Netflix estrenará sus películas originales también en los cines

Todas sus producciones llegarían al mismo tiempo a las salas de cine

Netflix estrenará sus películas originales también en los cines
 

Desde que la plataforma de streaming apareció hace unos años, la industria del entretenimiento audiovisual cambió para siempre. Hasta ese momento el mercado doméstico y el de las salas de cine habían permanecido unidos únicamente por la cadena de distribución que permitía la llegada de las producciones al formato Blu-Ray y DVD. Sin embargo, Netflix reinterpretó el modelo de negocio de la ficción en la televisión y comenzó a competir directamente con los cines. La mayoría de la industria intentó hacerle frente y pese a que algunas cadenas como HBO ya han comenzado a instalar servicios similares, la empresa californiana sigue acaparando gran parte de los beneficios. Además, durante los últimos años la plataforma en streaming también se ha volcado a la producción de largometrajes, suponiendo un agravante directo para los estudios cinematográficos.

El enfrentamiento entre las compañías y Netflix es evidente, si tenemos en cuenta que esta segunda ha destruido el sistema de negocio que tenían los estudios y se ha hecho con gran parte de los beneficios. Las series cada vez más aspiran a ocupar el lugar de las grandes producciones cinematográficas, y por eso ahora parece que Netflix ha decidido enfrentarse a la competencia cara a cara. En una carta a los accionistas, la empresa ha abierto una vía para que sus películas originales lleguen a los cines al mismo tiempo que a su plataforma. Según como lo ve Netflix, haciendo eso se ayudaría a las salas de cine, las cuales son curiosamente las más afectadas por el crecimiento del servicio:

“Partiendo de que nuestros miembros son los que están creando esas películas, deberían ser ellos los primeros en verlas. No obstante también estamos abiertos a apoyar a las grandes cadenas de cine estadounidenses como AMC y Regal. Estamos abiertos a que si quieren ofrecer nuestras películas, como por ejemplo la inminente ‘Bright’ protagonizada por Will Smith, lleguen a los cines al mismo tiempo que Netflix. Dejemos a los consumidores elegir.”

Este movimiento por parte de la compañía sería una clara intención de tregua sino fuera por la última frase lapidaria de la carta. El hecho de que Netflix escenifique la posibilidad de que los consumidores decidan que es lo que prefieren es una clara provocación. El espectador que ya esté suscritos a la plataforma es probable que opte siempre primero por ver las películas en el sofá de su propia casa, teniendo en cuenta que el desembolso ya lo ha realizado previamente. En el caso de no estar suscrito, supone una buena noticia para los amantes de las producciones de Netflix, no obstante no deja de ser un nuevo episodio de enfrentamiento. Habrá que permanecer atentos para ver cómo reaccionan las distribuidoras ante esta noticia.


Contenido relacionado