El Piccolo más legendario regresa brillando a Dragon Ball Super

Dragon Ball Super

Finalizada

El Piccolo más legendario regresa brillando a Dragon Ball Super

El namekiano demuestra de lo que es capaz en un enfrentamiento épico entre hermanos

El Piccolo más legendario regresa brillando a Dragon Ball Super
 

El final de “Dragon Ball Super” se aproxima, y los equipos se preparan ya para un desenlace qué nada sabe cómo sucederá. Desde que Goku y Jiren se enfrentaran, los distintos guerreros de todos los Universos han ido cayendo eliminados unos tras otros, y aunque todavía quedan rivales en competición, los más fuertes ya han perecido. Así es el caso de Kale, Caulifla y Hit en el Universo 6, y del trío del amor con Ribrianne a la cabeza del Universo 2. Tanto el uno como el otro han caído derrotados frente a Goku y compañía, y ahora que están a punto de ser evaporados por los Dioses del todo, la situación ha desembocado en un enfrentamiento final por el todo. Sin embargo el Universo 7 no solo cuenta con el Saiyajin entre sus filas, y esta semana una estrella verde por fin ha brillado.

Tras la victoria del Androide 18 sobre la luchadora del Universo 2, ahora la atención se centraba sobre el otro enfrentamiento que fue iniciado hace varias semanas. Gohan y Piccolo se veían las caras con los dos luchadores restantes del Universo 6, en un combate que se prometía muy igualado. Y es que Saonel y Pilina todavía no habían mostrado sus verdaderos poderes hasta ahora, y los protagonistas se enfrentaban a dos rivales desconocidos que parecían esconder un secreto muy importante en su interior.

Por otro lado la eliminación de Ribrianne ha sido un duro golpe para el ánimo de sus compañeros, y para todo el universo al completo, que estaban siguiendo el Torneo de Poder por una retransmisión en directo. Esto sin embargo permite que los ciudadanos comiencen a mandar su amor hacia Zirloin, Rabanra  Zarbuto, iniciando una transformación. Lo mismo que sucedió con las otras luchadoras, ahora el trío empezaba a brillar y adquirían unas nuevas formas muy similares a las que se mostraron sus compañeras. Ante esa situación, los Androides acuden en ayuda de Goku e igualan el enfrentamiento tres contra tres.

Mientras esto sucede Piccolo vuelve a demostrar sus capacidades deductivas y de observación, descubriendo lo que esconden los namekianos casi al instante. A la Granada Infernal que le lanza, Pilina responde con un Ataque Místico, y ese detalle permite que sus verdaderos planes salgan a la luz. Y es que justo antes de contraatacar, los namekianos detienen el tiempo mostrando que en realidad poseen la fuerza de todos los habitantes de su planeta. Ante ese problema Gohan decide proteger a Piccolo para darle tiempo y que acabe con ellos de un disparo de su famoso Makankosappo.

Tras un tiempo preparando la técnica Piccolo la ejecuta pero para su sorpresa no tiene ningún efecto sobre Pilina, y este rápidamente responde con un Chou Makouhou. El festival de movimientos especiales de los namekianos no paran de sucederse durante todo el enfrentamiento, poniendo por fin en su sitio a Piccolo después de varios meses sin ningún tipo de protagonismo en “Dragon Ball Super”. Ahora ya todos los guerreros del Universo 7 han tenido su momento de una forma u otra.

Al mismo tiempo que esto sucede Goku, Androide 17 y Androide 18 continúan intercambiando golpes con los recién transformados guerreros, mostrando que aún les quedan muchas fuerzas. El Universo 7 sigue respondiendo una y otra vez eliminando a todos los que se les oponen, pero tal y como apunta Whis, el cansancio comienza a hacer efecto. Eso no impide que por el momento consigan empujar al Universo 2 contra la pared, obligándoles a acumular más amor y lanzar una técnica definitiva que ni Ribrianne había sido capaz de dominar.

De esta forma Zarbuto, Rabanra y Zirloin comienzan a brillar, se colocan en formación y dan forma a un corazón gigante de color negro al que llaman Pretty Black Hole. Esta técnica solo se logra tras superar la pesada carga del amor, y se consigue concentrarla en un solo punto creando un punto de gravedad máxima. Tal es su poder que cuando impacta con los luchadores del Universo 7, estos no son capaces de hacer ningún tipo de movimiento, y ni Goku es capaz de teletransportarse con su Movimiento Instantáneo.

Pero entonces algo cambia en el ambiente, y las cosas comienzan a mejorar. A pesar de haber activado dos veces el Migatte no Gokui en menos de 5 minutos, Goku logra sobreponerse a la situación venciendo al amor con motivación. Comienza a acumular energía, se transforma en Super Saiyajin Blue, y lanza un tremendo Kamehameha contra la prisión sobre la que están encerrados  y que les está hundiendo hasta el fondo de la plataforma de combate. Al mismo tiempo Gohan, en la otra punta del escenario, parece sentir las intenciones de su padre, y tal y como ya hicieran para derrotar a Cell, ejecuta de forma sincronizada otro Kamehameha contra sus rivales.

La técnica de Gohan choca de lleno con el Chou Makouhou de Pilina en una explosión de luz que pone a los dos guerreros en sus límites. Sin embargo de manera súbita Saonel agarra las manos del Saiyajin atravesando todas las técnicas y poniendo a Gohan en verdadero peligro. Pero entonces llega el momento que estaban esperando, y ahora sí Piccolo efectúa un Makankosappo cargado al máximo que atraviesa a los dos namekianos y los elimina de manera fulminante.

Por otra parte el Kamehameha de Goku hace lo suyo, logra romper la zona de gravedad, eliminando a Zirloin, Zarbuto y Rabanra. Es así como el Universo 2 y el Universo 6 son eliminados del Torneo de Poder, y acercan más el momento final de “Dragon Ball Super”. Champa antes de desaparecer tienen un pequeño momento emotivo con Beerus, y Ribrianne se despide dando las gracias a todos. La semana que viene será el turno de Vegeta, y con solo 13 minutos restantes, las cosas se ponen cada vez más de cara para el Universo 7. ¿Serán capaces de ganar finalmente?


Contenido relacionado