducción de movimiento que se nos aplica al disparar y que provocará que si abusamos de ráfagas demasiado largas, nuestros aliados nos dejen atrás. Por ello, la mejor estrategia para utilizar estos ataques es hacerlo en ráfagas cortas a la hora de atacar o acompañar una carga en movimiento; mientras que, con un buen posicionamiento, en defensa podremos mantener el botón de disparo apretado un buen rato.

Su habilidad Fortificación, es uno de esos puntos clave en los que un buen jugador puede marcar las diferencias jugando con Orisa. Por un lado, tenemos que con esta habilidad se reduce bastante el daño que recibimos, permitiéndonos ejecutar la labor de tanque sin demasiado problema, pero sin aportar demasiada ventaja al equipo más allá de nuestra propia supervivencia. El punto interesante lo pone el hecho de que, al usar Fortificación, nos volvemos inmunes durante un rato a todos los efectos que nos movieran (como puede ser el disparo secundario de Lúcio o los cohetes de Pharah). En manos de un jugador experto, esto puede marcar una diferencia muy grande a la hora de resistir algunos ataques como la habilidad definitiva de Reinhardt, la cual podemos tanquear sin ser derribados, evitando más muertes de las necesarias en nuestro equipo.

Pero, si hay una habilidad que defina a Orisa como un personaje único dentro de Overwtach, ¡Alto! es el ataque que estamos buscando. Con ¡Alto! podremos lanzar una pequeña bola que, al activarla, atraerá momentáneamente a todos los enemigos en un cierto radio (exactamente igual que la habilidad definitiva de Zarya, pero menos poderosa). Probablemente sea este el punto más difícil de manejar de Orisa y, por tanto, el que más marque la diferencia. Analizando su utilidad, por un lado vemos que mantenemos a todo el equipo enemigo alerta y pendiente de su posicionamiento ya que, aunque el cooldown sea largo, es una habilidad más que podemos lanzar en cualquier momento; por otra parte, podemos combinar un ¡Alto! bien lanzado con las características del mapa (lanzando a los rivales por un acantilado) e incluso con las habilidades de nuestros aliados, como una Bomba de Gravedad de Zarya a la cual atraemos a quienes hayan quedado fuera del radio de acción de la primera. Las posibilidades son casi ilimitadas y, aunque el poder de esta habilidad es enorme, habrá que saber manejarla para sacarle el máximo provecho.

En cuanto al punto de vista más defensivo, Orisa también tiene buenas bazas que jugar, como es el caso de su Barrera Protectora. Si bien esta habilidad no va a conseguir sustituir al escudo de Reinhardt, tiene unas características similares en cuanto a su resistencia que nos permitirán, usándola bien, adquirir mucha ventaja sobre el enemigo. El punto más destacado es que, al contrario del resto de escudos del juego, podemos dispararla para plantarla en cualquier punto que deseemos, ofreciendo así una versatilidad mayor que los escudos de Reinhardt o Winston. Para usarla con efectividad, tendremos que tener en cuenta que dura 20 segundos (o hasta que es destruida) y en este tiempo no podrá moverse, por lo que lo ideal es darle un uso defensivo o, como mucho, en peleas con muchos miembros presentes; es decir, en situaciones en las que tengamos un movimiento limitado.

Por último, tenemos la habilidad definitiva de Orisa: el Potenciador. Esta es una habilidad que ejerce una función marcadamente de support, ya que simplemente ofrece una ventaja que aumenta un 50% el daño a todos los aliados que se encuentren a la vista del aparato. Utilizar el Potenciador no es tarea sencilla ya que, por un lado, es bastante débil frente a los ataques enemigos, por lo que su colocación ha de ser suficientemente escondida de la vista de los rivales, pero no tanto como para encontrarse fuera de vista de los aliados (ya que, en ese caso, no surtiría ningún efecto). Por otra parte, tendremos que saber cuándo usarla ya que, en pequeñas escaramuzas no será rentable su uso, siendo este muy recomendable a la hora de afrontar grandes teamfights. Además, combina de maravilla con otras habilidades que limiten las acciones de los rivales y permitan hacerles mucho daño durante un periodo de tiempo.




