Colabora

Impresiones de DOOM Eternal: ¡Más DOOM que nunca!

Fichas

Impresiones de DOOM Eternal: ¡Más DOOM que nunca!

Publicado el 0

Hace no pocos años que nacía la franquicia DOOM, allá por los 90, siendo, junto a Quake y Wolfenstein, una de esas marcas que han definido no solo el género del shooter en primera persona sino la forma que tenemos a día de hoy de entender el videojuego. Desde entonces, la IP ha contado con diversas entregas más o menos exitosas y, pese a que parecía que el rumbo de la saga se diluía hace unos años con entregas más modernas, que bebían de los avances de otras franquicias como Halo, en 2016 id Software daba un puñetazo sobre la mesa lanzando un reboot que buscaba las raíces, el shooter más puro, y con el que conseguiría enamorar a miles de fans.

Ahora, tres años después, DOOM Eternal busca seguir la estela de este reinicio, volviendo a poner sobre la mesa un título de disparos en primera persona de corte clásico y veloz. Correr, saltar, acribillar y después desgarrar de la forma más brutal posible a los cientos de demonios que se crucen en nuestro camino; eso es lo que este proyecto quiere que volvamos a hacer, olvidándonos de extras innecesarios y quedándose con el núcleo del FPS, con una obra desnuda que no oculta sus intenciones. Pero, tras el éxito de DOOM hace tres años, ¿está esta secuela a la altura? Nosotros hemos podido viajar a QuakeCon para disfrutar de la creación y descubrir de primera mano si cumple las enormes expectativas. Si queréis conocer más, acompañadnos en nuestras impresiones de DOOM Eternal.

DOOM en estado puro

Tras el resultado, no tan bueno como desearíamos, del tonteo de MachineGames con el RPG y el cooperativo de cara al spin-off Wolfenstein: Youngblood, hay algo que tengo muy claro: no quiero experimentos, quiero que DOOM Eternal sea el shooter por excelencia que ponga fin a una serie de grandes años para el género en esta generación. Y parece que, por suerte, id Software tiene el mismo anhelo y no quiere hacer experimentos, dejando que DOOM Eternal siga la huella de la obra con la que en 2016 conquistaban a miles de jugadores.

Desde el primer momento que nos ponemos a los mandos, como ya ocurría con la anterior entrega, la producción destila acción y locura. En la demo que hemos podido disfrutar en la QuakeCon, se nos daba una idea del conjunto de DOOM Eternal poniéndonos a disfrutar de un tutorial y una serie de segmentos sacados de misiones pertenecientes a zonas relativamente avanzadas. Y el denominador común de todo lo jugado es, precisamente, la acción, velocidad y frenetismo por el que se caracteriza la propiedad intelectual.

En lo jugable, DOOM Eternal es un videojuego continuista, el cual no busca reinventar la rueda ni poner sobre la mesa propuestas arriesgadas; id Software se limita a tratar de repetir el éxito de DOOM con una propuesta jugable que simplemente incluye algunos pequeños retoques a la receta que todos hemos podido comprobar que funciona a la perfección. Y lo cierto es que lo hace de forma excepcional, volviendo a ser capaz de captar la adrenalina que caracteriza los veloces combates de su antecesor. DOOM Eternal vuelve a arrojarnos demonios por decenas, vuelve a obligarnos a saltar y a movernos como si nos fuera la vida en ello (porque nos va) y, sobre todo, vuelve a ponernos en las manos un arsenal devastador con el que destrozar a todos los enemigos.

Y, específicamente, los enemigos vuelven a ser uno de los puntos fuertes junto al diseño de niveles. Tanto nuestras opciones de movilidad como los movimientos y ataques de los enemigos nos obligan a estar en constante desplazamiento, en un baile que no acaba mientras haya adversarios y con el que se aprovecha el diseño de niveles a la perfección. Algunos demonios conocidos hacen su regreso, y algunos nuevos se suman a la fiesta en un DOOM Eternal que vuelve a hacer de los mapas una pista de danza para nuestro disfrute.

Cambios interesantes

Pero, como bien comentaba, DOOM Eternal también quiere ofrecer algunos retoques propios a esta fórmula. El primero de ellos y, desde mi punto de vista, el más destacado, es la inclusión de un nuevo sistema para obtener munición, salud o armadura. En DOOM, era posible obtenerlo al hacer ejecuciones cuerpo a cuerpo a los enemigos, que soltaban algo de salud, armadura o munición; sin embargo, ahora, esto ha cambiado, y somos nosotros los que elegimos qué queremos que los enemigos dejen al caer.

doom eternal

¿Cómo? Pues eligiendo su muerte. Si hacemos las ejecuciones clásicas, dejarán vida, pero si los cortamos a la mitad con la motosierra, lo que dejarán será munición y, si los prendemos en llamas con el nuevo lanzallamas y, posteriormente, los acribillamos a balazos nos dejarán armadura. Así, el videojuego es capaz de darnos mayor capacidad de decisión, mayor control sobre nuestros actos, mayor poder.

