Os contamos nuestras primeras horas en Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Nintendo Switch

Os contamos nuestras primeras horas en Donkey Kong Country: Tropical Freeze

El juego de Retro Studios pasa a Nintendo Switch mejorado

Os contamos nuestras primeras horas en Donkey Kong Country: Tropical Freeze
 

Shigueru Miyamoto siempre se ha caracterizado por ser un gran creador de personajes. Super Mario y, precisamente, Donkey Kong fueron sus primeras obras destacas para Nintendo.

La primera aparición de uno de los simios más conocidos del mundo, fue precisamente junto a los citado personaje, en donde hacía un papel un tanto diferente al que ahora conocemos. Donkey era el malo que lanzaba los barriles para que Super Mario impidiese trepar en aquel arcade lanzado en 1981 que tomaba el nombre del personaje que hoy os hablamos.

A partir de ahí, Donkey Kong se ha convertido en uno de los personajes más queridos y con más juegos dentro del universo Super Mario, considerado por muchos más una saga, que un spin-off dentro del citado universo de la “mascota” de la compañía.

Volviendo a lo que es Donkey Kong en sí, el juego nació como un título en desplazamiento lateral siendo este sistema jugable, el que ha predominado dentro de la saga de Nintendo hasta el lanzamiento de Donkey Kong 64 para Nintendo 64 en 1999 por la compañía, ahora en posesión de Microsoft, Rare Ware.

En dicho juego, se abandona el tradicional scroll lateral por un mundo creado en tres dimensiones muy similar a los que supuso Super Mario 64 (también para Nintendo 64) y el gran Banyo Kazooie, también desarrollado por Rare Ware. Después de esto, la saga cayó un tanto en el ostracismo y desapareciendo, en parte, de los lanzamientos habituales en las consolas de Nintendo, sin contar los lanzamientos de juegos en los que aparece el personaje o algún party game como el divertido Donkey Konga o Donkey Kong Jet Race.

Después de una generación, la de Game Cube, sin el lanzamiento de ningún juego principal del personaje, Retro Studios retoma la saga “Country” para Wii en la que el personaje vuelve a sus originales mecánicas jugables en desplazamiento lateral pero con algunos toques modernos tomados, en parte, de la genial entrega de Rare. Un juego que más que notable que tuvo su secuela en Wii U llamada Donkey Kong Country: Tropical Freeze, que ahora llega a Nintendo Switch con un versión mejorada.

Tropical Freeze en Nintendo Switch

Sin ser una sorpresa de que el juego llegaría tarde o temprano a la consola híbrida como parte del especie de programa que tiene la compañía de nutrir a la consola con títulos lanzados en la fracasada Wii U, Donkey Kong Country: Tropical Freeze se presentaba con algunas novedades a través de un Nintendo Direct. ¿Sorpresa? Sí, pero una sorpresa esperada, que llegaba para alegrar a los seguidores del personaje, y a los usuarios que no tuvieron la oportunidad de probar en Wii U, fuese por el motivo que fuese, este genial juego.

Poco tenemos que añadir a lo ya dicho ya sobre el trabajo de Retro Studios -incluso de su trayectoria-, en el que partiendo de la base de Donkey Kong Country Returns, se construye un juego muy sólido con algunas novedades jugables, como el añadido de nuevos personajes, un modo cooperativo para dos personas y la mejora de algunos controles como la eliminación de la acción rodar agitando el Wiimote. Ahora, se siente un juego mucho más maduro, seguramente por la introducción de un control más tradicional.

En cierto modo, los personajes que veremos, como el debut de Cranky como personaje jugable, ha sido incluido de manera magistral en el juego, proporcionando una gran variedad jugable que “Returns” no gozada. Así pues, podremos controlar a los citados Donkey Kong y Cranky, quizá el menos logrado de todos, el genial Diddy Kong, que repite en esta entrega o Dixie, siempre a los lomos de nuestro querido Donkey Kong a no ser que juguemos en modo cooperativos, que podremos usar los personajes independientemente.

En el caso de que, como decimos, juguemos al modo para un jugador, el hecho de portar uno y otro personaje proporcionan al simio de Nintendo unas variables jugables distintas debido a que cada uno de ellos tienen ha sido concebidos con sus particularidades jugables y que nos hacen sentir, de una manera u otra, que cada fase, o parte de ella, parece distinta.

El título contiene una buena cantidad de niveles, agrupados  todo ellos en un total, de seis mundos divididos en el que destaca, sobre todo,  tanto su genial diseño tanto artístico como, sobre todo, jugable en el que desde la entrega primigenia de la saga de Retro Studios, se considera -consideramos-, se ha reinterpretado, y era muy difícil, el género plataformas.

Donkey Kong Country: Tropical Freeze es, también, un juego tremendamente rejugable, ya que encontraremos multitud de secretos y sorpresas al conseguir todos los coleccionables. Parte del reto del juego, además, es precisamente conseguir todo; algo que se convierte en todo un desafío.

Funky Kong

La nueva versión para Nintendo Switch del juego llega como cabeza visible a Funky Kong, un “nuevo” personaje -pero ya conocido dentro del universo- que llega para dar más variedad jugable al título y también aportar otras cosas que quizá no interese a los jugadores más veteranos.

Funky Kong llega como un personaje comodín con alguna particularidades jugables que permiten al jugador tener más ventajas a la hora de conseguir objetivos en el juego. Es decir, Funky Kong es un personaje que podríamos definir como un “personaje ayuda” del que podemos obtener ventaja en los saltos de diversas maneras, evitar caer en alguna que otra manta de pinchos o enemigos que nos hagan daño, más corazones y la posibilidad de llevar más objetos a la fases.

Al comenzar la partida, el nuevo sistema nos permite seleccionar entre “Modo Original” o “Modo Funky”, único modo en que podremos usar a este simio, y que, por lo que hemos notado, parece que también tiene algún tipo de ayuda adicional, por lo menos nos eso nos ha parecido al jugar en este Modo Funky en contraposición con el Modo Original.

¿Cómo luce esta versión del juego?

Más allá del añadido de Funky Kong, como “personaje ayuda” junto a su modo de juego, encontraremos muchas mejoras visuales debido al paso de los circuitos de Wii U a los de Nintendo Switch.

En las últimas semanas, ya se ha venido informando de algunos cambios en los modelados del juego y también en los tiempos de carga, pero también notaréis algunas mejoras en la resolución y en el framerate. No podemos valorar a ojo cuales son los datos exactos, pero sí que se nota bastante mejora en este punto, algo que se agradece en un juego tan exigente.

En cuanto a jugar a Donkey Kong Country: Tropical Freeze en Nintendo Switch, podemos asegurarnos y después de jugar las primeras partidas a este genial juego de Retro Studios, es que se juega de maravilla en ambos modos, tanto en portátil como en sobremesa, los mandos responden y se adaptan al juego de maravilla y esperamos con ansias, poder seguir jugando para poder ofreceros el mejor analisis posibles de uno de lo mejores plataformas de los últimos años.


Contenido relacionado