Valve reconstruirá Artifact porque «el juego no salió como esperábamos»

Su pico de usuarios más reciente fue de 292

Valve reconstruirá Artifact porque «el juego no salió como esperábamos»
 

No es un secreto que Artifact, el juego de cartas coleccionables de Valve, ha fracasado estrepitosamente. La creación, que se separó de los férreos y exitosos preceptos del género contemporáneo que asentó Hearthstone años atrás, esperaba erigirse como un notable contrincante de la obra Blizzard y de otras populares creaciones como The Elder Scrolls: Legends y GWENT. Sin embargo, alejándose completamente de lo previsto, el título cayó rápidamente en número de jugadores y, en la actualidad, su salud peligra en demasía, razón por la que la compañía piensa reconstruirlo.

De manera más específica, a través de un comunicado, la desarrolladora determinó sus intenciones de rehacer el juego. A dicho respecto, después de dos meses de silencio ante múltiples críticas de la comunidad, el equipo reconoció sus errores y, al mismo tiempo, admitió que lo conseguido no logró satisfacer sus expectativas. «Obviamente, las cosas no salieron como esperábamos. Artifact representa nuestra discrepancia más grande entre nuestras expectativas sobre cómo esperábamos que sería recibido y cómo terminó siendo recibido«, declararon.

Así, pues, y en base a que su intención de trabajar en base a la retroalimentación de la comunidad no funcionó, pues la problemática de la propuesta radica en elementos que resultan pilares de la mismapor lo que tan sólo actualizaciones no sería suficiente para resolver todas las quejas-, la compañía reexaminará «las decisiones que hemos tomado a lo largo del camino en relación al diseño de juego, la economía, la experiencia social de jugar y más«.

Por los momentos, desconocemos cómo se traducirá esta nueva aproximación de Artifact, mas Valve ha asegurado que se enfocarán en solventar esos aspectos mencionados en lugar de publicar actualizaciones de contenido para el título «por una cantidad significativa de tiempo«. Esto quiere decir que, de manera indefinida, el multijugador no recibirá más adiciones de contenido, sin embargo, se espera que, cuando lo haga, sea de manera lo suficientemente notable como para mejorar la delicada salud que presenta a día de hoy.