Análisis Gears of War 4

PC Xbox One
 

El nacimiento de la saga Gears of War de la mano de un joven Cliff Bleszinki, que con solo 31 años era jefe de Epic Games y en Xbox 360 marcó un antes y un después en los videojuegos de disparos con coberturas, de hecho el que fue el primer juego de la saga recibió varios premios, entre ellos Mejor juego de acción, Mejor juego multijugador, Mejores gráficos y Mejor juego del año. Siempre se dijo que segundas partes nunca fueron buenas, pero el estudio de CliffB consiguió superar a la primera y con Gears of War 2 volvieron a meterse a los jugadores, prensa y jurados de premios de videojuegos en los bolsillos. Y para rematar la trilogía, Gears of War 3 es considerado como uno de los mejores videojuegos de Xbox 360, tanto por el salto gráfico que se vio respecto a las dos anteriores versiones como por un modo multijugador en el que aún hoy en día podemos encontrar partida rápidamente, sobretodo gracias a la retrocompatibilidad de Xbox One con estos títulos.

En 2012 Cliff abandonó Epic Games, y el desarrollo del spin-off llamado Gears of War Judgment corrió a cargo de People Can Fly, un pequeño estudio polaco del que Epic Games tiene comprada una gran parte. Este videojuego es obviado por los seguidores de la saga, ya que no gustó ni por la historia ni por la calidad del título final, que introdujo varios cambios en el modo multijugador.

Hoy estamos delante de Gears of War 4, el título vende-consolas que no puede faltar en las estanterías de los jugadores de Xbox One, y que también sale para Windows 10, llegando así a las dos plataformas de Microsoft. Rod Fergusson, quien estuvo involucrado en los anteriores juegos de la saga Gears of War es el máximo responsable de The Coalition, el estudio desarrollador de esta nueva entrega, que no viene a revolucionar la saga, pero sí a dar un golpe sobre la mesa y a defender la bandera de los sistemas de Microsoft por todo lo alto.

Análisis Gears of War 4

El primer Gears of War era un título excelente que fue duramente criticado por la falta de explicación que había en el juego sobre la trama del mismo, si bien contaba detrás con una gran historia que se remontaba a la Guerra del Péndulo y a una batalla histórica entre los Locust y la CGO que acabó con la encarcelación de Marcus Fénix por desertar del ejército salvador del planeta en pro de intentar salvar a su padre Adam Fénix. Pero eso no era todo porque antes del día de la Emergencia, en el planeta Sera había un conflicto global entre la Coalición de Gobiernos Ordenados (CGO) y la Unión de Repúblicas Independientes (URI) por hacerse con el control de la Imulsión, una nueva fuente de energía cuya especulación hizo que el mundo entrara en una gran crisis económica.

A partir de aquí se inició una guerra contra los Locust que se expandió con hasta 3 juegos, acabando en el final de lo que ha sido hasta ahora la mejor entrega de la saga, Gears of War 3. Toda esta guerra viene bien explicada en Gears of War 4, además en el prólogo inicial nos dejan jugar un par de escenas para que los nuevos jugadores entiendan un poco de qué va la mítica guerra que enfrentó a la humanidad contra los salvajes Locust.

Una vez acabados estos mini capítulos ya nos ponemos por fin en la piel de JD, el hijo de Marcus Fénix y cuyo nombre Microsoft no ha querido que transcienda antes del lanzamiento del videojuego. Será un poco más adelante cuando los jugadores sabrán el nombre real del primogénito de Marcus, y que es uno de los tributos más bonitos a la saga. En sí Gears of War 4 esconde muchos guiños a los otros tres títulos de la saga, historias pasadas que ya no volverán pero que se irán recordando a cada paso que demos en esta nueva entrega.

gears4_screenshot_guardian_combatComo bien sabemos JD y su amigo Del se alistaron a la CGO y desertaron al poco tiempo para refugiarse en el pueblo de los Forajidos, gobernado por la madre de Kait, la que ahora es la mejor amiga de Fénix Junior. El pueblo obtiene la electricidad de antiguas baterías, y los tres personajes acompañados de Oscar, el tío de Kait deben entrar en una fortaleza de la CGO para robar un Fabricante, una especie de taller móvil en el que podremos construir armas y barreras como los que hemos visto en el modo Horda. De hecho cuando llegamos al pueblo nos enfrentaremos a una Horda y será aquí cuando empezaremos a comprender cómo funciona este modo de juego, construyendo barreras, armas y torretas para prevenir al pueblo del ataque. Una vez creemos que el pueblo está a salvo, nos veremos involucrados en un nuevo ataque en el que todo el pueblo será raptado por los enemigos excepto Kait, Del y JD que han sido puestos a salvo encerrados bajo llave por Reyna, la madre de Kait.