Esta elección, además de resultar en esta mayor potestad de cara al jugador, hace también que el espíritu de DOOM sea aún más DOOM. En esta ocasión, pierde todo el sentido (en la gran mayoría de situaciones) correr para huir a buscar la salud y armadura repartida por el mapa; ahora, los enemigos son todo cuanto necesitamos, sea el momento que sea, y es por ello que DOOM Eternal premia todavía más el tirarnos de cabeza al peligro. Desde id Software han hecho de la frase la mejor defensa es un buen ataque el corazón y alma de su nuevo videojuego. Y, en una obra que está pensada precisamente para ello, esta es una de las mejores noticias que podemos recibir. DOOM Eternal no solo sigue siendo DOOM, sino que es más DOOM que nunca.

Otro detalle interesante es que se han añadido nuevos modificadores a las armas (disparos secundarios) que se convierten, incluso, en un cambio más drástico respecto al uso inicial de las mismas. El mejor ejemplo de ello es un pequeño gancho con el que cuenta una de las escopetas presentes en la demo que hemos jugado. Este gancho no sirve para hacer daño sino para acercarnos rápidamente al enemigo que alcanzamos con el mismo para, luego, utilizar el disparo principal de la escopeta a corta distancia y destrozarlo. Así, la escopeta no es solo un arma, sino un modo de desplazarse, abriendo la puerta a nuevas combinaciones, nuevos pasos en este baile demoníaco que es DOOM Eternal.

Más allá de esto, los principales cambios van enfocados a un mayor repertorio en cuanto a las formas de desplazarnos por el entorno. Pese a que, en los segmentos disfrutados, no hemos podido hacer uso del nuevo gancho, sí que hemos utilizado la nueva habilidad del marine de DOOM para escalar algunas paredes. No obstante, al contrario del gancho, esta habilidad apenas se usaba en combates, siendo su finalidad ofrecer algunas fases (muy cortas y ligeras) de plataformeo que separaban un combate del siguiente. Algo así como descansos a la extenuante adrenalina que dispara en nosotros la acción de DOOM Eternal.

Un infierno del que no quiero salir

Un punto muy a destacar vuelve a ser el increíble trabajo a nivel visual y sonoro de id Software. Ya estemos en Marte o en el infierno, DOOM Eternal es un videojuego absolutamente asombroso: entornos llamativos, demonios espeluznantes, armas grandes y, sobre todo, mucha sangre y descuartizaciones de lo más gore. Todo ello regresa en DOOM Eternal junto a una banda sonora que, por lo que hemos probado, vuelve a apostar por una mezcla de tecno y guitarras de lo más hardcore. Un espectáculo terrible pero placentero para nuestros sentidos.

doom eternal

Las primeras impresiones tras ponerme a los mandos de DOOM Eternal es que he acabado sudando y casi sordo. Pero me quedo con muchas ganas de seguir con los cascos a todo volumen, música dura taladrándome los oídos mientras corro y salto por el escenario arrancando cabezas, disparando todo tipo de proyectiles y licuando demonios.

DOOM Eternal es exactamente lo que le pido a id Software: un juego consciente de sus virtudes, que no se pierde en nuevos sistemas ni apuestas absurdas y que resulta certero en aquello que busca. Acción desenfrenada, velocidad endiablada y un frenetismo sin igual, DOOM Eternal va camino de convertirse en el shooter de la generación. Aun así, sea como fuere, habrá que esperar al próximo 22 de octubre para descubrir todo lo que ofrece de primera mano.

Etiquetado en :

Bethesda DOOM Eternal

Redactado por:

Videojuerguista desde siempre. Fan incondicional de Fallout y Star Wars y amante del RPG viejuno. Hablo de videojuegos, cine, series o lo que me dejen. Ah, y me gustan los números.

Comentarios:

NOTICIAS RELACIONADAS

La campaña de Doom Eternal será más extensa que la de su predecesor

Cuando salió en 2016, Doom se convirtió automáticamente en uno de los estandartes del género de acción. Bebiendo de las anteriores entregas de la saga, el título sirvió para rebootear la franquicia y adaptarla, con gran acierto, a los tiempos modernos tras más de 10 años sin noticias de ella, ya que Doom 3 vio […]

Publicado el 20 AGO 2019 0

DOOM Eternal presenta un nuevo enemigo, el DOOM Hunter, en vídeo

DOOM Eternal, la nueva entrega de la clásica franquicia de shooters, está ya a la vuelta de la esquina. Es por ello que desde id Software y Bethesda, responsables del desarrollo del videojuego, han estado mostrando durante las últimas semanas diversas novedades del videojuego, incluido un extenso vistazo al modo Battlemode, el multijugador asimétrico con […]

Publicado el 20 AGO 2019 0

DOOM Eternal muestra su multijugador, Battlemode, en un extenso gameplay tráiler

DOOM Eternal es la próxima entrega de la longeva franquicia de shooters, la cual aterrizará en apenas unos meses. A medida que se va acercando la fecha de lanzamiento del videojuego, son más y más los detalles que se dan a conocer al respecto. Si hace unas semanas que, desde QuakeCon, os traíamos nuestras impresiones […]

Publicado el 14 AGO 2019 0
Danos un segundo, estamos cargándote la siguiente noticia:
Fire Emblem, Marvel, The Witcher: Los mejores vídeos de la semana