super campeones 2018

Super Campeones 2018

El tigre despierta en la final del Campeonato de Super Campeones 2018

¿Logrará Oliver sacar a los suyos adelante?

super campeones 2018
 

En el último capítulo de “Super Campeones 2018” nos encontrábamos con un Mark Lenders obsesionado por superar virtualmente a Oliver Atom. El Meiwa, que iba perdiendo en la final del Campeonato Nacional, tenía que esperar al descanso para que su delantero estrella despertara y reconociera las prioridades del partido. Ahora, en la recta final del encuentro, el New Team y en especial Oliver, deberán demostrar por qué merecen ganar el torneo.

Comienza la segunda mitad del partido y lo hace con la intensidad que pudimos vislumbrar tímidamente por parte del Meiwa al final del anterior episodio. Oliver y Tom se ven rápidamente rodeados de rivales que con una inverosímil técnica de segadas emprenden poderosas entradas de forma continua. El dúo mágico del New Team apenas puede moverse del centro del campo, y repentinamente Lenders aprovecha una situación en inferioridad de Oliver para arrebatarle bruscamente el balón a este y salir al ataque con sus compañeros.

Durante esta primera secuencia ofensiva por parte del Meiwa ya es posible apreciar a un Mark Lenders mucho más maduro. El jugador estrella del equipo cede el balón a los suyos y se adelanta para obtener una posición ventajosa de remate. No es otro que Dani Melow quien finalmente logra habilitar al expectante delantero, y lo hace con un magnífico pase al pie. Lenders, en última instancia, logra impactar con violencia al balón y lanza tanto a este como a Benji directamente a la portería. Sin embargo, el portero del New Team consigue mantener la pelota fuera de la línea de gol, no sin antes empezar a notar ciertas molestias en su lesionada pierna.

Aprovechando el esfuerzo de su guardameta, el New Team se planta al ataque. La ofensiva progresa por mediación de Tom Baker, el cual manda un perfecto esférico para el tiro de chilena de Oliver. No obstante, antes de poder lanzar dicho pase Dani Melow mide mal su entrada y daña al centrocampista, provocando incluso un sangrado que puede apreciarse en la media. La disputa por el balón aéreo nos deja con un duelo entre Warner y Oliver que, por desgracia para el New Team, se salda con victoria del portero. Para más inri, al caer Oliver sufre un golpe en la pierna que le deja tendido en el terreno de juego.

Con Tom Baker y Oliver Atom fuera de combate, el Meiwa tiene vía libre para igualar el enfrentamiento. Mark Lenders vuelve a confiar en sus compañeros y tras un rápido juego colectivo, estos le recompensan con un magnífico pase y todo el tiempo del mundo para preparar su disparo. Benji, que empieza a sufrir intenso dolor, únicamente es capaz de desviar el chute de Lenders, quedando el balón en juego dentro del área. Pese a que la defensa del New Team intenta despejar el balón, la perseverancia de Lenders le lleva a ganarles la partida y anotar con un feroz remate de cabeza el gol que sitúa el 1-1 en el marcador.

Cuando el partido brilla para el Meiwa, este se oscurece de la peor de las formas para el New Team. Aunque Oliver parece estar recuperado de su fuerte golpe contra Warner, una serie de regates y posterior pérdida de duelo ante Lenders hacen patente el hecho de que no está en buena condición física. Por su parte, Tom Baker es trasladado fuera del campo para que su herida sea atendida, y Benji sigue sin ser capaz de utilizar su pierna con solvencia. Pese a ello, aún es capaz de defendere la portería, aunque los disparos más débiles empiezan a causarle dificultades. Al ver el sufrimiento de sus tres estrellas, Bruce Harper hace despertar el espíritu del resto de compañeros.

El trabajo en equipo comienza a cobrar fuerza del lado del New Team y los jugadores activos se convierten en un férreo núcleo que nada deja crear al Meiwa. Harper tiene incluso la osadía de parar con la cara un potente chute de Lenders, y todos juntos logran que el equipo no decaiga pese a las fuertes embestidas de los rivales. En los últimos compases, Baker vuelve finalmente al campo, y solo queda ahora en manos de Oliver el aprovechar la más mínima oportunidad que genere el esfuerzo de sus aliados para lograr adelantarse una vez más en el marcador.


Contenido relacionado