Podemos decir que a partir de este punto es cuando realmente empieza la historia de Gears of War 4, con nuestros protagonistas teniendo que recurrir a la ayuda del mejor combatiente de la CGO, quien nos espera en su casa. Y aquí es cuando se nos revelará el nombre real de JD, además de otras muchas cosas de la historia del título que se irán conociendo más adelante y que a más de un fan le harán saltar la lagrimilla al recordar esos tiempos pasados, que si bien no sabemos si fueron mejores, nunca volverán. Y hasta aquí es donde os vamos a contar del modo campaña, ya que creemos que son los jugadores los que deben descubrir a cada paso que dan nuestros protagonistas toda la trama en la que se ven envueltos nuestros intrépidos protagonistas. Lamentamos deciros a los que queréis encontrar una campaña larga que este no es el caso, pues nos ha durado 5 horas y 55 minutos exactamente sin pararnos a buscar todos los coleccionables que hay escondidos por los escenarios, de hecho solo hemos recogido la mitad.

gears4_screenshot_kait_db_combat
Ya os hemos puesto al día de los nuevos protagonistas, pero ¿qué pasa con los nuevos enemigos? ¿De dónde salen? ¿Por qué otra vez vienen monstruos a atacar el planeta? La Coalición de Gobiernos Ordenados enterró los cuerpos cristalizados de los Locust en antiguos cementerios subterráneos abandonados, pero no debió ser la solución al problema porque parece que los humanos hicieron un importante fallo….




Los nuevos enemigos son una nueva raza que toma como base a los humanos, así que realmente no tienen bajas de ningún tipo, sino que los alimentan y los convierten en monstruos para que ellos mismos exterminen a sus antiguos compatriotas. A decir verdad no se ha esforzado mucho el estudio desarrollador porque muchos de los monstruos recuerdan a los de las pasadas entregas, como los infames, los locust normales y de élite, los francotiradores o los arqueros. Todos tienen su versión Swarm en Gears of War 4. Hay también un enemigo muy grande y poderoso que recuerda a la antigua Berseker Lambent, que solo se le puede disparar a su corazón cuando abre su caparazón acorazado. La variedad de enemigos no ha sido un quebradero de cabeza para el estudio desarrollador, que tenía la oportunidad de crear unos nuevos rivales pero han optado por reciclar la antigua fórmula de los Locust y darles un lavado de cara aprovechando la historia del nuevo título. Pero eso no es todo porque hay también viejos enemigos que repiten en el reparto, aunque con alguna que otra variación gracias a la nueva historia, y con nuevos modos de eliminarlos, pero a fin de cuentas el diseño artístico sigue siendo el mismo; así que por lo pronto, estaríamos hablando del primer punto negativo de este nuevo juego.

Pero eso sí, no podía faltar un nuevo enemigo que es el factor climático, estamos hablando de Las llamaradas. Se trata de unas tormentas eléctricas impresionantes que cuando sucedan nuestros protagonistas tendrán que esconderse para no morir electrificados por los terribles rayos que caen al suelo y van avanzando sin contemplación. También habrá un viento intensamente fuerte que podremos usar en nuestro favor para destrozar elementos del escenario y acabar así con los enemigos que nos impidan avanzar a buscar un buen refugio en el que escondernos. Este viento es una hoja de doble filo porque será un inconveniente al lanzar las granadas para cerrar los nidos (los antiguos agujeros de emergencia) o para disparar algunas armas ya que se nos desviarán los tiros.

