Matthew Vaughn planea dos entregas más de Kingsman, y un spin-off de Kick-Ass

El director pretende crear un universo cinematográfico de espías así como revivir la saga que le llevó a la fama

Matthew Vaughn planea dos entregas más de Kingsman, y un spin-off de Kick-Ass
 

Aunque los rumores le sitúan bajo la capa del superhéroe de DC, el director parece seguir enfrascado en sus propios y ambiciosos planes. Matthew Vaughn se ha convertido en uno de los directores más codiciados de Hollywood gracias a su maestría a la hora de rodar escenas de acción, y su capacidad para mantener el ritmo durante largos metrajes. Sus dotes para la ciencia ficción ya quedaron demostrados con la peculiar “Stardust”, y en 2010 llegó la gran explosión para su carrera con “Kick-Ass”. El personaje de Mark Millar fue tan importante para su ascenso que ahora Vaughn pretende sustentar su éxito al frente de la saga Kingsman, con esta otra franquicia.

Los rumores en torno a la tercera entrega de Dave Lizewski  han sido constantes en estos últimos años, pero ahora el cineasta ha decidido poner las cartas sobre la mesa. En una entrevista para Empire, un envalentonado Vaughn aseguró querer retomar el personaje de Millar, pero desde una óptica diferente. “Vamos a rebootear Kick-Ass y Hit-Girl“, apuntaba en relación a los héroes interpretados por Aaron Taylor-Johnson y Chloe Grace Moretz. Según se explica en la entrevista, ya hay en negociaciones un spin-off en solitario de la chica, mientras que él también podría aparecer en su propia película  pero bajo la identidad de Patience Lee. “Si quieres pistas mira lo que está haciendo Millar en los cómics“.

Con la saga que sin embargo más ambición mostró el director fue Kingsman. Tras dos exitosas entregas, Vaughn apunta mucho más alto con la idea de crear un universo cinematográfico basado en el agente Eggsy. Además de la tercera y última película que describió como ” la conclusión de la relación entre Harry Hart y Eggsy“, desveló que estaba trabajando ya en un spin-off titulado “Kingsman: The Great Game” centrado en la organización de espías durante finales del siglo XX.

Pero por si todo ello no fuera suficiente, el director está además pensando en otra cinta más centrada en la base americana de los Statesmen que fueron introducidos el año pasado en la secuela principal, así como el salto a televisión de la saga con una serie de televisión de ocho horas de la que por el momento todavía no se conocen detalles. Todo un gigantesco plan que si sale bien podría transformar a las ingeniosas entregas de espías en un gigante cinematográfico a la altura de las franquicias más poderosas.


Contenido relacionado