Análisis The Witcher 3: Blood and Wine

PC PlayStation 4 Xbox One
 

Con Blood and Wine, CD Projekt RED nos presenta el final de las aventuras de Geralt de Rivia, la última misión de nuestro brujo favorito, la meta de su desarrollo. Esta segunda y última expansión de The Witcher 3: Wild Hunt resulta realmente impresionante para cualquier persona que haya disfrutado mínimamente de la aventura principal, pues continuaremos con las hazañas de nuestro gran protagonista, pero con un toque bastante interesante, y es que ya lo hicieron con Hearts of Stone, pero aquí lo han mejorado todavía más, con un toque muy cómico en un ambiente bastante oscuro, aunque Toussaint como tal poco tiene de oscuro, es una región muy distinta a todo lo que conocemos hasta ahora en The Witcher 3: Wild Hunt, aunque ahora hablaremos de eso.

En Blood and Wine nuestro protagonista debe hacerse cargo de un contrato en el que le mandan acabar con una bestia en el ducado de Toussaint, un nuevo territorio ubicado al sur del mapa principal, una nueva región completa de unas dimensiones impresionantes, realmente increíble que una expansión cuente con tanto por explorar, pero está claro que La Tierra del Amor y el Vino nos mostrar grandes secretos cuando hayamos pasados unas horas explorándola, pues allí nada es como lo pintan, y esto lo descubriremos con el tiempo.

La llegada del brujo a Toussaint

La llegada del brujo a Toussaint

La ambientación es bastante distinta de base, todo es colorido y pintoresco, las casas no tienen nada que ver con las que pudimos ver en regiones como Novigrado, por ejemplo. La región está ambientada en el sur de Francia, cuenta con castillos de época y caballeros alocados que buscan conquistar bellas damiselas a través de heroicos actos, el juego parece reírse de sí mismo en este apartado, pues la mayoría de caballeros se preocupan más por su fama y su honor que por realizar su labor fielmente, proteger al ducado de Toussaint.

En general todo Toussaint es algo similar a los caballeros, mucha apariencia y poca realidad, por lo que nos encontraremos algunas situaciones bastante comprometidas donde desvelaremos, queriendo o sin querer, ciertos secretos que nadie querría que hubieran salido nunca a la luz, debiendo jurar por nuestro honor que jamás los contaremos, aquí entra el pacto de honor entre caballeros, ¡ah es cierto!, no os he contado que nuestro brujo favorito se mete en una contienda entre caballeros, como si fuera uno de ellos. Aunque lógicamente antes de participar en dicho torneo deberemos jurar por lo que más queramos, nos dan a elegir entre varias opciones, que cumpliremos las virtudes caballerescas de Toussaint, algo curioso, pues los caballeros del lugar no parecen cumplirlas.

Sin desvelar nada más de la trama, cabe destacar que CD Projekt RED ha logrado crear un juego más largo e interesante que muchos otros a los que he jugado previamente, ¡y se trata de una expansión! Al César lo que es del César, el equipo polaco ha realizado un trabajo impresionante con Blood and Wine, entre treinta y cuarenta horas de juego, más de 90 misiones nuevas, unas 14000 líneas de diálogo adicionales, nuevas armas y armaduras, nuevos enemigos…podemos hablar fácilmente de un juego totalmente independiente de su base, pues a pesar de que se trata del mismo protagonista y la misma forma de jugar, todo cambia, desde la localización, hasta el tipo de misiones o la forma de llevar la trama principal, aunque ahora pasaremos a esto, que es bastante interesante para tratarlo por separado.

La duquesa de Toussaint, su gracia

La duquesa de Toussaint, su gracia

Geralt de Rivia es un brujo, como ya sabrán hasta los más novatos en el tema, y como tal su día a día suele ser aceptar contratos y cazar monstruos. Pues bien, en Blood and Wine le han dado un giro de tuerca a esta labor, y nuestro protagonista se convertirá en Geralt “Sherlock Holmes” de Rivia, pues tendremos que realizar labores detectivescas para continuar y superar nuestra aventura. Realmente se siente bastante cómodo cómo han incluido la investigación dentro del juego, pues, aunque hasta ahora ya existía, teníamos que investigar algunas pistas, en esta ocasión se hace mucho más real. Nos contrata la duquesa de Toussaint para resolver unos crímenes y nuestra labor será averiguar quién, por qué, cómo y obviamente detenerlo. ¿Qué más podemos pedir que un brujo detective como protagonista?