Otro punto a destacar es la jugabilidad. Gears of War 4 no ha llegado al mercado para inventar una nueva fórmula jugable, estamos delante del mismo sistema de coberturas que vimos en la tercera parte de la saga, más fluida pero menos real, ya que los personajes en muchas ocasiones parece que van sobre raíles en busca de la cobertura para evitar los disparos enemigos. Es bien cierto que durante las cuatro entregas que salieron para Xbox 360 no se varió casi ni un ápice la jugabilidad y el sistema de coberturas de la saga, pero también se podría haberle dado un poco más de realismo. Lo que sí se ha mejorado es que pulsando B en el mando de Xbox One mientras corres hacia una cobertura, la saltarás directamente y si hay un enemigo tras ella le darás una patada, con lo que ganarás tiempo para ejecutarle. Pulsando X estando en cobertura con un enemigo en la parte trasera podremos cogerlo y ejecutarlo en un cerrar y abrir de ojos presionando Y o apuntándole a la cabeza con la Gnasher, por ejemplo. Como hemos comentado antes, el escenario tendrá también su punto jugable o de interacción, y es que usando diversos elementos podremos que van desde destruir barreras en las llamaradas para acabar con varios enemigos a la vez hasta usar energía eléctrica destrozando transformadores para acabar así con algunos terribles monstruos.

gears4_motorcycle-1En el apartado de las armas nos encontramos con varias novedades desde que empezamos a jugar, aunque habrá viejas conocidas como el Lancer Retro, que vuelve con sus pros y sus contras, la escopeta Gnasher y la nueva variante del clásico Lancer, que ahora tiene la empuñadura de madera, o las nuevas Dropshot (que pudimos ver y probar en la beta) y el Bajonazo, una arma que dispara discos de sierra que van rebotando por las paredes y cortando enemigos a cachitos; sin duda una acertada elección para un título de corte gore como es Gears of War. No faltan tampoco las dos pistolas, la Snub (cañón corto) y la Boltok ni las armas clásicas de los enemigos como el Hammerburst o el Boomshot. No falta tampoco el Francotirador, el EBRAM, el nuevo rifle Enforcer y la nueva Trituradora, capaz de destrozar las cabezas de los enemigos en un abrir y cerrar de ojos.. Las ejecuciones siempre han sido un punto y a parte en Gears of War, como la nueva ejecución con cuchillo tras cobertura o las que ya vimos en los otros juegos de la saga. Sí, las ejecuciones tampoco han variado a pesar de controlar a nuevos protagonistas. Debe ser que The Coalition no ha tenido tiempo de programar nuevos tipos demoledores de acabar con los Swarms…

Pero si hay algo que ha sabido trabajar bien el estudio encabezado por Rod Fergusson han sido los gráficos. A pesar de los fallos negativos como el diseño copiado de los enemigos de los otros títulos de la saga, tanto el apartado artístico en general como la mayor resolución gráfica de Xbox One frente a su antecesora marcarán un antes y un después en los títulos que saldrán para la consola de actual generación de Microsoft. The Coalition ha sabido hacer un buen uso del potente motor Unreal Engine 4 para brindar a Gears of War 4 con unos gráficos super bien realizados y con unos detalles que rozan la punta del iceberg que es capaz de alcanzar Xbox One (que es la versión que aquí analizamos) en este aspecto. Desde el primer momento en el que empezamos a jugar queda bien claro que tanto los escenarios como los personajes y casi todo lo que vemos en pantalla en general ha recibido un mimo extraordinario. Podemos observar con todo tipo de detalle cualquier cosa que miremos, desde las texturas de las coberturas hasta los enemigos, a los que les podemos ver hasta las caries de las muelas cuando abren la boca. En lo que respecta a los escenarios es impresionante ver cómo se mueven por ejemplo las hojas de los árboles o cuando hay una llamarada los impresionantes rayos tocan el suelo y van avanzando hacia nuestras posición. Todo luce con un nivel de detalle excepcional, quizás sea el mayor punto a favor de este GoW 4. ¿Será este el techo gráfico de Xbox One? Aunque ahora este título resulte espectacular, esperemos que no sea así y que los estudios sean capaces de marcar una evolución tan bestial como vivimos precisamente desde el lanzamiento del primer Gears of War hasta que salió el tercero, que parecía realmente de otra generación de consolas.

