Sony estuvo apunto de hacerse con todos los personajes de Marvel en los años 90

La crisis del estudio hubiera cambiado la historia que conocemos

Sony estuvo apunto de hacerse con todos los personajes de Marvel en los años 90
 

Dicen que para llegar a la luz hay que pasar por la oscuridad, y Marvel es el ejemplo perfecto de ello. La compañía de los superhéroes vive en la actualidad uno de os mejores momentos de toda su historia gracias al Universo Cinematográfico, pero nadie olvida el periodo sombrío vivido en los 90. Y es que incluso al estudio de superhéroes le terminó afectando una grave crisis que obligó a los directivos a vender, e incluso mal vender muchos de sus personajes. Así fue como Spider-Man, los X-Men o Los Cuatro Fantásticos terminaron en las manos de Sony Pictures o 20th Century Fox. Aquel parche sirvió para sanar las cuentas de Marvel y para solidificar unas bases que posteriormente serían la semilla del éxito. Sin embargo todo podría haber sido muy diferente.

Con Iron Man, Doctor Strange o Black Panther dando vueltas por las oficinas de los estudios en busca de un padrino, Sony estuvo cerca de aprovechar la debilidad de la competencia para hacerse con el reinado de los superhéroes. The Wall Street Journal revela ahora que el CEO Yair Landau ofreció a Marvel 25 millones de dólares por los derechos de todos sus personajes. Sí, no solo del Trepamuros, sino de toda la cartera de supehéroes del estudio. Ike Perlmutter, representante de Marvel en el trato terminó rechazando la proposición, y Sony finalmente solo obtuvo a Spider-Man por 10 millones, pero la historia estuvo cerca de cambiar.

La respuesta de Sony a la negativa de una compañía que no valía demasiado en esa época no se hizo rechazar. “Nadie da una mierda por ninguno de los personajes Marvel.”, contestaba Yandau. “Vuelve y cierra un trato solo por Spider-Man“. Con el paso de los años esa falta sería devuelta con la cesión de Peter al Universo Cinematográfico en un acuerdo que paree haber levantado la bandera blanca entre ambos oponentes. Nadie sabe qué hubiera ocurrido si Sony se hubiera hecho con todos los superhéroes por 35 millones de la época actual, pero quizás Raimi nunca habría dado a luz una de las mejores trilogías de la historia del cine, ni los Vengadores estarían ahora arrasando por medio mundo.


Contenido relacionado