Como ya mencionamos anteriormente, la jugabilidad apenas sufre cambios, aunque si se ha incluido un nuevo sistema de mutaciones, permitiendo mejorar nuestro personaje con 12 habilidades totalmente nuevas, cada cual más impresionante. Algunos ejemplos de estas mutaciones son que un signo puede realizar un golpe crítico. Haciendo que los enemigos eliminados de esta forma exploten. Otro ejemplo es que, en lugar de morir, nos hacemos invulnerables durante unos segundos y volvemos a tener la vida completa, aunque solo podremos usarlo una vez cada 180 segundos. ¿Increíble verdad? Nuestro Geralt se convierte en todo un súper héroe, y lo mejor de todo es que tiene justificación en la trama, no nos los incluyen así porque sí. Por lo demás todo sigue igual, podremos movernos, galopar, atacar, beber…nuestro brujo sigue manteniendo todas sus capacidades intactas, incluso las más soeces de ellas.

¿Qué ocurre aquí?

¿Qué ocurre aquí?




Sí que han cambiado radicalmente las interfaces, y eso es algo que era muy necesario, pues hasta el momento había algunos paneles bastante confusos como era el del inventario. Se trata de un cambio para mejor, ahora todo está mucho más ordenado y cómodo para el jugador. También otros menús como el de habilidades del personaje se ha rediseñado, aunque en menor escala, simplemente para darle un toque más limpio y ajustado al resto de la interfaz. Todos los paneles se han rediseñado, aunque los más reseñables son inventario y libros, este último porque han hecho algo que todos los jugadores habían pedido, organizar bien los libros para que no fuese una tortura leerlos todos, saber cuáles habíamos leído y cuáles nos interesaban.

Otra de las novedades que llegan con Blood and Wine es la posibilidad de tener un hogar, esto es algo que se echaba bastante de menos en el juego principal y la primera expansión, pues al tratarse de un juego de mundo abierto, uno espera tener un lugar al que volver, un sitio al que llamar casa, donde puedes dejar desde tus armaduras y tus armas, hasta cualquier otro objeto de valor que desees. Si bien es cierto que antes teníamos alijos por ahí repartidos, verlo en tu propia casa se hace mucho más placentero, además podremos decorarla a nuestro antojo, e invertir dinero en mejorarla, todas estas labores las llevará a cabo nuestro mayordomo Barnabas Basil, y lo mejor de todo es que al fin podremos gastar todo el dinero que habíamos acumulado hasta el momento, ¿qué mejor noticia?

En definitiva, CD Projekt RED se ha superado con esta expansión, ha logrado que se asemeje a un juego completo en sí mismo, y de hecho puede llegar a serlo, pues existe un modo de juego que directamente te crea un personaje al nivel adecuado, con ciertos objetos base y algo de dinero, y te permite iniciarte directamente en la trama de Blood and Wine, un buen punto para la compañía dado que se trata de una historia totalmente adicional, que nada depende de lo realizado hasta el momento. Con todo lo dicho hasta ahora, no me queda más que alabar la creación del estudio polaco, no hay más que buenas palabras para esta aventura que nos ofrecerá entre treinta y cuarenta horas de nuestro brujo favorito por última vez. ¿Estáis listos para la última aventura de Geralt de Rivia?


Positivo

  • Trama totalmente independiente y renovada
  • Nueva y enorme localización: ducado de Toussaint
  • Duración más que aceptable, entre 30 y 40 horas
  • El ducado de Toussaint es realmente curioso, nada es lo que parece y no pareces darte cuenta
  • Geralt "Sherlock Holmes" de Rivia vive una gran aventura
  • Geralt tiene un hogar
  • Mucho humor bien incorporado
  • Más de noventa nuevas misiones que realizar

Negativo

  • Algunos fallos técnicos procedentes del juego base
  • Un porcentaje ínfimo de las misiones pueden resultar algo incómodas
9.5

Increíble

Política de puntuación