Gears of War 4El apartado sonoro de este título es simplemente sublime, como han sido todos los juegos de la saga; cada monstruo tiene su propio “grito de guerra” y se ha remasterizado el sonido de las armas, que han mejorado irremediablemente. Nos acompañará durante todo el juego una música que irá acelerándose conforme nos acerquemos a una zona de peligro, y que parará cuando acabemos con el último enemigo. Como todos los jugadores que compren el juego de salida, hemos tenido que jugar al juego en inglés con subtítulos en castellano, y no podemos juzgar el doblaje en castellano porque hasta el mes de noviembre no tendremos el parche que agregue las voces en español de España. Hemos de decir, eso sí, que las voces en inglés le sientan de maravilla al título, como ya pasaba también en los otros juegos de la saga (los jugadores que lo hayan comprado en Reino Unido lo sabrán).

Modos Online

El multijugador online de Gears of War 4 es un punto y a parte respecto a cualquier otro juego, ya que por sus características únicas no se puede comparar a ningún juego del mercado. Es el punto fuerte de la saga y aún a día de hoy se puede encontrar gente jugando al online de Gears of War 3 activamente, y eso que hablamos de un título que salió al mercado en 2011.
Como novedad se han añadido las tarjetas que también estuvieron presente en la beta, que nos ayudarán a subir nuestro rango o a mejorar a nuestros personajes y fortificaciones. Al igual que hemos visto en otros títulos de disparos, para conseguir las tarjetas podremos ir abriendo cajas contenedoras de las mismas, que podremos conseguir o bien jugando y ganando experiencia o bien pagando por ellas en el bazar.

Estos son los modos de juego que nos encontramos en el título de The Coalition:




  • Duelo por equipos. Es el típico juego en que equipos de 5 jugadores deberán eliminar a los otros. Cuando se muere se resta una vida al equipo.
  • Dodgeball. Fue la novedad que vimos en la beta, es el mítico “Balón Prisionero” en el que si un personaje muere no volverá a salir hasta que sus compañeros no eliminen a un rival, por lo que se convierte en un modo de juego muy divertido.
  • Rey de la Colina. ¿Hay alguien que no haya jugado aún a este modo de juego de Gears of War? Se trata de capturar y defender las banderas, cuanto más rato se tengan la bandera en poder más puntos darán, y mientras sea del rival, restarán puntos. Esta situación suele dar lugar a batallas épicas de Gnashers, aunque las armas esparcidas por los niveles en diferentes puntos estratégicos suelen ser las que acaban decidiendo el bando ganador.
  • Carrera Armamentística. En este modo de juego nos darán una arma con la que eliminar a tres enemigos sin que muramos. Una vez hecho nos darán otra arma y habrá que conseguir el mismo hito. El reto es acabar con todos los rivales con las armas que tengamos en ese momento, pero hay que tener en cuenta que los rivales intentan conseguir el mismo hito que nosotros. Como las muertes no son individuales sino por equipo, suele ocurrir que vamos a eliminar a un enemigo con el arma que llevamos y que ésta cambie y sea él el que nos elimine a nosotros. Para que esto no ocurra hay una pequeña cuenta atrás que nos indica cuándo cambiaremos de arma, pero si estáis completamente concentrados en matar a un enemigo o en un duelo 1 VS 1 y  no os dais cuenta del aviso, acabaréis con la cabeza volando por los aires.
  • Guardián. También se juega en dos equipos, y cada equipo tiene un líder asignado aleatoriamente por el juego. Mientras el líder siga con vida los otros miembros del equipo tienen reapariciones infinitas, por lo que la recomendación es intentar eliminar al líder rival para posteriormente acabar con el resto de enemigos.
  • Zona de Guerra. En este modo vuelve a haber dos equipos en disputa para ganar las rondas, hay que acabar con los rivales antes de que acaben con nosotros. No hay respawns y cuando solo queda un jugador por equipo la misión será acabar con el rival antes de 1 minuto o el match acabará en un empate.
Horda 3.0

El esperado modo Horda merece un punto y aparte, de hecho en Gears of War 4 no está englobado dentro del modo multijugador, sino que tiene un apartado propio en el menú del juego desde el que se puede entrar directamente. Al elegirlo el título nos pregunta el nivel de dificultad en el que queremos jugar, pudiendo elegir entre los cuatro niveles que también se pueden escoger en la campaña.

