Activision Blizzard confirma los despidos y se reportan cerca de 800 desempleados

A los trabajadores se les ha informado de su despido el día de hoy

Activision Blizzard
 

Días atrás, se especulaba una más que desafortunada realidad: Activision Blizzard estaba preparando cientos de despidos. Aunque no era una información oficial, la misma se tornaba verosímil con el paso de las horas, teniendo a toda la industria en vilo por lo que se anunciaría el día de ayer, martes. Así, como bien reporta Kotaku, en el marco de la conferencia de los resultados financieros de la compañía, esta ha anunciado la recesión de un 8% de su plantilla total; es decir, partiendo de los 9.600 empleados que la empresa tenía el año pasado, nos afrontamos al despido de un aproximado de 800 personas.

O sea, a lo largo de Activision, Blizzard y King, profesionales de todas las estirpes, desde no tan longevos hasta veteranos de 10 a 15 años de trayectoria en las marcas, han sido informados el día de hoy de que ya no están trabajando con ellos. Sin embargo, acorde a los señalamientos de Kotaku, esto no ha implicado a miembros de los equipos desarrolladores sino, específicamente, de otras divisiones como eSports y marketing, las cuales han sufrido el mayor impacto.

Paradójicamente, Robert Kotick, CEO de Activision Blizzard, describió el 2018 de la compañía como un año de récords, una definición que no encaja con la trágica situación que están atravesando sus ahora exempleados. Por otro lado, J. Allen Brack, presidente de Blizzard, comentó: “A lo largo de los últimos años, muchos de nuestros equipos no-desarrolladores se expandieron para satisfacer varias necesidades. Actualmente, algunos niveles de personal en ciertos equipos están fuera de proporción con nuestra estructura actual. Esto significa que debemos reducir algunas áreas de nuestra organización“.

Me apena compartir que vamos a romper relaciones con algunos de nuestros colegas de los Estados Unidos el día de hoy. En nuestras oficinas regionales, anticipamos evaluaciones similares, sujetas a los requerimientos locales“, prosiguió. Sin embargo, continúa la misiva, prometen un paquete considerable como indemnización, lo que incluye beneficios sanitarios, mentores para sus carreras y asistencias para conseguir nuevos empleos, al igual que una repartición de bonos en base a lo obtenido en los últimos años en Blizzard. “No hay forma de hacer que esta transición sea fácil para los empleados involucrados, pero estamos haciendo lo mejor que podemos para apoyar a nuestros colegas“, sentenció.

Y, en última instancia, añadió: “Es crítico que demos prioridad al desarrollo de productos e incrementemos la capacidad de los equipos que se encargan de tal trabajo para servir mejor a nuestra comunidad. También necesitamos evolucionar operativamente para proveer el mejor soporte para productos nuevos y existentes“.

Simultáneamente, Kotick escribió: “Pese a que nuestros resultados financieros de 2018 fueron los mejores de nuestra historia, no aprovechamos nuestro completo potencial. Para ayudarnos a llegar a él, hemos realizado un número importante de cambios en roles de liderazgo. Estos cambios deberían permitirnos materializar tantas oportunidades como la industria nos presente, especialmente con nuestras poderosas franquicias, nuestras fuertes capacidades comerciales, nuestras conexiones digitales directas con millones de jugadores y nuestros empleados extraordinariamente talentosos“.

Sin lugar a duda, se trata de una situación sumamente crítica que, como sucediese hace unos meses con Telltale Games, tiene a sus extrabajadores como los más afectados. Por lo tanto, esperamos que tal talento pueda ser reaprovechado en otras compañías que, una vez más, como el caso citado, presten su infraestructura para su acogida, y es que hablar del desempleo de cerca de 1.000 personas es una realidad que, en realidad, nos afecta a todos.