El presidente de Nintendo asegura que la presencia de Stadia no revolucionará el mercado

Todavía hay mucho por conocer de la plataforma de Google

El presidente de Nintendo asegura que la presencia de Stadia no revolucionará el mercado
 

Hace alguna semanas Google Stadia era presentada en una conferencia que además de verter muchos datos acerca de la nueva plataforma de la compañía, planteaba también muchas dudas. Su drástica orientación al juego en streaming es algo que todavía no se ha experimentado suficientemente en el mercado de los videojuegos, no al menos al nivel que pretende Google Stadia.

Si bien es cierto que la sorpresa inicial fue magna, tras algunas semanas desde el anuncio y la propuesta planteada por Google Stadia parece que las cosas se han calmado alrededor de esta nueva plataforma. Ahora, el propio presidente de Nintendo ha compartido su propia opinión acerca de la consola del gigante norteamericano, alegando que si bien Google Stadia será una plataforma bienvenida por un mercado que evoluciona a un ritmo trepidante, no considera que vaya a suponer una verdadera revolución dentro del sector de los videojuegos.

Según las palabras del presidente de la compañía japonesa, Shuntaro Furukawa “Creo que la llegada de Google es bienvenida en el sentido en el que la industria de los juegos evolucionará a medida que lleguen nuevos jugadores y nuevas tecnologías. Sin embargo, no creo que el sector de los juegos vaya a cambiar drásticamente actualmente, a pesar de que la tecnología seguirá evolucionando, algo a lo que todos tendremos que ir adaptándonos”.

Sin duda, no sabemos todavía a ciencia cierta como afectará la llegada de un sistema hasta ahora poco convencional, pero Google Stadia ha conseguido suscitar el interés de muchos. Queda no obstante conocer las alternativas que presentarán el resto de compañías como Microsoft y Sony con la nueva generación de consolas que aún están por anunciar, y que a priori parece seguirán apostando por un planteamiento más clásico. Al menos así lo indican los primeros datos compartidos por Sony y su PlayStation 5.