Construyendo el equipo perfecto

Una vez que sabemos cómo y cuándo usar las diferentes habilidades de Orisa, pasamos a diseccionar contra qué héroes es especialmente buena elección, así como con quién podemos combinarla para ser más efectivos y arrasar en todo Overwatch.

En primer lugar, debemos saber que los héroes DPS pueden ser uno de nuestros mejores aliados y, a la vez, una de nuestras mayores pesadillas. Por un lado, si en una teamfight combinamos nuestro Potenciador con un par de aliados DPS, se convertirán de forma instantánea en máquinas de matar gracias al bonus de 50% en daño; usar bien esto puede decantar de forma crucial una batalla en nuestro favor. Sin embargo, en la otra cara de la moneda tenemos que la mayoría de DPS pueden hacer sufrir mucho a Orisa. Cualquiera de estos personajes es susceptible de acabar con nosotros, desde los hackeos de Sombra, que nos impiden utilizar otra cosa que la metralleta principal, hasta los ataques a larga distancia de héroes como Soldado 76, Widowmaker o Hanzo, pasando por los posibles flanqueos de Genji o Tracer.

En lo que se refiere a tanques, también encontramos buenos aliados y terribles enemigos. Por ejemplo, D.Va será una presa difícil para Orisa ya que su Matriz de Defensa puede absorber todas las habilidades del nuevo tanque (ya que todas ellas se basan en proyectiles), y la capacidad de movimiento de D.Va también hará que, con las restricciones de movimiento de Orisa, no sea fácil alcanzarla. Otro que puede causar muchos problemas con su movilidad es Winston, que puede alcanzar a orisa sin dificultad para atacar de cerca con su rayo. Por otro lado, tenemos que muchos tanques como Roadhog, Zarya y el propio Reinhardt forman una estupenda combinación con Orisa, llevando poco a poco al equipo enemigo hacia atrás y permitiendo pushear de forma constante.

Cuando nuestra misión sea defender, podremos combinar a Orisa con héroes tales como Torbjorn, Bastion e incluso Widowmaker. A todos ellos les beneficiaremos mucho, por un lado, colocando nuestro escudo y evitando que sufran daño; y por otra parte agrupando a los rivales con ¡Alto! para que puedan acertar y causar mucho daño de forma más sencilla.

Por último, si hablamos de qué support son los más adecuados para acompañar a Orisa nos encontramos con que Ana y Mercy son una opción genial a la hora de mantener al tanque con vida. Con la ayuda de estos héroes dedicados a la curación personal, podremos desempeñar todas las funciones del personaje sin preocuparnos por nuestra vida, la cual será difícil que baje hasta 0. Si lo que buscamos es una opción algo más ofensiva, Orisa combina muy bien con Zenyatta y Lúcio. El primero de ellos, gracias al Orbe de Discordia, nos permitirá causar bastante daño entre las filas enemigas. Lúcio, por su lado, supone un compañero ideal a la hora de combinar habilidades ya que, usando las dos ultis a la vez, nos aseguraremos mucho daño sin tener que preocuparnos demasiado por nuestra salud; además, los bonus de velocidad que puede producir este support ayudarán bastante a un héroe poco móvil como Orisa.

Un tanque polivalente, poderoso y muy útil

En definitiva, Orisa es un tanque que puede desempeñar muchas funciones y que requiere que nos mantengamos alerta a todo lo que pasa en el juego. No será extraño que, cuando juguemos a este personaje, seamos los que llevamos la batuta del equipo, imponiendo el ritmo y dejando que nuestros compañeros nos acompañen en cualquiera que sea nuestra misión. Podemos realizar partidas bastante decentes sin ser expertos en el manejo de Orisa, pero destacar y ser capaces de decantar la partida a nuestro favor sí que requerirá bastante práctica y, sobre todo, paciencia a la hora de usar nuestras habilidades sin precipitarnos.




Con una ulti poderosa y muchas habilidades cuya eficacia depende de utilizarlas en el momento correcto, Orisa promete ser uno de los personajes que, sin ninguna duda, comenzaremos a ver mucho por la escena competitiva. Es cierto que habrá cambios en el futuro para el personaje, pero por el momento encaja a la perfección en el meta y, al menos nosotros, hemos disfrutando manejando a este vigésimo cuarto héroe. Veremos cómo funciona en el futuro.