Existe también en este modo online el sistema de tarjetas que nos brindará nuevas ayudas de cara a mejorar nuestros soldados, cobertura, fortificaciones y gratificaciones de experiencia. Una vez el juego nos encuentre la partida con la dificultad que hayamos elegida empezaremos con un equipo de 5 jugadores oleadas de enemigos de las dos variantes existentes en el juego con las que nos podremos defender poniendo barreras y torretas antes de que ésta empiece. Una vez empezada nos irán saliendo enemigos diferentes en cada oleada, siendo las primeras las más sencillas y cada diez oleadas entraremos a una de “jefe”. Como novedad en este modo 3.0 no iremos ganando puntos para ir subiendo las barreras y torretas, sino que los enemigos irán soltando energía a manera que vayan siendo eliminados y con ella podremos comprar y/o reparar nuevas armas y defensas para la zona a defender, en la que previamente estableceremos el fabricante. El mayor reto será poder llegar a la 50 y pasarla, con el añadido de que siempre se van perdiendo compañeros de equipo que por motivos propios o bien se desconectan o abandonan la partida. En caso de que esto ocurra nos será casi imposible acabar la Horda con un nivel de dificultad que no sea el Informal. Este modo de juego no es apto para quien quiera hacer una partida de veinte minutos, pues pueden pasar un par de horas tranquilamente y no haber llegado ni siquiera al nivel 30 de la horda.

Aquí podéis ver un poco de nuestro gameplay del modo Horda:

Windows 10

Gracias a la función “Play Anywhere” hemos podido hacer diversas pruebas técnicas de la versión de Windows 10 del título. La optimización del juego en esta plataforma es de los mejores que se han visto hasta el momento. El juego se muestra estable y sólido en todas las resoluciones, luciendo especialmente bien a 4K, a pesar de que esta característica esté reservada para PC’s de gama muy alta. Consulta los requisitos de PC.

Tras disfrutar de la campaña, el título no sufre ningún problema en PC como si había ocurrido en algún lanzamiento y es jugable y funcional desde el primer momento.

gears4_horde_boss

El juego luce espectacularmente bien en PC

Conclusión

Después del bajón en la saga que supuso Judgment, el spin-off de People Can Fly los fans de Gears of War estaban deseando que por fin saliera Gears of War 4, que supone la continuación de la historia 25 años después de Gears of War 3. Los jugadores encontrarán en este juego una historia corta pero muy intensa y con un emotivo final, remarcamos lo de emotivo porque es capaz de hacer saltar las lágrimas a los más duros; sobretodo en los últimos actos y hasta que acaba el juego, que deja la puerta abierta a Gears of War 5 con infinitas posibilidades.anthonycarminer




Apostar por una campaña corta es, a priori, una mala estrategia por parte de The Coalition; si bien es rejugable en todos los niveles de dificultad, los que compren el juego por ver cómo continúa la historia se quedarán muy decepcionados.

La parte negativa de la duración de la campaña la compensa el modo multijugador, pues estaríamos hablando de una infinidad de horas en todos los modos existentes. Para aquellos que no les interesa la campaña encontrarán un nuevo sistema de tarjetas y de packs en el online para mejorar sus personajes, con los típicos modos de juego y un adictivo modo horda.

Después de tanto tiempo de desarrollo Gears of War 4 deja un sabor de boca agridulce, pues da la sensación que la ansiada espera se rebaja cuando terminamos el modo principal en menos de seis horas; y es seguro que algunos jugadores que quieran jugar en cooperativo se lo podrán pasar de una tirada en una tarde de domingo.


Positivo

  • Campaña épica y rejugable
  • Jugabilidad típica de Gears of War
  • Gráficos con un nivel de detalle increíble sobretodo a 4K en PC
  • La música continúa siendo un punto fuerte
  • Gran variedad de armas
  • Multijugador casi infinito
  • El modo Horda 3.0

Negativo

  • Deslizamiento por coberturas de modo poco real
  • Enemigos poco variados y copiados
  • La campaña es MUY corta
  • Mismas ejecuciones que en anteriores juegos
9

Increíble

Política de puntuación

Josep Carceller
Subdirector y redactor senior en Areajugones. Aficionado al mundo de los videojuegos desde pequeño y amante de las consolas retro.